Optimistas y pesimistas

Lope Agirre

Dios, en un principio, dudó de la necesidad de crear al hombre a su imagen y semejanza. No sabía; no podía saber, quizá porque no estuviese seguro de que fuese bueno colocar al hombre en medio y al mando de su mundo sin parangón como un igual. Y cuando estaba en medio de una clamorosa discusión con su conciencia (la conciencia de Dios es una luna de Saturno), acercósele el diablo, disfrazado de payaso, y con palabras engañosas y dulces como la miel le dijo que si el hombre estaba hecho a su imagen y semejanza gobernaría magníficamente el mundo, y que no se arrepentiría. Dios, henchido de divina vanidad, engrandecido de orgullo divino, se creyó las palabras del diablo, porque eran hermosas a sus oídos, y creó al hombre, a su imagen y semejanza. Se arrepintió, enseguida, del acto en sí; pero por no quedar en ridículo ante el diablo burlón, se calló, se escondió y luego desapareció. Lo demás es conocido. Es más fácil ver al diablo que al propio Dios.

 Desde entonces, siempre ha habido optimistas y pesimistas en el universo. Esta afirmación nada tiene que ver con la razón, ni con la capacidad de raciocinio. El optimista no necesita demasiadas razones para ser lo que es; el pesimista tampoco necesita demasiadas excusas para encerrarse en su negación, como la viuda en su luto. Según afirman los teólogos, Caín era pesimista, y Abel, optimista. El hecho de que Caín matara a Abel no nos tiene que hacer pensar que los pesimistas tengan tendencia a matar a los optimistas, ni mucho menos. Así como el pesimista se suicida en la siesta, el optimista hace fiesta con su cuerpo, a la menor ocasión. Es evidente. Los mayores asesinos que se conocen fueron, ellos, optimistas por naturaleza: Stalin, Hitler, Mao, Pol-Pot… Creyendo que el mundo podía ser mejorable, intentaron hacer mejor al hombre, aunque no lo quisiera o no lo haya querido, aunque no le importen demasiado las bondades o las posibilidades de mejora humanas, o aunque no sepa o no conteste, que también es posible. Dichos preclaros dirigentes, porque eran optimistas, en su paroxismo, llevaron el pesimismo hasta el borde del abismo y lo convirtieron en crimen contra el estado.

 Hoy en día, Batman sería derrotado en su lucha contra el payasito burlón. Aunque Batman sea el héroe más heroico de entre todos los héroes, no es tan simpático como Jokker. Se viste de negro, y la negritud infunde pavor, y respeto mortuorio, como la tristeza, claro, para qué engañarnos. Pero la sonrisa, sea falsa o enfermiza, es siempre atractiva.

 Han creído los dictadores que legión fueron que el pesimismo era una acción en contra de la esperanza. Las minas de oro de Siberia estaban llenas de pesimistas. Y dicha pasión ayudó a los condenados a sobrevivir. Porque, quien nada espera inalterable permanece, cuando ve que todas las esperanza le son arrebatadas y arrojadas al pozo de la historia. Sigue en sus trece, hasta el final. Dejando de lado las matanzas, hecatombes y genocidios, en la medida de lo humanamente posible, ha habido en el tiempo jugosas discusiones entre optimistas y pesimistas. Dicen que Heráclito era un pesimista tierno; y que Demócrito fue un optimista caluroso y afable. Es de suponer que la diferencia no fue sólo cuestión de naturaleza; el punto de vista mucho tiene que ver en el tema. A uno le parecía alegre y claro lo que al otro se le aparecía como tenebroso y oscuro. Heráclito veía las miserias humanas, y Demócrito, desde su sonrisa, se daba cuenta de la estupidez inherente al hombre. La desgracia no es estupidez, pero la estupidez es siempre una desgracia, provenga de donde provenga. Sería estúpido no ver la desgracia en el estúpido lugar en que existe.

 La desgracia habita entre nosotros, no se encuentra lejos.

 Cuando el sabio señala la luna con su largo dedo, el optimista ve la luna y confiesa que es hermosa, que es blanca y que es ciega, y se alegra del espectáculo y bendice la oportunidad que le han brindado de gozar de ese hecho. El pesimista, sin embargo, mira al propietario del dedo que señala la luna, por si acaso, porque el dedo además de señalar el luminoso astro, señala, un poco más tarde, asimismo el camino del cadalso, con la misma indiferencia.

 El pesimista es hijo o hija de Dios. El pesimista ignora dónde se encuentra la verdad y, cuando habla, tan sólo demuestra su incertidumbre. Es por ello que la gente huye del pesimista, como si fuese un leproso. Y si el tiempo le da la razón al pesimista, algo inevitable, porque el tiempo y el pesimista van a medias en sus ganancias, será demasiado tarde para todos.

 Paradojas de la ironía. Destino de Cassandra.

29 pensamientos en “Optimistas y pesimistas

  1. El vaso medio lleno, el vaso medio vacío. Salimos de la crisis, se acaba el mundo. Dualismos eternos que no son más que simplificaciones ingeniosas de estados de humor. Bueno y malo. chapuceros “viva la virgen” y perfeccionistas frustrado. Son poses, posturas ante los limites físicos y culturales de la vida. El buen humor ayuda a sobrellevar lo frágiles que somos y el mal humor nos acerca al limite. La conciencia de la indigencia, de la la falta de ser, nos lleva a buscar explicaciones divinas de nuestra existencia. Pero el optimista, como tu planteas, no es peligroso si es inteligente. Muchas buenas ideas y acciones han sido movidas por el optimismo y de las otras el pesimismo ha tenido mucho que ver. Todo depende del color del cristal con que se mire. Felicidades por tu publicación en debate callejero.

  2. Lope Agirre lo ha dicho todo, como de costumbre. Me atrevo a decir yo lo que sigue: el pesimista y el optimista no se hacen, nacen. Hay gente que es constitutivamente optimista o pesimista. De la misma manera que, como dijo Fichte hace algún tiempo, la gente o es materialista o es idealista: se trata de rasgos primitivos de la personalidad. Es más: la pulsión que late en la ideología derechista/conservadora izquierdista/rpogresista también viene de fábrica. El ser humano, que es un pelmazo, sobre todo si tiene aficiones metafísicas, se pasa el resto de su vida racionalizando la personalidad con la que ha venido al mundo, tratando de convencer a los otros de que se pasen a su trinchera. El pesimista luchará sin fin para rebajar las expectativas del optimista, mientras que el optimista tratará de insuflar algo de ilusión al optimista. Vano intento. Y en eso se les va la vida a muchos.

    Y ahora viene lo bueno: el mayor drama del ser humano es el de quien, siendo pesimista por naturaleza, se enfunda el traje del optimista, o el que siendo conservador se empeña en anunciar que es progresista, o quien albergando íntimas convicciones idealistas, se las da de materialista. Son gente que se engaña a sí misma y llevan una contradicción en la frente. Pues bien, mi tesis es que son estos tipos los peores, los más coñazo, los más narcisistas y quienes más nos hacen perder el tiempo a los demás.

    A todo esto, un TC poblado por merluzos sigue “mareando la perdiz” (??). El otro día informaba un periódico que el Gobierno está pensando suprimir algunas agencias del Estado que son muy onerosas. Espero que echen el cierre al TC y derruyan el horrible edificio en el que tienen lugar las interminables deliberaciones.

  3. ¡¡Que grande eres Lope Agirre!!…..pero hoy me has dejado spasmodicamente ingravido,como si estuviera en el aire y pretendiera no caerme.
    Menos mal que al final me has aclarado la nube al terminar tu escrito con un “Paradojas de la ironía”.eso me ha aliviado de mi ingravidez pero el vertigo que estaba sintiendo se mantenia aferrado a mi cuerpo al leer a continuación “Destino de Cassandra”.

    ¡¡Sacre Blue!!. Cassandra Hermosa como la flor y princesa de Troya, despreció el amor del dios Apolo. Éste la castigó en que nadie creería sus acertadas profecías y consejos de advertencias.

    Entonces llegó Don Cicuta y me puso los pies en la tierra,los peores eran los pesimos optimistas y los optimistas pesimos ,tanto monta monta tanto como Isabel y Fernando.
    Claro está que cuando ha hablado de la piscifactoria de merluzos en la que se ha convertido “el Tribu Cons”,he sentido en mi como si hubiera entrado El caballo de Toya.
    Entonces me acuerdo de lo que me dijo Cassandra ,me pongo otro cubata de Ambrosia y lloro como un Apolo melancolico lo que no supe ganarme como hombre.
    Ya no siento colera por Cassandra….¡vuelve Cassandra,vuelve!…El Olimpo de los Dios no es nada sin tu presencia…..hip!!

  4. Buenos días!

    Hola Lope Agirre, muy interesante… optimismo y pesimismo… lo único que se me ocurre ahora es que el optimismo me sale del estómago y el pesimismo de la mente, así que tengo práctica en controlar la mente…jeje

    Saludos!

    (P.D. Amistad… de corazoncito nada… hombre ya! pedazo de corazón con pocas pulsaciones… y manos frías… jeje)

  5. Cuando una mujer como Cassandra te diga ¡No tendras nunca mi amor!.
    Creetelo anuque no la creas.

    Por cierto “No tendras nunca mi amor “significa que lo tendras siempre ¿verdad?…..hip,hip..

    coro:¡¡¡Hurra!!!

  6. Cassandra me dijo una vez que El Partido Popular cambiaria sus siglas despues que El Tribunal Constitucional dictara sentencia favorable a su recurso.
    Le pregunte cual serian sus nuevas siglas y me confirmó mis temores.
    Mariano Rajoy se presentara de cabeza de lista por Madrid ,en las proximas elecciones legislativas en nombre del PNP (Partido Nacionalista Popular).
    A renglón seguido,le pregunte por el estado en que quedaria España,si podia ser optimista o pesimista.
    Y me dijo lo de siempre….hip….ay!(suspiro)

  7. Ruego al presidente del Gobierno de España que se ponga en contacto inmediatamente con Cassandra,aunque no la crea le puede orientar para tener un PLan B,en caso de emergencia….no sé ,cavar trincheras,subir el sueldo de los funcionarios de DC….en fin medidas contundentes para capear el temporal que se avecina.
    Cassandra a pesar de ser pesimista con respecto al hombre ,es optimista por si misma ,porque sabe la verdad de lo que se avecina.

    De todas formas,le advierto que Cassandra un sentido de humor muy sui generis,sabe decirme las cosas para hacerme rabiar…..(suspiro)…hip…(suspiro)

  8. Al artículo de Lope Agirre creo que compltementa perfetamente el post de don cicuta, y los sucesivos de amistad, por supuesto.

    Me hace mucha gracia lo de “dar el coñazo a los demás”

    ¿Será por el deseop de racionalizarlo todo que tenemos que inventar complejas teorias de porque un tipo simplemente no nos cae bien?

  9. Lope lo ha dciho todo, como siempre, ya lo dice Cicuta.

    Yo soy optimista, no lo puedo evitar. ¿Quiere eso decir que creo que todo va bien y que todo va a ir bien? No, eso querría decir que soy tonto y no creo serlo. Pero existe la idea implícita de que ser optimista es ser un simple, de que lo fetén, lo intelectualmente superior, es ser pesimita. Discrepo. A mí los pesimistas me parecen, sobre todo, un auténtico coñazo. Si todos damos bastante el coñazo a los demás, como dice Cicuta, los pesimistas lo dan mucho más. O, mejor dicho, dan un coñazo más desagradable que los demás. Bastante dura y fea es la realidad, aquí y allí y ahora y antes, como para que los pesimistas se ocupen de recordártelo continuamente. Viva el optimismo y la alegría de vivir.

  10. Noticia de última hora:

    El gobierno, tras consulta con los asesores, desecha la idea inicialmente considerada de prohibir que los ciudadanos superemos los 28 grados de temperatura corporal y limita las restricciones a bares, tiendas y cines.

  11. Me voy al bar a tomar el Tio Pepe antes de que se entere el dueño y baje el termostato.

  12. Pues no le pongo el don a Cicuta para que no se lo crea demasiado, que me parece a mí que es un poco creído de más….

  13. Comprendo tus razones,PMQNQ,quizas deberiamos dejar los terminos en su justo termino.Si “Don” es excesivo para el Ego del aludido ,seria conveniente dirijirnos a el ,como Donette Cicuta….una forma de endulzar,como otra cualquiera ,sus cascabrillos.
    Si estas de acuerdo, es suficiente con que sonrias a la pantalla del monitor,lo ponemos en conocimiento de todos los blogueros callejeros a ver que pasa……jeje.

  14. Por mucho que se esfuerce, lo que propone el optimista, siempre se muestra transparente a los ojos del pesimista. Este loará las buenas intenciones, formulará buenos deseos, incluso sonreirá. Inmediatamente encontrará razones para discrepar, y descalificar los contenido y sus formas. Es el segundo paso para acabar aceptando lo evidente. Otros mundos son posibles si existen las condiciones de posibilidad. Ser felices.
    (P.D. el tiempo se pierde irremediablemente.)

  15. A Fernando XIII,le recomiendo un ejercicio practico para saber los grados de mas que se ponen en las calefacciones en invierno.
    Si vive en un septimo piso ,baje la basura sin coger el ascensor ,una vez depositada en su correspondiente recepatculo,suba las escaleras hasta su piso y abra la puerta….se dara cuenta de que entra en…. ¡¡Eschto es un Infiernoooo!!… ¡ozú,que caló!.

    Asi que,o baja la basura en pelotas o baja el gasto energetico….jeje.

  16. Aceptado, Amistad. Donette Cicuta a partir de ahora. A ver si eso le rebaja un poquito los humos.

    Por cierto, ¿cómo no se ha comentado aquí el voto en contra de UPyD a la ley del aborto? Qué bajo ha caído el filósofo cascarrabias. Quién le ha visto y quién le ve.

  17. Como ha sido acordado en petit comite,con luz y taquigrafos,por PMQNQ y el que les escribe,pedimos la colaboracion de los que accedan a este mensaje para seguir las directrices que nos permitan neutralizar los humos de Donette Cicuta.

    Estamos preparados para su ofensiva mediatica,¡¡No nos movera!!….jeje.

  18. Lo mas grave de la exposición de motivos por parte de Rosa Hype no es tan solo por comenzar su diatriba con palabras de El filosofo de marras,si no que arremetio contra el PP y contra el PSOE como un gato escaldado que no sabe con quien ir..es decir que no sabe reconocer que es el centro de si misma.

  19. Ayer el periodismo catalan alzo su voz en bloque para hablar de democracia.
    Hoy el periodismo nacionalismo neo-franquista a diseminado sus voces en su continuo vomitar colectivo.
    para muestra un buitrón:

    “Los españoles somos los judíos preferidos de los nazis catalanes”
    Losantos carga de nuevo contra el Rey, esta vez por ser el “máximo responsable” del “asesinato de España”.

    http://www.elplural.com/politica/detail.php?id=40730

    Como ven la realidad supera la peor alucinación….¡Cassandra aparta de mi este caliz!…hip…hip….(supiro)…ay!….(suspiro).

  20. Por ciero ,nadie ha comenado la apropiación indebida de las FAES de Aznar,de la figura del Rey en beneficio propio,creando un premio para enaltecer los intereses politicos de un lobby de opinión de la derecha neo-franquista neo-con…son tan neos,elllos.

  21. Yo lo comento ahora mismo Amistad:

    Bien es verdad qeu FAES da premios a quien quiere.
    Bien es verdad que el rey recoge premios de quien quiere.

    Ahora bien, es inteligente por parte del Rey recopger un premio de FAES, precisamente FAES???

    A mi no me lo parece, lo unico que vas a geenrar es antipatía en mas de uno, y no vas a ganar ni a uno de los que piensan que, en el fondo, el rey es un poco rojo.

    Hecho

  22. Para mi son como los trajes de Camps ,”un premio envenenado”.

    El Rey debe recibir el premio por educacion,pero por sentido del estado,debe mandar a su ama de llaves para recogerlo,en su nombre ,con sentido del protocolo que se merece esa operacion mediatica.

    Con todo mi respeto a las amas de llaves.

  23. Ejemplo de optimista pesimo:

    Cristiano Ronaldo: “Me gustaría meterle 10 o 20 goles al Barça”

    Ejemplo de pesimo optimismo:

    El PP presume de que su código ético ampara a Fabra

    El secretario general del PPCV, considera que Fabra no incumple el decálogo del partido.

    En fin como dice Donette Cicuta:”….mi tesis es que son estos tipos los peores, los más coñazo, los más narcisistas y quienes más nos hacen perder el tiempo a los demás”….jeje.

Deja un comentario