Intervencionismo económico

Miguel Sebastián

No resulta extraño escuchar voces que piden la intervención del gobierno para atajar problemas económicos como la escalada de los precios, la caída del poder adquisitivo de los salarios o la subida de las hipotecas. Hemos oído a políticos “liberales” exigir controles de precios ante la subida de algunos alimentos básicos y hemos visto a presidentes autonómicos “liberales” abrir más canales de televisión pública. También algunos empresarios exigen la intervención pública, las llamadas “ayudas”, cuando sus negocios flaquean o sus monopolios peligran. Pero, en general, ha calado en la opinión pública la idea de que el intervencionismo gubernamental en la economía no es bueno. Comparto plenamente esta idea y me alegro de vivir en un país donde la gente piensa así. Pero el intervencionismo, como casi todo en economía, es un concepto relativo, no absoluto, y la cuestión es si hay ahora más o menos intervencionismo del que había hace 4 años.

En un debate reciente de la televisión pública madrileña se afirmó, sin posibilidad de réplica, ni siquiera un teléfono de “aludidos”, que el gran problema de nuestra economía es el intervencionismo del gobierno Zapatero, canalizado a través de la maligna Oficina Económica del Presidente (OEP).

¿Podemos presentar indicadores desapasionados que midan el grado de intervencionismo y evaluar si éste ha ido a más con el gobierno socialista?

Lo primero es definir el “intervencionismo económico”. Desde luego, si se trata de ayudas ilegales, no hay color. Tómese el caso de Izar, los astilleros públicos, que en 2004 tenían 164 millones anuales de pérdidas y 4 expedientes abiertos por la CE a España por ayudas públicas no permitidas. Hoy es una empresa reestructurada, nueve astilleros en la empresa de construcción militar Navantia con una importante cartera de pedidos y el resto, astilleros civiles privatizados. No ha vuelto a haber procedimientos de sanción de la Comisión Europea a España por ayudas ilegales a empresas.

Si se trata de la transparencia, económica o estadística, tampoco hay comparación. Lejos quedan las indicaciones del malestar gubernamental dirigidas a los máximos directivos de las empresas donde se ubican los servicios de estudios. Como responsable de uno de esos departamentos, recibí varias quejas verbales y escritas, provenientes de Moncloa y del Ministerio de Economía cuando no gustaban nuestras predicciones. ¿Se imaginan Vds. si hoy un responsable del gobierno socialista enviara una misiva de esas características a una empresa por publicar una previsión económica discrepante de la del gobierno? También han aflorado muchas estadísticas que antes no existían y que permiten un mejor análisis económico, como las de ventas, empleo y salarios, las de aduanas, la muestra de vidas laborales o declarantes de IRPF, ahora disponibles en fecha determinada y con acceso a través de Internet. Y por primera vez se ha presentado un programa de reformas discutido con los interlocutores sociales, comunidades autónomas y el parlamento con objetivos explícitos, indicadores de seguimiento públicos, evaluación independiente y rendición de cuentas anual: el Programa Nacional de Reformas, máximo exponente de la transparencia en política económica.

Finalmente, el intervencionismo en las empresas. De nuevo, es difícil encontrar indicadores objetivos, pero presentaré tres. El primero, el número de cambios de presidentes de grandes empresas como consecuencia de cambios de gobierno. Desde abril de 1996 a noviembre de 1997, cambiaron 9 presidentes de grandes empresas: Argentaria, Repsol, Telefónica, Tabacalera, Iberia, Aldeasa, CajaMadrid, Endesa y Aceralia. Desde abril de 2004 a noviembre de 2005 sólo cambió uno, el de Repsol. En los nombramientos de consejeros, también es llamativa la diferencia. Al año de la llegada del PP al gobierno cambiaron 230 consejeros. La rotación en las empresas ha sido la mitad con el gobierno del PSOE. Recuerdo, siendo responsable de la OEP, recibir la visita del presidente de una gran empresa que pretendía comunicarme los cambios que iba a hacer en su Consejo de Administración. “Guárdate el papel, lo que hagas estará bien”, le repliqué. Había doble perplejidad. Por mi parte, porque no daba crédito de que se acostumbrara a comunicar al gobierno dichos cambios. Por la suya, porque veía que por primera vez algo empezaba a cambiar en este país.

En cuanto a “operaciones empresariales”, no creo que ningún gobierno las organice, instando a una empresa a gastar miles de millones de euros en una toma de posición u oferta de adquisición. Por ello, cuando se habla de “intervencionismo”, nos debemos referir necesariamente a la prohibición de operaciones. Durante el gobierno del PP se prohibieron 6 grandes operaciones empresariales: Endesa/Gas Natural (1999), Endesa/Iberdrola (2000), Salcai/Utinsa (2000), U.Fenosa/Hidrocantábrico (2000), Iberdrola/Berruela (2001) y Gas Natural/Iberdrola (2003). Con el gobierno socialista no se ha prohibido ni una sola operación empresarial.

Estos son datos objetivos, contrastables y cuantificables. Todo lo demás son chismes, calumnias y leyendas. Y, a veces, contradicciones. Cuando la operación de Enel/Acciona sobre Endesa yo ya no era responsable de la malvada OEP, por lo que hablo como observador externo. El ex presidente de la CNMV dijo que hubo trato de favor a Enel/Acciona por parte del Gobierno socialista. Y la Comisión Europea ha abierto esta semana un expediente al gobierno por unas condiciones “excesivamente duras” a Enel/Acciona en su intento de toma de control de Endesa. ¿En qué quedamos? ¿Trato de favor o condiciones duras? ¿Hay algún experto en paradojas dispuesto a explicar ésta? Igual es cosa de “brujería”…

66 pensamientos en “Intervencionismo económico

  1. Gracias, Profesor, por el artículo.

    Creo que ilustra de manera convincente su tesis.

    La pregunta es: ¿por qué puede haberse consolidado en la opinión pública la idea de que el PP manipuló menos que el PSOE en este terreno? Y la respuesta es la de siempre: la política de comunicación ha sido nefasta. Artículos como el de hoy, suficientemente difundidos, ayudarán a formar opiniones más ponderadas.

    Dicho esto, creo que la creación de la Oficina Económica de la Presidencia del Gobierno se ha revelado como un desacierto: no por quien fuera (o sea) su titular, sino porque me parece que una unidad operativa y gestora en la Presidencia, cuya función vaya algo más allá de la estricta asesoría especializada, crea objetivamente un problema de “dobles legitimidades”. Es patente que ha habido descoordinaciones con el Ministerio de Economía, y que el Ministro de Economía no ha estado cómodo con el papel de la OEPG. Es, desde luego, un escándalo que El País editorializase recientemente que el “principal problema de la política económica en España” es la existencia de la Oficina; pero sí opino que la convivencia de dos órganos gestores no ayuda a armonizar las cosas.
    ________

    Yo soy partidario de la intervención del Estado en la economía. Y creo que tenemos, en muchos terrenos, lo peor de los dos mundos. La situación del así llamado “mercado” energético es particularmente sangrante: un oligopolio que vive de tarifas fijadas por el poder público, regulado, mediatizado hasta la médula por decisiones del Estado y de Estados extranjeros, que incide en orientaciones sociales estratégicas (opciones por tecnologías del carbono/renovables/dependencia de los moritos), operando con márgenes de beneficio garantizados y escandalosos (la monstruosidad del “déficit de tarifa”) que generan connivencias extrañísimas, con clientelas casi cautivas de facto, etc. etc. Creo que la situación no es en absoluto satisfactoria. A mí lo que el cuerpo me pediría es, obviamente, renacionalizar.
    _______

    Bien traído a colación lo de Javier de Paz, Cicuta. Un escandalete. Zapatero está resbalando con cierta frecuencia estos últimos días… No me gusta lo que veo, insisto.
    _______

    El fan del pistolero fascista en el TC nos dice que no funda su criterio político en la “comparatividad” (toma del frasco). Bueno; es cierto que el “y tú más” no siempre es útil. Pero cuando alguien, por ejemplo, critica al Gobierno por “haberse rendido a ETA”, no es capaz de demostrar ninguna de las supuestas “concesiones” y resulta pertenecer al mismo Gobierno cuyo Presidente acercó al País Vasco a presos que eran asesinos sanguinarios y los llamó miembros del “MLNV”, sí que es útil recordar estos hechos para valorar la credibilidad de quien hace las críticas.

    Abrazos para todos.

  2. Carambas 48 Econcon ..hasta en las poesias pones problemas matematicos para solucionar.

    ¿que operacion matematica hay que hacer para saber cuantas veces un fiero enano ataca con un hacha de resaca tu nuca suponiendo que el infinito al que aludes sea un infinito no intervenido por el Gobierno de España?.

    ¿Me explico o prefires ayudarme en mi triste soledad sin mirar las consecuencias?

  3. Que bueno Ibarretxe. Según El pais.com ha dicho hoy que la sentencia contra EKIN no tiene principios jurídicos. He buscado a ver qué quería decir con eso pero nada, ni un sólo argumento para tumbar jurídicamente la sentencia. Igual se refería a que no le gusta pero para mí que no se ha expresado bien.

  4. Coincido contigo Arouet en lo del peor de los dos mundos pero yo, obviamente, saco la conclusión contraria: liberalización máxima, interferencias mínimas, regulación la necesaria y cumplimiento de la misma íntegro.
    De acuerdo también con el párrafo sobre Ansar y ETA.
    Y no tan de acuerdo sobre lo de la OEPG. Sí, no ha funcionado pero también se puede concluir que habría que hacer lo necesario para que tal modelo, que funciona en otros lares y con bastante éxito (he hecho un ejercicio de comparativilidad), pudiera funcionar eficazmente en el marasmo que es la administración española.
    Por cierto, enhorabuena por lo tuyo. Lo diré en términos diplomáticos: con independencia de los términos de la apuesta deberías pagarle tú la cena a Marta.

  5. 58 Amistad Civica

    Hoy es día de Paz.
    Hoy le canto eso de Arouette, gentille Arouette Arouette je te plumerai Arouette, gentille Arouette Arouette je te plumerai Je te plumerai la tête Je te plumerai la tête …

  6. Tienes razon Fernando hoy es un dia de Paz.
    Solbes se ha salido con la suya y van….
    Frank Cannon seguira investigando y acosando a los piratas virtuales.
    La prensa italiana refleja que España es ya más rica que Italia y da la razón a Zapatero “Un adelantamiento que el presidente español había prometido a sus compatriotas”…ñiiiiaaauuuummm

    Rajoi Acebes Zaplana no quieren comer conejo estas navidades y Pujalte les dice que el si que quiere y la estan liando a la salida del congreso…estan ahora los cuatro encima de uno de los leones de la entrada…¡uy!…que Rajoi de descalamabra….vale…vale…no ha sido nada ha caido encima de la cabeza de acebes y todos sabemos que… que tiene mucha….el tio se a levantado como si nada diciendo…¡Ha sido ETA ,ha sido ETA!

    En fin si no quereis que el Gobierno de España os felicite la Navidad mientras hace propaganda despilfarradora de sus logros sociales…pues …..¡¡¡Feliz año Nuevo!!!

  7. Buenas noches.

    Ultimamente acumulo retrasos y leo de golpe y corriendo los artículos y posts de varios días. Es curioso el efecto que produce la mirada rápida sobre un profusión tan grande de comentarios como la de estos últimos días.

    Constato la reparición -fugaz pero se agradece-, de Averlas, a propósito del impresentable Perez-Reverte-de-los-cojones. Y la de Permafrost. Me congratulo, con retraso, por la aprobación de las oposiciones de MARTAC y me felicito, como asiduo aunque desigual visitante de DC, por artículos como el de Lope (“Azar”) o el que nos regala hoy Miguel sebastián, con su proverbial claridad docente. Me río -o, apenas, sonrío, que ya no dan más de sí-, con los disparates que vienen del submundo de los “regeneradores democráticos” (¡menuda tropa!) y ya ni me molesto con asquearme con tipos como SG, cuyo blog (contaminante) se ha evocado uno de estos días en DC.

    Y de paso, a falta de lectura de prensa en lás últimas horas, veo que el pistolero-juez García Calvo (¡Alá confunda!) sigue sin dimitir y me entero aquí de algún retroceso del Gobierno, a propósito del aborto, que sigue buscando el centro…

    En fin, y todo por el mismo precio. ¿Qué más se puede pedir?

    Cuidénse. Y que sobrevivan a las fiestas navideñas.

  8. Lo de “el mundo” es de traca.
    Sale en elmundo.es una noticia titulada “Una TV israelí ‘caza’ pedófilos en directo”
    Viene un vídeo de la televisión y como siempre, antes de ver el vídeo tiene unos segundos de publicidad.
    No ha podido ser más adecuada: inspirada en imaginarium…. “mr magorum y la tienda mágica”.

    Si lo intentan joder más, no son capaces.
    http://www.elmundo.es/elmundo/2007/12/20/television/1198148448.html

  9. A mí me pasa lo que a Barañain, que entro en DC estos días a salto de mata, con poco tiempo, agobiado por trabajo. Y leo todo seguido y me encuentro el excelente artículo de MS, como ayer el excelente de Lope Agirre, y luego una especie de excitación y profusión de comentarios, igual que ayer, una especie de hiperactividad muy saludable, con Econcon poeta, y con MarTAC manteniendo esa especie de incertidumbre sobre su nuevo status.

    Llegas de noche, lees DC y te enteras de todo. Es un gusto. Y además, cada vez es más sorpresivo. Antes sabías quién escribía el lunes, y el martes, y el miércoles…. ahora no sabes nada. Por lo menos yo. Es una agradable sorpresa diaria. Yo lo abro todos los días esperando a Verlitas o a Permafrost. Pero eso todavía no llegó. Espero que llegue cualquier día.

    Buenas noches a todos.

  10. Pingback: La Ley de la Gravedad » Blog Archive » El meláncolico mundo de la regulación económica: el caso de las industrias de red

Deja un comentario