No con mi voto

LBNL

Me refiero, claro está, a la probable decisión del PSOE de abstenerse o de facilitar de alguna manera la investidura de Rajoy antes de que acabe el plazo legal para una nueva disolución de las Cortes y la consiguiente “tripitición” de las elecciones. Es decir, me alineo con ese 49% de votantes socialistas, según la encuesta de El País de ayer, que considera prioritario oponerse a un nuevo Gobierno de Rajoy antes que evitar unas nuevas elecciones a cualquier precio. Y ello a sabiendas, como comparte el 56% de los mismos votantes, que nada bueno cabe esperar de unas nuevas elecciones en las condiciones actuales. Nada bueno para el PSOE porque hay consenso sobre lo mucho que ganarían tanto el PP como Podemos. En vista del sainete que ha protagonizado y sigue protagonizando el PSOE en las últimas semanas – ¿por qué no dicen ya que proponen abstenerse?, ¿cuándo piensan dejar de escenificar y empezar a hablar claro? – no cabe sino anticipar una sensible caída en votos y escaños. Pero una catástrofe podría ser también una oportunidad para la catarsis que el PSOE necesita para salir de la mediocridad permanente en la que lleva instalado desde que Zapatero decidió inmolarse anteponiendo los intereses nacionales a los propios y a los del partido.

Por si hiciera falta, estos días se están sustanciando en sede jucidial toda la basura de Bankia y la Gurthel. Nada nuevo bajo el sol. Ya lo habíamos leído en los diarios y por eso Pedro Sánchez le dijo a Rajoy que era un indecente. Y todos aplaudimos. No veo las razones para cambiar de criterio, precisamente ahora, y no estoy por la labor de facilitarle la labor a un indecente.

No soy sectario. Puedo pactar con el centro-derecha y hasta con la derecha democrática, depende de para qué cosas y en qué condiciones. Como también con los comunistas o los nacionalistas, dependiendo de los objetivos y de sus posiciones. Y puedo también reconocer sin ambajes las dos victorias electorales del Partido Popular y hasta felicitar a sus protagonistas y desearles suerte por el bien de todos. Pero considero que su victoria se debe principalmente a los deméritos del PSOE y me niego a ser cómplice de la continuación de un estado de cosas que es manifiestamente indigno e inaceptable.

Rajoy era el jefe de muchos de los encausados por cobrar sobornos de Correa y cia. Él declaró que no recordaba si le habría saludado en alguna ocasión y siempre se encargan de recordarnos que todos los presuntos corruptos están ya fuera del partido. Ya. Pero primero dijeron que era una conspiración de la policía de Rubalcaba, luego que los habían despedido cuando en realidad no y finalmente se han disociado completamente de ellos, aunque en al menos una ocasión – Luis, sé fuerte – sólo públicamente. Y siguen pidiendo la nulidad de todo el proceso, tratando de recusar a jueces y fiscales que no les son tan afines como otros y manteniendo contra viento y marea a personajes como Trillo – aparte del Yak, ideó toda la defensa para Gurthel mientras seguía cobrando sus servicios en B – o Ana Mato – si fuera creíble que no sabía nada del origen de la pasta de su marido, debería haber abandonado la política igualmente por idiota o demasiado ingenua. Así que no. Los crímenes de los que se les acusan reflejan una podredumbre interna del partido sin límite y no hay ningún propósito de enmienda.

Por otro lado está lo de Bankia. Con la retrasadísima entrega de los correos del inspector del Banco de España que llevaba el caso, ya hay pruebas documentales de que el Banco de España tuvo conocimiento del desastroso estado de la entidad antes de que saliera a bolsa. Blesa compraba bancos en Miami, vivía como un rajá, compraba a todos con las tarjetas black y préstamos inmobiliarios blindados – ¡tres años de carencia de pago de intereses y capital! – y estafaba a decenas de miles de jubilados cargándoles de preferentes sin valor. Pero nada comparado con lo de Rato, cuya pésima gestión nos ha costado a todos al menos un par de decenas de millones de euros. Rato luchó con denuedo para quitarle el lujoso trono a Blesa y se resistió cuanto pudo a perderlo. Todo el mundo sabía que Cajamadrid debía ser absorbida por una entidad mayor para poder capear el temporal. Pero nadie se atrevía a decírselo a Rodrigo. El Banco de España consintió la salida a Bolsa y el petardazo posterior lo hemos pagado todos. Y el Gobierno no ha sido capaz tampoco de arbitrar una solución que permita recuperar al menos parte de los fondos públicos destinados al rescate, como sí se ha hecho en Estados Unidos, por ejemplo.

Es un escándalo que en España pueda haber que volver a repetir las elecciones, pero las circunstancias son excepcionales. El PSOE debería haber sido capaz de articular una oferta electoral creíble y atractiva con la que le hubiera sacado decenas de escaños de ventaja al PP. En cambio, el retraso en la salida de Rubalcaba – ¿se acuerda alguien de la Conferencia Política que iba a renovar el ideario y el programa contra la que escribimos desde aquÍ? -, los tejemanejes para entronizar a Pedro Sánchez, su incapacidad para convencer y la conspiración para deponerle saltándose a la torera los mecanismos ordinarios, han provocado que perdiéramos dos eleccions y que, de haber unas terceras, se consume sin duda el sorpasso.

Me alegré mucho de que los filo-bolcheviques de salón no lo consiguieran en junio pero, francamente, el PSOE ha desaprovechado todas las opciones que se le han abierto desde entonces. Podía haber intentado un Gobierno de izquierdas, pero no. O uno transversal con Podemos y Ciudadanos, ignorando su veto recíproco, obligándoles a asumir su responsabilidad de negar una alternativa de gobierno concreta y tangible, con medidas sociales y de regeneración democrática. Pero tampoco. O podía también haber cogido el toro por los cuernos y haber emplazado al Partido Popular a aceptar una serie de medidas similares, obligándoles a negarse en redondo o aceptarlas. Y entonces sí cabría justificar la abstención y el apoyo a la estabilidad de gobierno en tanto cumplieran lo pactado. Pero tampoco.

¿Y ahora pretenden que yo me trague el sapo de ser cómplice de que Rajoy y sus cómplices sigan gobernando? Con mi voto no, y parece que con el de la mitad de los votantes socialistas, tampoco. Ni con los de los diputados del PSC y seguramente los de muchos otros diputados, aunque sí con el de Antonio Hernando que, ya se sabe, se arrima siempre al sol que más calienta. Y se le consiente.

Ojalá nos veamos abocados a terceras elecciones y el PSOE sufra el varapalo que merece, aunque sí contaría con mi voto, porque será la única posibilidad – sin demasiadas esperanzas – de que por fin el partido tal y como lo conocemos haga aguas y se refunde, o reviente, en cuyo caso unos se irán a Ciudadadanos y otros a Podemos y los muchos mediocres que destacan en los cargos orgánicos del partido lo tendrán muy complicado para colocarse teniendo en cuenta sus escasos méritos. Y todos tendremos las cosas algo más claras.

17 pensamientos en “No con mi voto

  1. Sí con el mío y también con los de la mayoría (diputados incluidos ) que recogen las encuestas. Sin filobolcheviques, sin reventar y explicando bien a los afiliados , como lo hace Javier Fernández , la necesidad de disponer de tiempo para esa refundación que solicita el articulista.
    Sin el PSC y con una federación del PSOE en Cataluña, etc.

  2. Buenos días LBNL,caballeros callejeros y cabelleras al viento sin coletas y a lo loco:
    Completamente de acuerdo con LBNL y radicalmente en desacuerdo con Mr Mulligan y con las continuas semillas de la discordia que vienen de El Pais.
    Radicalmente en desacuerdo con aquellos que como Mr Mulligan creen que una refundación del partido pasa por la expulsión del PSC y no dudan en pedir un PSOE”Sin el PSC y con una federación del PSOE en Cataluña, etc.”….aunque lo que mas me preocupa es ese “etc”…que no apunta nada bueno.
    En fin,las bases del PDC han decir sido democráticamente cuál es su decisión política con la reelección de Iceta,harían bien otros en reconocer esta decisión y si lo que quieren es que la abstención sea llevada al parlamento,que den libertad fe voto a sus diputados y que cada cual se retrate a si mismo o a la militancia que crean representar.
    Haría mal el Comité Federal si impone la abstención o el No es No.
    Libertad de voto,ya!
    Ante mi doy fe.
    AC/DC
    Firmado:
    No estamos locos sabemos lo que no queremos..
    …JAJAJA…que nervios

  3. Tengo interés en conocer como se las va a amañar el PP para ir a terceras elecciones.

  4. Ante todo, voy a resumir el meollo del excelente artículo de J.A. Torresmora, citado anteriormente, en que éste, citando a Weber, explica que lo de actuar en conciencia y no según tus intereses que pueden no ser los del bien común, honra al que asi actua. Ahora bien, distingue entre conciencia de responsabilidad o conciencia de convicción. La segunda, en este caso, sería votar NO en la investidura de Rajoy porque un corrupto no se merece ser reelegido, ya que ello supone aceptar que la corrupción es aceptable o mal menor. Actuar según la conciencia de responsabilidad es pensar en cuales son las consecuencias de votar que NO. Torresmora opina que la consecuencia es que el PP ganaría la terceras elecciones y quizas llegue a la mayoría absoluta. Abstenerse, en cambio, permite al PSOE, ejercer una oposición dura contra Rajoy en la legislatura posterior. Los partidarios del NO niegan que el PSOE luego actuaría asi. Al abstenerse te conviertes en acólito del PP para toda tu existencia, pues una vez que has manchado tu conciencia, te has hecho complice de la corrupción. LBNL, en cambio, cree que al votar NO y ganar el PP las terceras elecciones, se producirá la debacle del PSOE, su catarsis y posterior regeneración como partido fuerte y ejemplar. desde la posición de LBNL, se consigue hacer coincidir la conciencia de la responsabiloidad y la de la convicción, por lo que el va a votar que NO. No me parece que la regeneración del PSOE sea un argumento sólido. Por eso soy partidario de la abstención. No obstante, creo que se debe dejar a los diputados del PSOE votar en la próxima investidura según lo que les dicte su conciencia, bien la de responsabilidad o bien la de convicción. Creo que esta libertad de voto ayudará más a la regeneración del partido.

  5. Todo esto es muy triste.
    La tristeza arranca de que el PP subió en las elecciones del 26-J: que, con la que está cayendo, la asociación delictiva gane respaldo es, me parece, un síntoma de lo mal que está el país. O de que yo ya no lo entiendo.
    Ahora al PSOE se le plantean dos escenarios de cara a la investidura: el malo y el pésimo. Pero no está claro cuál es cuál.
    Lo que propone el articulista no parece convincente. ¿Verdaderamente necesita el PSOE más descalabros para regenerarse? Si tras haber perdido 5 millones de votos y tras el psicodrama reciente no tienen incentivo ni energía para revolucionar el partido, mejor que echen el cierre.
    Son un tanto pueriles las vueltas que le están dando al cómo actuar en la sesión de investidura; que si ausencias al baño, que si 11 pringaos… A mí no me parece mal la propuesta de un comentarista: como las opciones son todas malas, que los diputados del PSOE voten en conciencia. Es algo que, en puridad, debería hacerse siempre. Y dado que el voto es público y nominal, sería interesante ver quién vota qué. ¿Puede transmitirse la imagen de un partido desunido? Sí, sin duda; pero es que lo está. O se deja cierto margen la para expresión de las discrepancias o la cosa, ya muy fragilizada, se romperá.
    Habrá quien considere que permitir o no la investidura no es darse “cierto margen”, sino discrepar en un punto fundamental. Algo de eso hay, pero yo reforzaría los mensajes de unidad en cuanto al fondo (el “qué”, la acción de la oposición, las políticas que se van a proseguir) sin detenerme tanto en las formas (el “cómo”, la manera en que esa oposición va a ejercerse).

  6. «..Es algo que, en puridad, debería hacerse siempre.» El horror de la oscuridad también yace en la conciencia, ese pozo inagotable que permite el crimen y su contrario. Mejor el pragmatismo inglés, la vida en suma , que considera una falta grave la descortesía de votar en conciencia.
    Vamos a ver si nos enteramos en esta casa :
    Sánchez tuvo un mandato , uno , no dos , para taponar al melifluo actor secundario Madina, candidato sin formación y semoviente.
    A cambio debería revertir su exposición mediática en retirada según la evolución de la cosa. Los afiliados nada sabían de esto y , como siempre , votaron en cajas de cartón de María Fontaneda , porque los afiliados votan para un roto y para un descosido.
    Pero Pedro NoNo se revolvió. ¡ Dios , el gran pecado de los bobos ! Y, bueno , lo siguiente ya lo conocen.

  7. Yo no sé si el lamentable estado en el que se encuentra el PSOE le permitirá regenerarse. Ojalá sí. Pero estoy seguro de que no podrá regenerarse si desaparece (y me temo que eso es prácticamente lo que le ocurrirá si va a terceras elecciones).

  8. El que deberia plantearse que debe hacer para ganar los votos que el quedan para la investidura es el PP, que no se ha movido ni un milimetro. No ha ofrecido nada, ni la retirada de Rajoy ni nada verdaderamente interesante. Solo las tecnicas habituales de intimidación cooptación etc.

    Mientras tanto, mirennos a todos (Torres Mora incluído al que considero una cabeza especialmente lúcida). Aqui en el diván y argumentando por futuribles e impresiones goyescas y si el hipopótamo es carne o pescado.

    Yo , lo de siempre. Fuera Rajoy y ya veremos.
    —-
    No quiero dejar pasar la ocasión de agradecer el profuso uso de terminologia que , debido a mi insultante juventud, solo conozco por testimonios históricos tipo “El florido pensil” y similares.

    Tras ser martillo de bolcheviques, adelante, a frenar el paso a la horda roja. (O hidra era ¿no?)

    Pa esto nos hemos quedao.

  9. Podría entender un acuerdo entre PP y PSOE para formar gobierno pero con acuerdos políticos y programáticos. No entiendo que los únicos argumentos sean de tipo anticomunismo rancio de antes de hacer yo COU o de índole puramente interna de aguantar la tramoya socialista para no ser barrios en unas terceras elecciones. ¿El PSOE no está en situación de que no quede nadie en la dirección del PP y en el gobierno vinculado a la trama Gürtel? Ni siquiera quitar a Rajoy Sé Fuerte? Yo creo que hasta lo está deseando y que será el pago in extremis. No sacará nada más el PSOE y hasta dudo que eso.

  10. Según mi hijo,da por pérdida esta generación,ya que la juventud actual se ha alejado del PSOE y esta en manos de Podemos…
    ..y pone su esperanza en las nuevas generaciones ….
    ..Ya me veo regalando caramelos del PSOE en la puerta de los colegios…ejem..jiji.

  11. Ahora necesitamos toda la cortesía para lo único que importa y que carece de alternativa , una abstención del PSOE.
    La posición de Iceta y el PSC ( unos ocho mil y tantos votos ) al igual que la de algunos de nuestros contertulios es una sin razón , es la antipolítica en estado puro y se expresa de esa manera. Si acudir a las elecciones complica la situación ¿ cuál es el problema ? Un coro de resentidos al que termina por unirse hasta mi admirado Borrell no hace una política. Javier Fernández sí , con los restos que le ha dejado un grupo inconsistente que todavía se revuelve herido de muerte.

  12. Sobre la capacidad del PP de subir en intención de voto no tengo una respuesta que no haga añicos mi empatia subliminal.
    Pero parece ser que Susana Sanitas con la ayuda intelectual de Los Vara y Page S.A.(Sociedad Abstencionistas) tienen la respuesta ….
    Madre mía, nos va a caer la del pulpo….JAJAJA….que nervios.

  13. Cuando la anterior dirección gobernaba el partido , los diputados socialistas , discrepantes o no , votaron unidos las políticas aprobadas. Ahora se pide expresar los desacuerdos. La ley del embudo en estado puro. Así, tan frescos. O revolver a la militancia o … el famoso derecho a decidir. Una vez más miren al PSE y su marcaje del voto. Con admirable coherencia ( un valor en alza ) no tienen reparos en pedir puestos de gobierno para alimentar a la tropa y a la vez soliviantar a la militancia española , nunca a la propia , para consultar las políticas de gobierno.
    Espero que suceda lo que suceda , el Thermidor socialista se lleve a esta cuadrilla de indeseables, ya saben , los de el acuerdo entre diferentes.

  14. EL ESPAÑOL , un diario crecido en la descomposición del PSOE afirma con el desparpajo propio de la situación sobre la posible candidatura de Gabilondo :
    «…. porque al no tener carné de partido podría acceder al liderazgo sin convocar primarias, en las que la gestora teme el regreso por aclamación de Pedro Sánchez»
    Es la enésima vez que la figura del Comendador aparece en el drama. Gabilondo , una leyenda ajena a los foros ; un buen hombre franciscano que no dice nada y que , por lo mismo ,debe de caer bien a todo el mundo , porque es bueno , sereno y -atención – ¡ no es como nosotros !
    Algo surrealista, un partido a quien no le gusta sus afiliados y con una especial querencia por los extraños. Ser del partido es garantía de expulsión ¿ Pero quién desearía expulsar a quien no está dentro ?
    ¡ Viva la Gestora viva !

  15. Mucho antes de que se planteara el dilema sobre Rajoy , el PSC ya había pasado de los 25 escaños de 2008 a los siete actúales.
    Esto es esencial para comprender tanto la perdida de votos como el ascenso de Ciudadanos.
    Los votantes se preguntaban ¿ dònde estaban los nuestros ?

Deja un comentario