¿Por qué seguimos comiendo carne o pescado?

Manuel Lobo

No, no voy a hablar de veganos…

Profesionalmente estoy muy involucrado en la empresa para la cual trabajo, en desarrollar el uso de la madera como material de construcción… algunos pensarán si estoy loco, que la madera se quema, que si el cuento de los tres cerditos, o que si queremos acabar con los bosques… creo firmemente que la madera es un material de construcción tan bueno como otros, pero con la ventaja de ser un material que puede hacer que construyamos de forma más eficiente y sostenible, objetivos que como Sociedad deberíamos imponernos.Así que aprovechando este foro, y sin querer entrar en temas más complejos, dejándolos para otras ocasiones, y esta vez, dejar una pequeña reflexión para desmitificar la supuesta deforestación que el uso de más madera, podría provocar.

Sé que saldrán argumentos de la biodiversidad de los bosques, pero como ha dicho, dejo para otras ocasiones hablar sobre ello.

Es curioso cómo, cada vez que en prensa se publica un artículo acerca del uso de la madera, y se te ocurren leer los comentarios y a veces en el propio texto, te das cuenta de lo implantado que está en el subconsciente algunos mitos acerca de la conservación de los bosques.

Recuerdo de pequeño, cómo todos los años veías noticias acerca de la deforestación del Amazonas, del crecimiento de los desiertos y toda las campañas contra el fuego en verano, cómo estaban encaminadas, y creo que han conseguido, a hacer pensar a la población que los bosques son esos terrenos llenos de árboles que hay que dejar como están, que se mueren y cómo si fueran animales en peligro de extinción, hay que casi prohibir actividades en ellos.

En lo referente al uso de la madera, catastrofistas de todos lados argumentan que si usaramos más madera, sería el fin de los mismos, puesto que nos pondríamos a talar los bosques como locos y en muy poco tiempo no quedaría un árbol en pié y que, como ocurre con muchos animales, solo podríamos verlos en parque biológicos, a modo de zoos.

Leyendo esto y, reflexionando por qué hay esta sensibilidad y qué se podría hacer para revertirla, me puse en la piel de estos ciudadanos y pensé, quizá porque estaba comiendo mientras lo leía… ¿por qué seguimos comiendo pollo, ternera, cerdo, conejo o pescado e incluso frutas, verduras, cereales…?

La pregunta quizá sea un poco boba, pero con el argumento de los árboles acerca de, si los usamos, se gastan y nos quedamos sin ellos, ¿no desaparecerán en poco tiempo vacas, gallinas, ovejas, muchas especies de peces y nos quedaremos sin frutales o sin hortalizas?

La respuesta es simple, hemos desarrollado técnicas para criarlos y cultivarlos y nadie se plantea estas cuestiones.

Pues bien, también, y esto quizá a algunos sea una novedad, el ser humano ha desarrollado técnicas para cultivar árboles. ¡¡Sorpresa!!

La silvicultura es precisamente esto, el cultivo de los bosques, no solo para mantenerlos, sino para hacerlos crecer y poder extraer sus frutos: la madera.

Claro que su proceso es diferente y es a más largo plazo, en función de las especies a partir de 20 años, por ello los campos de cultivo de madera, es decir los bosques, son más extensos y exige mayor planificación de los mismos para no acabar con el recurso natural del silvicultor, porque seguro que, a ningún ganadero, se le ocurre sacrificar a todo su ganado de una vez para obtener toda la carne del mismo.

Es por esto mismo que la madera es un recurso natural inagotable y que potenciar el uso de la madera no significa acabar con los bosques sino protegerlos.

Usar más construcción en la construcción y en nuestra vida cotidiana supone ayudar a conservar el planeta, mantener su biodiversidad, generar el oxígeno que necesitamos, reducir los gases de efecto invernadero, sin enumerar las ventajas de su uso, como material ligero y resistente, generador de ambientes saludables, acabados naturales y estéticos que crean tendencia…

En las últimas décadas, hemos preferido el uso de aceros, hormigones, plásticos para estos usos, ¿alguien sabe cómo se regenera una montaña pedregosa cuando se acaba? ¿Cómo se cultiva la arcilla de los ladrillos?, ¿cómo criamos mineral de acero? O ¿cómo plantar petróleo?

 

3 pensamientos en “¿Por qué seguimos comiendo carne o pescado?

  1. A mi me gustaría saber un poco más. No es que me quite los prejuicios del todo, pero si la extensión de su aprovechamiento económico nos da mas masa forestal, yo, le daría una vuelta.

  2. No creo que el uso de la madera en la construcción se haya visto postergado ante el risgo de deforestación. Supongo quehará otros motivos, bien sean técnicos o de coste, los que tendrán mayor influencia en esa historia.
    La industria papelera, a la que he dedicado una gran parte de mi vida profeional, siempre fué vanguardista a la hora de reponer los bosques de los que extrae la madera. Finlandia, que siempre ha sido un pais de fuete tradición papelera, lo ha tenido muy claro; Se plantaban anualmente más árboles de los que se cortaban. Uruguay y Brasil, paises de tambien fuerte tradición en la producción de pasta de papel, tambien realizan grandes repoblaciones anualmente. Suelen ser las propias empresas productoras de pasta de papel las que, en las grandes extensiones que controlan, se encargan de mantener una constante repoblación maderera.
    Desconozco los tipos de madera requeridos para la construcción, en sus diversas facetas, pero no creo que un menor uso en ese campo al que podría ser aconsejable provenga por riesgo de sobreconsumo.

Deja un comentario