La izquierda ganó en el centro

LBNL

Ganó el PSOE y gobernará Sánchez, investido por mayoría simple en segunda vuelta, sin el apoyo de los independentistas que sin duda se abstendrán – al menos Esquerra – antes que forzar unas segundas elecciones. Pedro Sánchez lo dejó claro en los debates: el PSOE es la mejor garantía para la España constitucional en la que cabemos todos. Y la ciudadanía ha apoyado la moción. La irrupción de Vox, que entra con fuerza pero con mucho menos de la que se temía, ha sido clave para que el PSOE duplique en escaños al PP, que está en caída libre. Vox ha movilizado al abstencionista de izquierda y ha destrozado al PP con la fragmentación del voto de derechas. PSOE + Podemos = 160 escaños; PP + Ciudadanos + Vox = 147. Veremos que pasa en las elecciones locales-autonómicas y en las europeas, en las que la circunscripción única puede ayudar a Vox a robarle todavía más escaños al PP. La izquierda ganó claramente ayer pero en votos España sigue dividida en dos bloques a partes iguales: PSOE + Podemos: 11,2 millones de votos; PP + Ciudadanos + Vox: 11,16 millones. Y si sumamos a ERC y Bildu a la izquierda y a PNV y PdCAT a la derecha: 12,6 millones para la izquierda, 12,3 para la derecha. Ciudadanos se queda al borde del sorpasso pero más por el desastre Casado que por su propia subida. Los mismos que hasta hace unos días entendían perfectamente el veto de Rivera al PSOE de Sánchez claman ahora por el entendimiento PSOE-Ciudadanos. Que se lo digan a Rivera que ayer dejó claro que estará en la oposición. Sánchez también dejó claro que el PSOE no le va a poder un cordón sanitario a Ciudadanos, pero desde luego no va a renunciar a su idea de España: pluri nacional, inclusiva y diversa. Tan patriota como la de la banderita rojigualda en el cuello de la camisa y el himno cantado con lágrimas de Marta Sánchez, o la del novio de la muerte. Mi abuelo decía que el pueblo español no se nunca se equivocaba. Ayer tampoco lo hizo: rechazó de plano el guerra-civilismo de los que llevan meses llenándose la boca denunciándolo mientras lo recrean.

El otro día me un amigo me espetó que estaba claro que no tenía ni puta idea de lo que estaba pasando en Cataluña porque me pareció bien que Sánchez no descartara de plano la posibilidad de que, según y cómo, indultar, parcial o totalmente, a algún líder independentista. Habéis perdido las elecciones, es intolerable, no tienes ni puta idea, etc… Los resultados de Cataluña hablan por sí solos. PSC 958 mil votos, Ciudadanos+PP+Vox 825 mil. Constitucionalistas y españolistas: 43,21%; indpendentistas: 39,4%. Con Podemos Guanyem de árbitro: 14,9%. Todavía mejor: ERC 1 millón de votos, JxCAT medio millón (justo por encima de Ciudadanos, por cierto). La ciudadanía rechaza el extremismo, incluso dentro del independentismo. A ver si Jonqueras y Rufián tienen agallas de una vez para quitarse al payaso de Waterloo de encima.

Lo del País Vasco es todavía más sangrante. Las tres derechas: 161 mil votos. PNV 394 mil, PSE 252 mil, Podemos 223 mil, Bildu 212 mil. Dicho de otra forma, la fórmula PNV+PSE bajo la cual el País Vasco ha cosechado la mayor prosperidad y paz social: 52%, Podemos 17,5%, Bildu 16,7% y las tres derechas 12,7 %. La ciudadanía rechaza de plano el discurso de que el proyecto de ETA está más vivo que nunca. Como es lógico.

Ciudadanos ha subido de 32 a 57 pero no ha conseguido pasar al PP a escala nacional (sí en Madrid) pese al batacazo de este último. Rivera salió eufórico: liderará la oposición (el PP todavía le supera y Vox es todavía más duro), parará los pies a Sánchez-Iglesias (aunque no tenga los escaños suficientes) y liderará el Gobierno en el futuro (no es la primera vez que lo anuncia…). Guay del Paraguay. Me niego a dar pábulo a los rumores de que le da a la coca pero hay cada vez más ocasiones en las que la duda asalta sobre si va dopado. ¿Dónde quedó el silencio?

Podemos aguantó pese a bajar de 71 a 43. Iglesias salió comedido, en la línea centrada de los dos debates. Entrará en el Gobierno pero lejos de aquella comparecencia triunfal en Moncloa en la que se adjudicaba Ministerios a tutiplén. Igual lo de que cambiar pañales le ha mejorado es cierto. Ojalá. En todo caso, el PSOE no irá más allá de lo que cabe dentro de la Constitución. Es decir, no habrá referéndum de auto determinación o sobre el derecho a decidir en Cataluña, se ponga Podemos como se ponga. Podemos ha pagado cara su inexperiencia, sus trifulcas internas y haber permitido que Rajoy gobernara de gorra dos años más con su veto a la primera moción de investidura de Sánchez apoyado por Ciudadanos. Si el Gobierno de coalición que se anticipa llegara a caer por culpa de Podemos, pueden darse por finiquitados.

Y llegamos a Vox. Reconozco que pensé que podían llegar a 50 diputados. Tengo muchos amigos que me informaban de que la marea pro Vox era imparable. Una amiga me decía el sábado que todo Alcorcón iba a votar a Vox. Otro me decía desde Praga que todos sus amigos habían votado a Vox por correo. Llegué a pensar que podían quedar segundos en Madrid. Chapeau para Iván Redondo. Hace un par de semanas el PSOE pensó que la unanimidad de las encuestas a favor suponía un peligro de desmovilización. No me consta que el PSOE haya promovido la euforia pro Vox pero es evidente que cientos de miles de votantes de izquierda con tendencia a la abstención le vieron las orejas al lobo. Seguro que Redondo está considerando como lema “Novios de la vida” para las elecciones locales-autonómicas-europeas de mayo. O algo parecido. Promover a la ultra derecha para minar a la derecha es un juego muy peligroso pero han sido los indepes los que han espoleado al ultra nacionalismo-católico español y la derecha la que se ha echado al monte. Miel sobre hojuelas, especialmente si Vox se queda en 24 escaños, que no llega al 7% de los mismos frente al casi 13% que tiene AfD en el Bundestag.

Queda mucho por delante, especialmente teniendo en cuenta las elecciones de 26 de mayo. Supongo que Casado, que no tiene tiempo para cambiar el rumbo, se estrellará todavía con más fuerza y será reemplazado por Feijoo, que tratará de virar de vuelta al centro. Podría ser que Ciudadanos finalmente sorpassara al PP. Ojalá aunque lo creeré cuando lo vea. Si llego a verlo. A saber cómo reacciona el electorado de las tres derechas. Los votantes de Vox bien pudieran arrepentirse y volver en masa al PP. Pero también pudiera ser que los que ayer todavía votaron al PP abandonen el barco en masa, en dirección a Ciudadanos y Vox. Pudiera no ser mala cosa: PSOE y Ciudadanos en el centro izquierda y derecha y Podemos y Vox en la izquierda y la derecha. Ya veremos.

De momento lo único que está claro es que el guerra-civilismo de la derecha se estrelló ayer y que el partido que siempre ha estado en primera línea de fuego defendiendo la Constitución, seguirá al frente del Gobierno. No es mala cosa. Especialmente teniendo en cuenta la magnitud de las incertidumbres con las que amanecimos ayer. Podemos contribuirá a que el PSOE no ceda a la presión de la derecha mediático-empresarial y el PNV y otros equilibrarán cualquier posible deriva populista.

En conclusión, la democracia española está bien a salvo. Con muchos retos y desafíos, incluida la post-sentencia del Procés en otoño pero con la certeza de que la ciudadanía rechaza el guerra-civilismo que las tres derechas han desplegado durante la campaña. Ojalá pillen el mensaje.

5 comentarios en “La izquierda ganó en el centro

  1. «En conclusión, la democracia española está bien a salvo. Con muchos retos y desafíos, incluida la post-sentencia del Procés en otoño pero con la certeza de que la ciudadanía rechaza el guerra-civilismo que las tres derechas han desplegado durante la campaña. Ojalá pillen el mensaje».

    Ojalá.

  2. Muy brevemente

    -PSOE+P´s tienen 165 -no 160-, pero vamos , viendo lo completo que es el post en datos, evidentemente debe ser una errata.
    -Vindicado queda Sanchez, del que cada vez puede decirse con mas razón que los que le menosprecian no están mostrando una gran inteligencia
    -Vindicado queda Tezanos (dicho se en plan malévolo), que hoy debe relamerse con esto https://elpais.com/politica/2018/10/05/actualidad/1538756423_074388.html
    -Vindicados quedan Rajoy y Soraya aka «la derechita cobarde»
    – Curioso lo de Rivera, a pesar de que repite una y mil veces que no pactará con el PSOE, le creen pocos.
    – Si el PP va a renovarse o C´s está llamado a ser el proximo partido central de la derecha no es algo para lo que vayamos a tener que estrujar mucha meninge. Pasadas las municipales, mediante las consabidas tertulias, portadas, programas etc, nos lo darán servido en bandeja.

  3. Buenos días LBNL ,caballeros callejeros y cabelleras al viento sin coletas y a lo loco:
    Resultados en mi mesa electoral 003 A .en la que estuve como apoderado del PSOE,pendiente del recuento de los votos…que nervios.
    Congreso:
    PSOE – 99
    PP – 30
    Cs – 58
    Unidas Podemos – 51
    Vox – 31
    Mes – 4
    PACMA – 8
    PI – 2
    Recortes Cero – 2
    Votoenblanco – 3
    Votonulo – 6

    293 votos de 430.

    Moraleja:
    A medida que avanzaba el escrutinio y que veía que Vox se comia al PP y miraba las caras de los apoderados del PP que me acompañaban en la mesa,no OS podéis imaginar mi contención en mostrar cualquier síntoma de alegría.

    iAy pena penita pena!….ejem.

    Ante mi doy fe.
    AC/DC
    Firmado…JAJAJA…que nervios.

  4. Es que «HABER » una ejemplar contención estoica está muy bien, pero el regustillo cuando uno piensa toooodas las cositas q han dicho desde hace tanto tiempo…

  5. Yo hubiera preferido el hundimiento del PP, que llevan años ganándoselo a pulso, pero sin que estos nuevos cafres entraran en el Congreso. Pero no se puede tener todo, claro.

Deja un comentario