Un elogio de la Pereza

Sicilia

En esta época, cuando el estío se despide y el tiempo que se nos cae encima trae toda la depresión post vacacional, todos los líos, todo el estrés, los madrugones inclementes y los horarios interminables, apetece hacer un manifiesto de resistencia.

 

Cuando todavía están frescos los recuerdos de playas y prados, de atardeceres morosos y  siestas imperiales, de calmos paseos, amenos entoldados de carrizo, cervezas heladas y frescas cenas disfrutadas con su debida ceremonia, se nos echa encima el tiempo de exigencia de virtudes ceñudas, flacas y estreñidas, qué horror.

 

Sólo los valores sufrientes tienen consideración social y económica. Austeridad, laboriosidad, rigor, disciplina, sacrificio, renuncia, abnegación, ayuno y abstinencia, incluso dolor. Sólo estos conceptos terribles son elogiados. Llámese el causante luteranismo, moral judeo cristiana o la freudiana fase retentiva anal ¿Cómo puede el ser humano hacerse eso a si mismo?

 

¿Cómo va a ser tan malo o tan contraproducente algo que a nuestra intuición se revela tan positivo? No pueden ser malas cosas tan agradables como la holganza rezongona de no madrugar.

 

¿Qué hacer con la prodigalidad, la cachaza, incluso la pachorra, la mandra catalana, la galbana castellana, el reposo, la siesta del cordero, la tumbona, el “no te molestes” y el “tan ricamente”? ¿Cómo que no son morales? ¿Por qué sólo traen la deshonra a una casa y representan baldón de infamia? Errores, falta de apreciación, podría decirse.

 

Hay causa para defender la holganza, hay causa para reivindicar esa dulce sensación que invade nuestros cuerpos en veranos, domingos y festivos, entre otros. Hay causa para no condenar ni censurar a la injustamente vituperada Pereza. La ocasión merece la pena. Defendámosla, elogiémosla, reivindiquémosla.

 

Dos clásicos clasiquísimos, pilares indiscutibles de la cultura occidental, ya nos dan pistas en esa dirección. Shakespeare le hace decir a Julio César a la hora de elegir consejeros: “que los hombres a mi alrededor sean gordos y de rostros lustrosos de dormir bien por la noche”, en contra de los delgados y con pinta hambrienta por pensar demasiado, siendo estos últimos peligrosos por esa razón. Ahí hay un detalle.

 

A través de Platón, en cambio, conocemos a Sócrates, padre de los filósofos, insigne perezoso entre los perezosos. Tal era su compromiso con la Pereza que en su vida escribió una letra, que ejercía su docencia en animadas reuniones campestres y que en coherencia con ello, y con total desvergüenza, parte de su pensamiento nos es legado en una obra que se llama “El banquete”.

 

Platón no podía escapar a tan benéficas influencias, de ahí que su República ideal esté regida por sosegados filósofos, hijos de la razón, que no se manchan con el trabajo manual, y elucidando con acierto el mejor gobierno. Sólo le falta a ese poder legislativo tan mediterráneo, la sombra de una higuera con un frugal plato de aceitunas y quien sabe si vino.

 

Y es que de la Pereza puede decirse perfectamente que es virtud moral y benéfica. La Pereza no engendra dictadores, genocidas, ni mártires, ni fanáticos, es más, es su adversaria natural. La Pereza es opuesta a conceptos como “tiranía”, “explotación”, “opresión” o “represión”, por consumir demasiada energía el ejercerlos, entre otras cosas. La Pereza no se ufana en buscar ofensas inferidas, ni en cultivar rencores milenarios, por ser agotador tales ejercicios de perspicacia y de odio memorioso. Contra la diligencia y laboriosidad con la que se mantienen memoriales de agravios que enquistan conflictos eternos, la Pereza es el humus idóneo para cultivo del perdón.

 

La Pereza, por el contrario, es tolerante y gusta de la ecuanimidad aunque sea por no discutir ni oír una discusión demasiado tiempo. Donde algunos dicen “a por ellos”, ella dice “allá ellos”. La Pereza no hace prosélitos ni correligionarios, por ser contrario a su propia esencia el ir por la calle dando la tabarra.

 

La Pereza es morigerada y autorreguladora. Las virtudes ceñudas y estreñidas no se satisfacen jamás, son de naturaleza extremista y fanatizadora, el austero siempre mirará con admiración al sabio que se come las hojas que el arrojó, el sufriente, al que sufre mas que él, y así sucesivamente. La Pereza en cambio no busca records, se agota cuando llega a un tope –uno se cansa de no hacer nada- y no esclaviza a su practicante. Ningún perezoso aspira a tener el título  de más perezoso del mundo, el concepto es antitético por requerir para ello el esfuerzo.

 

La Pereza es reflexiva y sosegada. La Pereza piensa dos veces, o tres si fuese preciso, pero no actúa de forma alocada. Aquilata, sopesa minuciosamente, contrapone de forma exhaustiva la conveniencia de iniciar un determinado curso de acción, en realidad, cualquier curso de acción.

 

Pero es que hay más, la Pereza no es sólo moral y benéfica, sino útil y provechosa. Paradigmáticamente es el  vicio privado –en este caso, virtud-  que redunda en beneficio público, del que se cuantifica en sonante, además.

 

Todas las economías desarrolladas brillan por la presencia señera de un sector cuyo nombre no puede ser mas indicativo:”Servicios”.

 

El Sector Servicios supone un 71% en la economía de la Zona Euro, Un 77% en la Economía británica y en torno a un 68% en la alemana y la española, todo eso, originado en el muy arraigado hábito de que los demás hagan cosas por nosotros. Si eso no es una faceta productiva de la Pereza, ¿qué lo es?

 

Y es que ¿dónde irían camareros, hoteleros, restauradores, si no hubiese simpatizantes de la buena vida?, ¿qué negro futuro aguardaría a peluqueros, manicuras, masajistas, etc., si todos fuésemos diligentemente austeros auto-proveedores?, ¿qué pasaría con el comercio, grande o pequeño, sin gastar en pequeñas fruslerías? Todo iría a la extinción de propagarse en exceso las virtudes cejijuntas y pasásemos la vida apretando los dientes y demás prácticas seudo masoquistas.

 

Pero lo más importante, la Pereza en España es una virtud también patriótica.

 

Nuestro sector turístico entero, honra de la economía nacional, vive sobre todo, de la mundial pereza y el regustito universal de tumbarse a sol y sombra. Vivimos gracias a importar y atender convenientemente a perezosos del resto del mundo, ¿qué seríamos sin el “a pie de playa”, el “a domicilio”, el “todo incluido”, el “no se moleste”? Pánico da pensar en Benidorm, las Baleares o la Costa del Sol si la Pereza no gozase de buena salud en el mundo.  De imponerse la severa regla de la virtud tradicional y fría, ¿de qué íbamos a llenar esas localizaciones?, ¿de fábricas de despertadores?, ¿de monasterios cartujos? La sola imagen escalofría.

 

Por la Pereza hacia el bien, los caudales y el bienestar,  y además, envueltos en la bandera patria.

 

Loor, pues, a la modesta Pereza, que no será fantasma que recorra Europa, ni Reich que dure mil años. Alcémonos, ahora después, gritemos, pero bajito, marchemos, a ritmo suave, a reivindicar con energía, pero sin pasarse, la dulce y necesaria pereza, y esperando con nostalgia resignada, despidámosla hasta que las próximas vacaciones nos permitan echarnos en sus acogedores brazos.

 

 

39 pensamientos en “Un elogio de la Pereza

  1. Fernando, se confunde Vd cuando asume que si a un policia no se le responsabiliza de un hecho presuntamente delictivo ello se debe a no se qué del Gobierno, teniendo en cuenta que la cuestión está sub iudice.
    Jomeiny, no me puedo de creer que Vuecencia no conozca a nadie que no haya querido acortar su vida. Igual es que Vuecencia no habla demasiado con los ancianos de su entorno. Ah, y que conste que me sumo con placer a su declaración de abandonar el tema de una vez… que ya era hora de llamarnos a los demás nazis, no te jode!

  2. Magallanes 61 de ayer, creo que le ha dado Vd la réplica perfecta a L.A., que me siento absolutamente incapaz de comprender, al igual que no comprendí apenas nada del artículo de cabecera 🙂

  3. Marta 64, muchas gracias. El feliz acontecimiento está previsto para finales de octubre pero todos los indicios apuntan a que se adelantará un par de semanas: la criatura tiene un tamaña considerable ya y reclama su salida al mundo exterior a veces incluso con violencia!

  4. El Gobierno anuncia que instará una reforma del Código Penal que permitirá la libertad vigilada de terroristas y violadores tras cumplir su condena por 20 años si no están rehabilitados. De reformar que reformen bien. Si De Juana está rehabilitado que le dejen en paz y si no que se le vigile hasta que alguien (no el de DC) lo considere rehabilitado, lo mismo que para los violadores. Por qué imponer un límite temporal? La finalidad de nuestro Derecho Penal es la rehabilitación: si la prisión lo consigue, perfecto, y si no hasta que se rehabilite.

  5. Chapeu por el artículo, Sicilia, si bien completamente manipulatorio. Si Vd tuviera la virtud de la pereza no lo habría escrito, para qué? Me parece que ha confundido pereza con sosiego, cuando se refiere a la virtud de la reflexión (ya dijo Tayllerand que “sur tout pas de zele”, sobre todo no celo) (contrariamente a la cita habitual de sur tout pas trop de zele, sobre todo no demasiado celo). La holganza es un pecado y como todos ellos muy saludable en su justa medida. Pero la pereza es la holganza cuando no toca, el no atender a los turistas cuando te va el puesto de trabajo en ello, el no responder a los saboteadores del blog porque se empecinan en llamarte nazi…
    Por supuesto que prefiero pasarme de perezoso antes que de calvinista pero decían los sabios, presuntamente perezosos, que la virtud está en el término medio.

  6. Elogio de la comida

    Me gustaría poder parar una hora para comer algo caliente charlando de la nada con mis compañeros, como hacía en España, en lugar de tener que comer un bocadillo de algo intraducible, sentado delante de la página de youtube, de El País, del As o de DC 🙁

    Y elogio de la pereza también, de todo eso que escribe Sicilia, aunque el sector servicios también se encargue de trabajar por nosotros… mientras nosotros trabajamos en otra cosa 🙁

  7. Dí que sí, Sicilia.

    Aunque en mi caso, lo de la vuelta a la rutina cejijunta es compatible aún con las escapadas vespertinas a la holganza playera: ventaja de vivir y trabajar junto al mar. Eso permite un aterrizaje suave en la laboriosidad y evita la depresión postvacacional.

    Leyendo esos comentarios sobre los filósofos griegos me ha venido a la memoria algo que leí a Gore Vidal, en un libro sobre “la invención de la nación”, de los Estados Unidos de América, que recoge lo que fueron los debates de las primeras etapas de ese país, con la presidencias de Washington, Adams y Jefferson. Ya en el epílogo de la obra, evoca Vidal una conversación que tuvo años atrás con el presidente Kennedy, paseando por una playa. Kennedy (cito de memoria) le confesaba su fascinación por los debates profundos de aquella época fundacional de la nación que comparaba con la pobreza de los discursos y las discusiones contenporáneas. Se preguntaba cómo era posible que aquellos padres de la patria -de una patria entonces muy pequeña aún-, fueran capaces de producir tan perdurables reflexiones. “No hay nada así ahora, ¿cómo lo hacían?”. Vidal le contestó que se debía a que aquellos hombres “tenían tiempo”, pasaban largas temporadas en sus granjas, holgando, leyendo, reflexionando y, seguramente, leer la prensa y escribir cartas podía ser su rutina más esforzada.

    ¡”La ociosidad madre de todos los vicios”? ¡Qué disparate curil!

  8. Ay, cómo he disfrutado con el artículo del día. Al principio pensé que estaba en presencia de un clásico, hasta que al final uno se topa con los luteranos y judeo-cristianos porcentajes del sector servicios en la zona euro y descubre que el autor no debe predicar con el ejemplo y se estudia las estadísticas en lugar de bajarse con los colegas a tomarse un pincho de tortilla.

    Y el pincho de tortilla me da pie a refutar la idea fuerza de este artículo tan divertido, pues me parece a mi que no se trata de un elogio de la pereza, sino más bien de los placeres de la vida, de la tranquilidad del espíritu, de la ataraxia epicurea, pero no de la pereza, que sigo considerando vicio nefando. En contra de lo que afirma Sicilia, hay perezosos malísimos. Sin ir más lejos, ahí tenemos a Mayor Oreja, que por levantarse tarde no llegó a una votación crucial de presupuestos en el Parlamento Vasco y permitió que Ibarretxe se saliera con la suya. Ahí tienen también a Don Mariano, un personaje indolente que presume de no tener otra lectura que la prensa deportiva. Y qué me dicen de los funcionarios perezosos que se gastan una terrible mala leche cada vez que un ciudadano les reclama que hagan su trabajo. La justicia está llena de jueces cabrones que no dan palo al agua. ¿Y la universidad? ¿No han notado que los catedráticos, cuanto más perezosos, más miserables?

    La manifestación más terrible de la pereza puede observarse en verano: todos esos turistas tumbados durante horas friéndose a la parrilla con los cegadores rayos del sol estival. Eso, que hoy nos parece normal, será estudiado dentro de unos siglos por los antropólogos como manifestación inequívoca de la decadencia de occidente.

    Una cosa es disfrutar de la vida, otra bien distinta la pereza. Para disfrutar realmente de la pereza, hace falta trabajar como una mula. El que es perezoso las 24 horas del día suele ser un amargado. He dicho.

  9. Mientras no se arreglen los baches, puentes, cruces, calzadas etc. etc. por los que circula el tráfico judicial, hablar de que si fulanito, o menganito, tropezó y produjo un accidente y hay que machacarle con una multa de tráfico ejemplar, olvidándose de todo lo demás que pudo haber sido la causa fundamental del tropiezo, no es más que no querer ver el verdadero problema de la justicia de este pais y dejarlo sin solucionar. Hacer pagar al cabeza de turco al que le haya tocado meter la pata o sería más que una arbitrariedad más.
    Yo creo que la sanción impuesta al juez Tirado es la mejor que le han podido poner, ya que nos enfrenta con la realidad, cosa que hubiese quedado oculta si se hace una sanción ejemplarizante y que no sería más que una cortina de humo. Esta sanción, en apariencia muy leve, deberá servir para que los que tienen la misión de escribir en el BOE e invertir en infraestructura, lo hagan, y con ello solucionen las carencias existentes y se dejen de realizar manifestaciones que no resuelven nada, que para eso estamos los demás.
    Un juez no debe ser sancionado más allá de lo que la tipificación de las posibles faltas y sus sanciones establezcan para los casos de fallos, o errores administrativos, imputables a su actividad. No tiene por qué ser agravada la pena establecida, si un tercero, único responsable de sus propios actos, abusa del error para matar a una niña, ni tampoco reducir la pena establecida, si el delincuente que siga en libertad por ello, salve en la playa a una niña de morir ahogada.
    El problema de la administarción de justicia es muy complicado y, creo yo, que tiene tantas o más causas provenientes de la falta de modernización de los sistemas y controles, que de los errores humanos, que como en cualquier otra acitividad los hay.
    El juez Tirado es responsable de su acto y debe sufrir su justo castigo, el sistema de las consecuencias de que ese fallo no saliera a la luz y su castigo no debe acumularse al del juez.
    Es una opinión.

  10. Yo me he reído mucho con el artículo de Sicilia, cuya tesis comparto plenamente. Sobre todo después de disfrutat com un enano por pasar un mes entero sin dar palo al agua.
    Pero luego he leído a don Cicuta y también me ha hecho reír con los dos ejemplos paradigmáticos de perezosos (¿vagos diríamos más bien?), Mayor Oreja y Rajoy. Habrá que reflexionar un poco más sobre el tema.

  11. Ayer se veía al gobierno por primera vez en 4 años crispado, tenso, preocupado.

    Claro está, no era por la situación de España que aunque da para eso y mucho más se la trae totalmente al pairo, sino por haber tomado conciencia por primera vez de su propia vulnerabilidad.

    Se acabó la balsa de aceite, el gobernar con el viento a favor.

    Ahora toca trabajar, y lo ha dicho muy claro Sicilia: quién en su vida ha hecho de la pereza motor de la existencia sufre angustias y temblores indescriptibles ante la sola perspectiva de tener que ponerse manos a la obra.

    Esperemos que el optimismo existencial de quien fia la solución de todos los problemas al destino no se quiebre, y le entren las naturales tendencias suicidas que acompañan, al parecer, a la gran masa de la progresía eutanásica de éste país.

  12. Y mientras, carnaza a la plebe, para desvíar la atención.

    Pobre juez Tirado, la que le ha caído encima.

  13. Jomeiny2 :

    ¡¡Que pereza me da leerte,jomeiny2, de mis entretelas!!….jeje.

    Primero fue “¡Que se sienten coño!”….luego fue “¡Vayase señor Gonzalez!”…….mas tarde “¡Ha sido ETA!”….

    …y hoy,Dios mediante “¿A qué ha venido hoy aquí, Sr. Zapatero?”

    Frases historicas de la derecha mas reaccionaria….que son superadas diariamente por “tu pluma Guay”….jeje.

  14. Hay frases que hacen historia en el mundo laboral aunque inexplicablemente solo se atrevio a decirlas ” el imaginado “Bartleby:

    “Preferiría no hacerlo”…. (“I would prefer not to”)…jeje.

    Una frase de lo mas coherente,que hoy en dia ,NADIE es capaz de pronunciar….¿por pereza existencial?….jeje.

  15. Sigamos con frases que no han sido pronunciadas y si ,deseadas por el pepularismo (extraidas de un analisis de Enric Sopena):

    ********************************************
    A Rajoy le hubiera complacido escuchar a Zapatero confesando sus pecados. Por ejemplo, le hubiera henchido de satisfacción oírle una frase como ésta:

    “He venido aquí hoy para decir públicamente que hago mías, Sr. Rajoy, sus palabras de ayer, martes, en Pamplona, al decir que le parecía terrible que yo utilizara el aborto para distraer la atención sobre la crisis. Tenía usted razón. El aborto no interesa a la sociedad española. Me arrepiento y pido perdón por ello”.

    *******************************************

    Por eso ,Monseñor Rajoy,se preguntaba y se sigue preguntando a estas horas del mediodia:

    “¿A qué ha venido hoy aquí, Sr. Zapatero?”.

    En fin…¡Que Dios nos pille confesaos,cuidado con el Acelerador de particulas!…..jeje.

  16. 16
    ¿las palabras “análisis” y “Enric Sopena” en la misma frase? Cosas veredes…

    Yo le diría a Zapatero: “resuma en 10 puntos por qué se merece el sueldo que cobra a cuenta de todos los españoles.”

  17. Ultimas frases del discurso de Monseñor Rajoy en la comparecencia del presidente del Gobierno:

    **************
    “Ahora es usted quien debe resolver si esta dispuesto a tomarse las cosas en serio o prefiere seguir dando largas y esperar a que escampe.
    Aqui la gente tiene la impresión de que usted cree que esto se arregla solo y eso no es verdad.
    Yo le pido que no siga por ese camino y si no esta capacitado a dar soluciones o a contribuir a ellas ,…
    AL MENOS DEJE DE SER PARTE SUSTANCIAL DEL PROBLEMA.
    Muchas gracias.”
    **************
    Me pregunto como puede un presidente de gobierno ,DEJAR DE SER PARTE SUSTANCIAL DE UN PROBLEMA.

    ¿Abdicando en De la Vega o “Mediante un golpe de estado por petición popular” (ya que por las urnas no lo han conseguido)?

    ¡¡Que Alguien u Otros me lo expliquen!!

    ¡¡Necesito encontrar la verdad que guie mi camino!!…..JAJAJA…..que nervios.

    P.D: Les juro que no soy Zapatero…..jeje.

  18. Hay algo que es exigible a todo Gobierno y en todo momento, y más en tiempos de mudanzas: transmitir un discurso único y coherente. Empieza a notarse demasiado que en este Gobierno existen varias “sensibilidades” (como dicen los cursis y yo). Algo que no es malo en sí mismo, sí resulta desmoralizador cuando no se controla convenientemente. Es el caso de este Gobierno en esta segunda legislatura. Dejo a un lado el giro en política de inmigración (con las declaraciones de Corbacho y los desmentidos de MTFDLV) y me centro en lo de ayer.

    Así que lo que no era conveniente hace unas semanas sí lo es ahora. En la comisión del Congreso, hace nada, Solbes niega cualquier ayuda al sector de la construcción y le pide que pase solito el calvario de la [no] crisis, pero unas semanas después el Presidente anuncia (ayer) una línea ICO de 3.000 millones para ese sector, bajo el epígrafe de convertir en alquileres la ventas de viviendas que tienen las empresas en existencia o en construcción. El mismo Solbes reconoció en esa comisión que este tipo de ayudas al sector no crean empleo por sí mismas, ni garantizan que se siga destruyendo empleo, así que sólo se explican para parar la amenaza de concursales, tipo Fadesa, que el sector había pregonado que se avecinaban antes de final de año. Sólo hay que contemplar los saltos de júbilo de esa patronal para darse cuenta de qué estamos hablando.

    Ayer al Presidente se le notaron [mucho] tres cosas. La primera es que su rostro empieza a reflejar los estragos del poder. Algo evidente. La segunda es que cada vez se parece más a su guiñol. Desconozco quién/quiénes le escriben y aconsejan en sus discursos, pero algunos párrafos del de ayer (ojo que no sólo lo vi y escuché sino que lo he vuelto a leer hoy) no los superaría ni el mismísimo Fernando Onega con el primer Suárez. Convendría cambiar de escribano. Y la tercera es que el Gobierno está pasando una “pájara” de mucho cuidado. Cierto que la oposición juega a su favor, y allí donde no llega el Gobierno ya se encarga Mariano se echar una mano, pero la imagen de ayer, propagandas a un lado, fue bastante triste.

  19. Jomeini, además de tardofanquista recalcitrante, es usted un mentiroso que falta una y otra vez a su palabra….y de un día para otro.

  20. No me explico como Monseñor Rajoy reniega de la actitud perezosa de Zapatero ante la crisis y al mismo tiempo reniega de que Zapatero lo ha dejado todo en manos de Dios.
    Debe ser porque piensa que deberiamos rogar y mandar plegarias a la Virgen Maria:

    N. Recibe, Madre, las flores de nuestro amor y nuestra alegría.
    R. Para que tu gozo sea cumplido.

    1. Prontitud para el trabajo, empezando por levantarme SIN PEREZA.
    2. Examinar mi devoción a la Virgen y cómo la practico.
    3. Examinar mi consagración a Cristo y a su Corazón.
    4. Poner los medios para estar en gracia de Dios.
    5. Estudiar cómo debo guardar la pureza de pensamiento y obras.
    6. Procurar ser amable con los demás.
    7. Reflexionar si cumplo lo que Dios quiere de mi.
    8. Aceptar algo del Magisterio, o de la Religión, que me moleste.
    9. Hablar de la Virgen.
    10. Recordar algo que me desagrade de otros, y disculparlos.
    11. Repetir mi juramento cristiano de lealtad a Cristo y al Papa.
    12. Estar un rato comparando mi vida con la de María.
    13. Desprenderme de algo en beneficio de otra persona.
    14. Hacer con especial cuidado el examen de la noche.
    15. Hacer con especial cuidado el ofrecimiento de obras.
    16. Comulgar pidiendo fortaleza en las tentaciones.
    17. Proponer hacer los cinco primeros sábados.
    18. Recitar con devoción el Ángelus.
    19. Visitar algún enfermo.
    20. Rezar todos los días las tres Avemarías al levantarme y acostarme.
    21. Dar un donativo para alguna necesidad.
    22. Encomendar a la Virgen mis dificultades y aceptar su decisión.
    23. Pedir al Ángel de la guarda remordimiento por mis pecados de omisión.
    24. Ofrecer algunas mortificaciones por el fruto de mi apostolado.
    25. Descubrir en qué tengo respeto humano, y vencerlo.
    26. Ver si todas mis lecturas y espectáculos los aprobará la Virgen.
    27. Meditar un rato en el valor de la castidad.
    28. Revisar si en todas mis ocupaciones y diversiones imito a Cristo.
    29. Pensar con alegría en el cielo, y prepararme para la muerte, quizá repentina.
    30. Rezar el Rosario con devoción.
    31. Quitar de mi algo que moleste a los demás.

    V. Guarda en tu corazón las flores que te ofrecemos.
    R. Para que ahora y siempre nuestro amor y nuestra alegría, nuestra castidad y nuestra esperanza, sean la prenda bendita de tu gozo y del nuestro…..jeje.

  21. Para algunos, el 11 de setiembre se asocia en nuestra mente a términos como “Chile”, “Allende”, “golpe”, “Pinochet”.

    Sobre el derrocamiento de Allende y su régimen democrático, hoy aparecen nuevos datos sobre lo temprano que comenzaron su trabajo los conspiradores, empezando por el criminal Henry Kissinger:

    http://www.elpais.com/articulo/internacional/Nuevos/archivos/
    Nixon/Kissinger/revelan/querian/evitar/llegada/poder/Salvador/Allende/elpepuint/20080911elpepuint_16/Tes

  22. Yo pisaré las calles nuevamente/ de lo que fue Santiago ensangrentada/ y en una hermosa plaza liberada/ me detendré a llorar por los ausentes…

  23. 22

    “Sobre el derrocamiento de Allende y su régimen democrático”, será más bien “sobre el derrocamiento de Allende y el régimen democrático chileno”

    Evidentemente la democracia chilena no era de Allende, sino del pueblo soberano, quien elegía al presidente que le daba la gana, y que en 1970 resultó ser Allende.

  24. Tambien el 11 de septiembre es ese día en que los telediarios españoles sacan las imágenes de los tradicionales insultos y abucheos a los representantes políticos catalanes frente al monumento a Casanovas.

  25. Noticias para no dormir de “El Aldeano Errante” (Revista semanal de los municipios y provincias del Movimiento pendular):

    Titulares:
    “El Gobierno pretende meternos la crisis por el culo,mediante lavativa”.

    Solbes: “Si la recesión sirve para limpiar la economía, no tiene mayor importancia”.

    “A mi nadie me da por culo ,no me van a meter nada, sin mi consentimiento” ha declarado en tono airado ,Montoro, en los WC’s del congreso mientras estiraba de la cadena.

    “Estudios realizados en la universidad de Yale con la colaboracion de las de Harvard y Stanford demuestran que la economia necesita tener el recto limpio para ser observado y poder elaborar un diagnostico.” declara el Ministro de Industria ,”El Colega sin corbata” ,escapando de los microfonos de la Cope y de las camaras de TeleMadrid.

  26. jomeiny2 (22):

    Relea lo que ha escrito, por favor. Imposible decir mayores bobadas: “Evidentemente la democracia chilena no era de Allende, sino del pueblo soberano, quien elegía al presidente que le daba la gana, y que en 1970 resultó ser Allende.”

  27. EQOM:

    No, no tengo ninguna esperanza. Es simplemente que la estupidez, cuando llega a ciertos límites, me saca de mis casillas.

    Barañaín: para mí el once de septiembre también sigue siendo el aniversario de aquella brutalidad en Chile. Eran épocas en que aquí se vivían las experiencias democráticas de otros países con envidia y sus derrocamientos se sentían como propios. Me pasó lo mismo después con la revolución de los claveles, esta vez experiencia sólo de alegría y tan cercana que parecía que se podía tocar.

  28. El Gobierno ha decidido, ahora sí, salir al rescate de las promotoras. Una vez más, repitamos el mantra: “privatiza los beneficios, socializa las pérdidas”.

    ¿Será por eso que se dicen socialistas?

  29. 27

    resulta que en este foro a veces hay que puntualizar estas cosas, ya que uno lee barbaridades como esta (22) “Sobre el derrocamiento de Allende y su régimen democrático”, como si Allende fuera el creador, el inspirador o el propietario de la antigua democracia chilena.

  30. 31 No, pero sí defendió con su vida los ideales en los que creaía y la independencia de su país ante los ataques internos auspiciados por “la primera democracia del mundo”, así que se ganó por derecho ser recordado como uno de los padres de la democracia chilena.

  31. Qué soledad tan sola te inundaba
    en el momento en que tus personales
    amigos de la vida y de la muerte
    te rodeaban.

    Qué manera de alzarse en un abrazo
    el odio, la traición, la muerte, el lodo;
    lo que constituyó tu pensamiento
    ha muerto todo.

    Qué vida quemada,
    qué esperanza muerta,
    qué vuelta a la nada,
    qué fin.

    Un cielo partido, una estrella rota,
    rodaban por dentro de ti.
    Llegó este momento, no hay más nada
    te viste empuñando un fusil.

    Volaba,
    lejos tu pensamiento,
    justo hacia el tiempo
    de mensajes, de lealtades, de hacer.

    Quedaba,
    darse todo al ejemplo,
    y en poco tiempo
    una nueva estrella armada
    hacer.

    Qué manera de quedarse tan grabada
    tu figura ordenando nacer,
    los que te vieron u oyeron decir
    ya no te olvidan.

    Lindaste con Dos Ríos y Ayacucho,
    como un libertador en Chacabuco,
    los Andes que miraron crecerte
    te simbolizan.

    Partías el aire, saltaban las piedras,
    surgías perfecto de allí.
    Jamás un pensamiento de pluma y palabra
    devino en tan fuerte adalid.
    Cesó por un momento la existencia,
    morías comenzando a vivir.

  32. Me ha impresionado muchísimo ver en el telediario a dos chavales de Santiago de Chile a los que el locutor les pregunta si saben quién era Allende, y uno de ellos dice con mucha inseguridad que cree que fue el primer presidente que llevó el socialismo a Chile, pero que no está seguro. El otro tampoco tenía las cosas demasiado claras. Me produjo mucha desazón que una figura tan ejemplar como Allende, 35 años después de aquella barbaridad, no sea reconocido casi por los jóvenes de su país.

  33. Preocupante el anuncio de “vigilar” durante veinte años, una vez cumplida condena, a pederastas y terroristas “no arrepentidos”. Y ello al margen de los medios que se necesiten (cabe recordar que la situación de la justicia, ni en recursos humanos, ni en recursos materiales, está preciosamente boyante). De la impresión de que se está produciendo un claro retroceso de tono populista en nuestro sistema garantista y que ese empieza a entender como inutil el proncipio de reinserción.
    Habrá casos explícitos y extremos como el de Iñaki Bilbao, pero ¿como se va a demostar el ” no arrepentimiento” cuando la respuesta sea el silencio?.
    Tampoco parede demasiado apropiado anunciar, en estos momentos, la castración química para pederastas que la soliciten. Parece imprescindible un estudio más en profundidad por cuanto existen, y no pocos, expertos que entienden que, en muchos caso, puede ser aún más perjudicial puesto que puden exacerbar los axctos violentos de estas personas.

  34. Lezo: La leo de nuevo poniéndole música y la reconozco.
    Yo conocí en el 74 a un hombre muy, muy próximo a Allende, que estuvo con él en La Moneda hasta sus más últimos instantes. Eran muy amigos y se convirtió en uno de los mejores míos. Salvó la vida de milagro, es uno de aquellos que aparecen tumbados en el suelo pegados a la pared de la Moneda. Su relato de cómo fue todo aquello me hizo admirar a Allende aun más.

Deja un comentario