Una jornada electoral en común

Senyor_G

Si esperan un análisis de datos de las municipales en Catalunya, el área metropolitana o sólo de la misma Barcelona, siento defraudarles. Estaba demasiado ocupado participando el domingo como apoderado y ayer lunes con reuniones en el barrio para valorar un poco todo. 

Aun así, habiendo estado con la candidatura ganadora de Barcelona en Comú (BComú) debería estar eufórico, y no, contento sí, pero no eufórico. Personalmente me pesan los resultados de Izquierda Unida, sobre todo los de Esquerra Unida del País Valencià, es injusto y ahí me quedo. También pesan otras cosas, cierta responsabilidad de la oportunidad que se presenta. Me viene a la cabeza algún estudio sobre cómo se alegra más uno si con la medalla de bronce que con la de plata. Si fuese deporte esto de la política como a veces parece, los de la CUP con 3 entrando en Barcelona deben estar más contentos que los que hemos ganado (minoría mayoritaria). También es cada uno es como es. 

Ahora nos toca a BComú pensar que queremos priorizar en los pactos con las otras fuerzas, se apunta a negociar con PSC, ERC y CUP. Pensar cómo queremos decidirlo y pensar hasta dónde queremos llegar en los pactos: lo inmovible, lo acordable y lo renunciable. Para mi todo nuevo si soy sincero en mi pequeño papel militante en el distrito.

Como nuevas fueron un montón de sensaciones en la jornada electoral. Eso de tener suficientes apoderados para poder salir y entrar en el local y no estar sólo pendiente de varias mesas, la sensación de estar jugando para ganar las elecciones. El viernes, en el acto de fin de campaña en Sants-Montjuïc, un compañero de AEP primero en la universidad y luego en la recién nacida EUiA nos echábamos unas sonrisas pensando que podíamos apelar al voto útil de la izquierda y que incluso Collboni se había quejado de la bipolarización de la campaña. Qué tumbos da todo últimamente.

Eso sí, en la jornada hay cosas que no cambian. Presidentes de mesa que no son conscientes de la envergadura de su función y pasan de leerse el manual. Esas cosas que luego hacen que no se cuelguen a la entrada del local la lista de calles vinculadas a la mesa. Estuve en 2 colegios, además de aquel en que voté. En el primero les iba sugiriendo al mediodía a los presidentes que echasen un ojo a lo que tendrían que hacer en el recuento. En el último iba a apoyar al recuento y coprotagonizé una escena que no me gustó nada y además, de entrada. La gente tiene prisa por irse a su casa, lo entiendo, pero hay que joderse y la democracia exige un esfuerzo. En el cole había 6 mesas. En una, cuando todavía hay votantes en las otras, tiene ya la urna abierta y cuentan sobres y tienen el fajo de voto por correo con una goma. Al intentar preguntar, uno me dice que está contando  y que no le moleste, que le deje hacer su trabajo. Otra, que cada mesa va a su ritmo. ¿Se imaginan que algún votante fuese a otra mesa confundido como pasó varias veces? Y otra cosa fundamental, que tu voto no quede identificado como lo iba a ser si aquellos votos no iban con el resto vulnerado. Insisto educadamente, y el del recuento  le dice al presidente que me eche. Ahí reconozco que me equivoque, subí también mi volumen y eso tiene mal recorrido. Le digo que estoy haciendo mi trabajo. La señora de la mesa, que hay un señor que les ha dicho que no los metieran. Le pregunto qué señor. Y que no lo saben, que un señor. Le digo que yo también soy señor y blando mi acreditación. El remate, un chaval de ERC que me dice que lo están haciendo bien y requeteremate, una chica pizpierreta de la CUP que me dice que estoy alzando la voz y que los deje hacer. Esto también es nuevo siendo moderado por una persona de la CUP.

Sí, lo tenía que haber afrontado de otra forma. Seguro. Luego, con mediación de algún compañero de BComú con buen criterio, hicimos las paces el contador presidencial y yo. Pero sin duda me sorprende. Insisto, tenía que haberlo hecho mejor, pero sólo puedo decir que si tengo que esperar a que acaben, voy listo y que cada vez que tengo determinado amigo de Madrid cerca, me meto en líos dialécticos grandes. Esta vez él no había dicho nada, pero no le hace falta para que se lie.

En otra mesa, otro presidente con prisas. La mujer lo llamaba y no parecía entender que el estado es más importante que el amor, el deseo y la cosas domésticas, descubrió que el papel de calca oficial se calca aunque escribas en lápiz, no por ser oficial sino por ser de cala. Esto después de decirle que hiciera los cálculos y borradores en un folio aparte. Ahora bien, jódete que le salió bien a la primera.

Y mi amigo de Madrid, mientras ayudo en un recuento, ahí muy tranquilo y educado. Dice que a él le gustan mucho más las elecciones a rey. Una chica joven de como mucho 19, duda y pregunta por esas elecciones. Alguien le comenta que no hay, y jódete dice estar de acuerdo con mi amigo, que ella también quiere república. ¿Cómo no se va a liar yendo con este tipo?

Otro día les cuento otras cosas del estilo de otras jornadas, tengo ganas, sobre todo para que explicarles cómo se movían en l’Hospitalet los del PSC, como Pedro por su casa es poco. 

Y después de eso, esperar a la última mesa; no quise saber del todo el porqué pero se les lió la cosa. Y llegué tarde a uno de los 3 puntos en el distrito dónde ir con las actas. Fabra i Coats me quedaba lejos y había que trabajar el lunes. Abrazos, alegrías, besos, hambre de ganar. Sí éramos una coalición de perdedores, no sé si alguno de los que nos encontramos el domingo en el Ateneu Rebel de Poble Sec había ni siquiera votado a una candidatura ganadora alguna vez. Pero míranos allí junto animados, habiendo suplido nuestros defectos con las virtudes de los demás; hemos ganado en menos de un año lo que no hubiésemos hecho por separado. Ahora nos toca seguir haciendo política como hemos dicho que la haríamos.

12 pensamientos en “Una jornada electoral en común

  1. Muchos de quienes votamos a Manuela Carmena jamás votaremos a Podemos. De la misma forma que en 2004 muchos votaron a ZP con el único objetivo de echar a Aznar, el domingo no pocos de quienes votamos a esa agrupación ( o lo que sea) lo hicimos para impedir que Aguirre fuera alcaldesa. Parece que lo hemos conseguido. Toquemos madera. Dicho lo cual no me ha gustado la reacción de Podemos e Iglesias ante el resultado, ese querer monopolizar el éxito. Va a tener Manuela Carmena más problemas con los chicos de Podemos que con los posibles apoyos del PSOE y Carmona. Veremos. En este punto reitero mi asombro: todos dan como seguro en Madrid que el PSOE debe apoyar a Carmena si o si. Perfecto. Yo creo que lo debe hacer. Pero muchos de esos mismos mantienen que Teresa ponga condiciones ( algunas muy ridículas) a Susana en Andalucía. Podemos sigue con el piloto automático de sus mantras. Todavía no se ha dado cuenta que solos no pueden ni rozar el cielo. Esperemos que empiecen a aterrizar en la realidad.

  2. (…) En Madrid, Barcelona, Valencia, Zaragoza, La Coruña y Bilbao el Partido Socialista no alcanza a ser ni siquiera la segunda fuerza política, se ha perdido respecto a las elecciones municipales anteriores, tenemos los peores resultados desde 1978; y sólo en Asturias y Extremadura somos el primer partido. Si alguien se atreve a decir que el PSOE ha tenido un gran resultado electoral en estas elecciones, o no se entera de nada, o tiene, por el motivo que sea, intención de engañar. Ha sido una derrota sin paliativos… Es cierto que puede obtener más poder del que ha tenido hasta ahora, pero una cosa es gobernar, que se puede hacer con pactos múltiples, y otra bien distinta que no ofrezca preocupación el «estado de salud» del Partido Socialista (…) El PSOE está siendo incapaz de adaptarse a la sociedad que contribuyó a cambiar; que de un tiempo a esta parte se nos revela como un partido viejo, al que se vota por rutina. Esa realidad que es apreciada por los propios dirigentes socialistas, han intentado cambiarla estos últimos años con soluciones procesales: las elecciones primarias y un continuo cambio de rostros; buscando siempre al más joven, al que menos pasado tenga. Muchas palabras, muchas historias del pasado, pero poca credibilidad y ninguna idea realmente nueva desde hace más de 10 años. Sin embargo, hoy los resultados les dan a los socialistas una nueva oportunidad, la posibilidad de hacer pactos –que en las municipales no deja de ser habitual–, permitiéndoles gobernar algunas Comunidades Autónomas donde no han ganado y algunas ciudades en las que tampoco son la primera fuerza. Pero estos resultados les presenta a pocos meses de las elecciones generales una encrucijada diabólica: SI SE CONFORMAN CON OBTENER PODER CON LOS APOYOS DE PODEMOS….SE IRAN DILUYENDO POCO A POCO, COMO HA SUCEDIDO EN OTROS PAISES DE NUESTRO ENTORNO; SI POR EL CONTRARIO SE REFUNDA CONVIRTIENDOSE EN UN PARTIDO REFORMISTA DE CENTRO IZQUIERDA, ENTENDIENDO QUE A SU IZQUIERDA EXISTE OTRA IZQUIERDA HOY PLETÓRICA POR LOS RESULTADOS DE LAS ELECCIONES MUNICIPALES [y con la que no tiene por qué coincidir ni mucho menos converger, añado yo] PODRA RECUPERAR UNA POSICION PRIVILEGIADA EN LA POLITICA ESPAÑOLA.
    Hoy el PSOE es un partido sostenido por la costumbre, sin nuevos apoyos y perdiendo los sectores más dinámicos de la sociedad; depende de ellos que mañana vuelva a ser un partido útil. Se mueven entre la borrachera que provoca el poder a su disposición y unos resultados electorales que les muestran insistentemente que no son tan necesarios como lo fueron anteriormente para una sociedad que ellos mismos ayudaron a transformar (…).

    “Política, sobre todo, mucha política”, Nicolás Redondo terreros (El Mundo, 26.5.15)

  3. Muy emotivo todo: verte votar a una candidatura ganadora por primera vez; ver la misma euforia en la cara de los ganadores que la de esos entrenadores búlgaros de gimnasia que no sabían si alegrarse cuando sus chicas ganaban la medalla de oro, por delante de la URSS; verte perder la compostura, por primera vez en muchos años, y hacerlo en defensa del anonimato del votante por correo (para causas perdidas, los de siempre); ver la desazón en la cara de aquella pobre infeliz al preguntar si las elecciones para Rey de las que le hablaba habrían sido hacía poco y se las habría perdido por despistada (y su alegría al descubrir que no, que en esta ocasión nadie había sido convocado para elegir Monarca); y muy emotivo me resulta leer que, callado como estuve, haciendo gala de un seny que ni el mismísimo Francesc Macià, a pesar de lo mucho que podría haber dicho, tanto a tu favor, como en tu contra, la culpa de la primera pelea de tu vida la tenga yo.
    Menos emotivo es que yo volviera a votar a formaciones que ni ganaron, ni formarán gobierno. Para una vez que estarán los míos manejando el cotarro en el Palacio de Correos -Tamayos mediante- y se me ocurre votar en Getafe. Esto es sí que es ser el novio de la muerte y no lo que canta la Legión.

  4. Pues felicidades! Ayer estaba preocupado, no sabía en qué hospital estarían els senyor J y el senyor G como consecuencia de un coma etílico tras celebrar los resultados. Es como cuando el Atleti gana la liga, no? (que cada uno otorge el papel de Barça-MAdrid a CIU-PSC según prefiera)

    “blando mi acreditación” muaaahhh Muy fan de la pizpireta que está “contra los violentos” muaaahhhh 🙂

    Fantástico artículo cualitativo. Para sobresaturacón de cualitativos y gráficos las que estamos viendo.
    Felicidades, lástima lo de Lleida. Y en Girona… igual la culpa tiene nombre… de mujer…
    Y gracias! a los apoderados en general.
    Cuente lo de L’H. Yo solo se que hubo problema con apoderados del PP traidos de Aragón

  5. Es que nadie va a hablar de Badalona en Comú? Colau en verdinegro. O Carmena en versión mediterranea. Por fin, alcaldesas.
    Bueno… en BDN ya habían tenido.

    http://i.ytimg.com/vi/OVGtS1khatI/maxresdefault.jpg

    5 escaños para Badalona en Comú
    3 escaños de ERC tambien al saco (lo afirmaban pol twiter)
    4 del PSC que sí votan pero no entran en el gobierno (periódico)

    Va, venga los dos de ICV.. a la una… a las 2… als 3

    14 votos! Albiol a tomar viento!

  6. Carmona debería apoyar Carmena si limpia ahora Madird de corr.. eh un momento, que tengo que cambiar el mantra!

    Santa Teresa dice que no cambia Cadiz por investidura. Alabado sea Troski

    Es una moda, Carles Vega de ERC Lleida dice que igual puede hablar con el PSC, pero que se vaya el alcalde Ros de entrada.

    Senyor J, los del comu de Lleida son podemitas o guanyem o de donde salen Gracias

  7. Senyor_J está discolo últimamente tiene mis alegrías pero no mis sufrimientos.
    Ya explicaré mis batallitas viejas de lh. Ojo en LH que un Guanyem que lo era por pillar el nombre ha sacado 2 y que incluso ha entrado la CUP y ERC, CiU baja por eso a 1. Vamos que la suma de CiU+ERC+CUP son los 4 de siempre de CiU, eso no quiere decir que a la CUP no le haya votado otra gente, que es evidente que lo ha hecho.
    En Badalona falta que la alternativa se ponga de acuerdo, porque varias de esas candidaturas salen de batallas familiares.
    No me haga hablar, no me haga hablar de pizpiretas jajajajaaja, como me tengo que ver.
    Lo de Girona no creo que sea culpa de Pibernat, y si lo es es por haberse retirado.

  8. Está muy bien la exposición del senyor G sobre la jornada electoral, aunque de los comentarios he de matizar que mi apetencia por los comas etílicos es escasa.

    Lo de Badalona también está muy bien, aunque aquí es imposible hacer nada sin cuadrar mil siglas, con las complicaciones que eso tiene para la gobernabilidad y con la vieja política que algunos querrán utilizar en la puesta en práctica de dichas alianzas: pedir pedir pedir… Eso vale para Badalona, pero también para Barcelona, donde cuadrar pactos con ERC y PSC se antoja verdaderamente complicado, con el añadido de que lo que salga haya de ser del agrado de las CUP. Veremos como se les da…

  9. Fabra anuncia que se va. Es que tenía razón Rita, ¡qué hostia, qué hostia!

  10. Haga mi primera intervención para replicar al entrañable señor G y su valoración de los resultados en l’Hospitalet…
    Me parece divertido el discurso étnico que se hace en referencia a los ediles de CiU, ERC y la CUP, “los cuatro de siempre”…
    Como si otro equiparara los votos de PSOE , PXC , IU , PP y Ciudadanos, los de siempre…
    Y esto que viene de parte de los supuestos internacionalistas… Como era, antes roja que rota o al revés?

Deja un comentario