Guerras de religión en Europa

Lobisón

Todos sabemos que la crisis presente, aunque tenga su origen en el descontrol global de los mercados financieros, tiene una especial gravedad en Europa por dos razones. En primer lugar la moneda única condujo a un exceso de liquidez como consecuencia del deseo del BCE de sacar a Francia y Alemania del estancamiento en 2003, y ese exceso alimentó la burbuja en los países de sur, en particular la burbuja inmobiliaria española. En segundo lugar, la introducción del euro no vino acompañada de la necesaria unión fiscal en la eurozona, lo que no sólo se tradujo en una política monetaria desastrosa para el sur, sino que no permite tomar decisiones rápidas y eficaces frente a la crisis de la deuda soberana. Esto es lo que ahora nos trae a todos de cabeza, provocando la torpe pero comprensible exasperación del gobierno de Rajoy.

Ahora bien, estas son cuestiones institucionales (deficiente marco institucional del euro y desregulación de los mercados financieros), y eso puede hacernos creer que las ideas y los factores personales no juegan ningún papel. Pero probablemente lo juegan. La insensata frase de Mario Draghi —el BCE no está para resolver los problemas financieros de ningún país— puede entenderse como una simple muestra de necedad —al no advertir el daño que el asalto de los mercados está causando al euro— o como un castigo a un gobierno poco prudente en sus manifestaciones públicas. Pero esta segunda posibilidad es tan inquietante o más que la primera, ya que el daño al euro es indudable, y al fin y al cabo sería absurdo que por poner en su sitio al gobierno español Draghi pusiera en peligro su propio puesto de trabajo (si se acaba el euro se acaba el BCE, como recordaba Jacques Attali en noviembre del año pasado).

No sólo nos las vemos con factores personales y egoísmos nacionales, sino también con ideas un tanto dogmáticas: Europa vive ahora en medio de dos guerras de religión. La primera, que sería cómica si no tuviera consecuencias tan trágicas,  enfrenta a los austeros luteranos del norte con los despilfarradores católicos y ortodoxos del sur. Es evidente, y se ha señalado muy a menudo, que la estrategia de austeridad adoptada porla UEno se entiende racionalmente sin la certeza de que los países pecadores deben soportar graves sufrimientos para pagar sus excesos del pasado. De hecho, la posibilidad de que esos países se hagan ingobernables no parece preocupar a los estrictos luteranos que han venido hasta ahora marcando el paso enla UE.

Pero hay otros verdaderos creyentes que revisten este disparate con el necesario disfraz de racionalidad. Son los economistas de agua dulce, los formados en las universidades de los Grandes Lagos en Estados Unidos, que imponen su ortodoxia contra el sentir de los supervivientes keynesianos —marginales en el BCE y en el gobierno alemán, y me temo que probablemente también en Bruselas—, y contra el más elemental sentido común. Un amigo me comentó, espantado, que uno de estos especímenes desconocía el callejón sin salida al que había llegado Argentina en 2001 al verse condenada a una estrategia de austeridad a cualquier precio, y al informarse había encontrado que efectivamente había elementos comunes con la actual crisis europea. Pero el dogmatismo de los verdaderos creyentes nunca permitirá que ningún hecho terrenal, pasado o presente, le lleve a poner en duda su fe, su ortodoxia antikeynesiana y promercado. Qué sentimiento de impotencia produce todo esto.

Posdata. Vaya por dios, de pronto Draghi parece haberse dado cuenta de lo que está en juego. A ver lo que nos dura el optimismo.

11 pensamientos en “Guerras de religión en Europa

  1. Estupendo comentario a la situación actual. No sabéis cuan cansado estoy de escuchar a mis amigos o colegas holandeses repetir precisamente lo que dice Lobisón, que los países donde se compraron sus casas o fueron de vacaciones debían aprender a comportarse como buenos cristianos y a poner en orden su casa. Casi siempre lo primero que dicen holandeses al hablar de España es lo de ‘mañana, mañana’. Hay que confesarse y hacerse protestantes, que si no… Saludos a todos

  2. Ave María Purísima!

    MMM, fale! pero… reducirlo a una cuestión teológica me parece tramposillo. A ver… Un holandés o finlandés de a pie, porquè tiene que pagar un extra de impuestos para salvar a los PIGS? Paises ellos que tienen una presión fiscal menor (y un fraude mayor) que, curiosamente, los países que menos notan la crisis. Corríjame si me equivoco. Y luego venga a presumir de crear puestos de trabajo o de pillar a Italia en PIB… a Francia y más allá!”!!

    Es como en el fungol… los equipos españoles no pagan a hacienda, permiten defraudar a sus estrellas, etc. Los equipos alemanes cumplen con las leyes, y luego deben enfrentarse a estos equipos con sus CR y sus Messi. Yo tambien estará cabreado.

    Ahora bien si apostaron por la burbujan que los bancos alemanes se queden con Cristiano Ronaldo, el Bernabeu y Bankia (Rato inside) y empezamos de zero.

    Otrosí, lo de la penitencia no es católico? Ellos no se salvan si creen, por la fe? (aunque hagan perrerías)

    No se, más fiscalidad europea y menos nacionalcatolicismo y capitalismo castizo. Más bicis y menos AVE! … Menos toros y más coffe-shops. Jo vull ser Holandoès

    A parte Grecia es ortodoxa y Francia Atea

    Apartado de consignas:

    Lutero, Marx, la paz y la productividad os haran libres.

    http://ca.wikipedia.org/wiki/Partit_Popular_Evang%C3%A8lic

    http://en.wikipedia.org/wiki/Evangelical_People%27s_Party_(Netherlands)

  3. O mejor… seamos ultracatólicos…

    Rato… A la hoguera!!!
    Narcís Serra A la hoguera!!!
    Montoro… A la hoguera!!
    Salgado… A la hoguera!!
    Rouco Varela… A la hoguera!!
    JCI … A la hoguera!!

    Penitenciatigeeee.. Inquisisción popularrrrr 🙂

  4. Creyentes, semi creyentes, cuasi creyentes, creyentes de aquí y de allá, creyentes altos, creyentes gordos, creyentes ricos, creyentes pobres….. todos están equivocados: ‘creíque y penséque son amigos del tonteque’…. jejejeje

    Habrá que creer menos y pensar más 🙂

    Yo siempre he tenido la sensación de que la confesión y su perdón automático no eran nada bueno…..

  5. HOygan!! SOn ciertos estos datos

    opota ‏@ppsoe2000
    Rescate ayuntamentos, 9.500M€
    Rescate CCAA 18.000 M€;
    Rescate bancos, 100.000 M€
    Rescate Admón. Central, 300.000 M€

  6. Terciando un poco entre lo que dice Lobisón y lo que dice Pratxanda:

    Una cosa es que a España se le afee tener menos presión fiscal y pedir pasta (por ejemplo), que eso es un dato. No obstante este sensatisimo argumento nunca se usa.

    Otra distinta es que amparados en un mito (mañana mañana etc) no se quieran tomar las únicas medidas posibles para el mantenimiento de una moneda única, solo por que cuesta dinero, es que todo cuesta dinero.Es facil encontrar una excusa para no pagarlo , lo cual no quiere decir que sea un argumento ni correcto, ni verdadero, ni beneficioso para el común.
    El debate recuerda bastante al que se produce en torno a los servicios públicos o la inversión pública, que son caros, olvidando que son muy útiles y que su supresión lleva a situaciones peores.

    Es oportuno señlar también que eramos igual de PIGS y de mañana mañana cuando los bancos alemanes y Holandeses, seguro que Fineses, se lanzaban como galgos a comprar cedudlas hipotecarias de banca española, empresetitos y etc. Esa que ahora quieren cobrar integra sin asumir la parte del riesgo que le corresponde a toda inversión financiera. Tambien eramos igual de PIGs y de mañana mañana cuando nuestros deficit de balnaza de pagos son sus superavit comerciales. Es decir, mientras compremos mercedes y productos de unilever etc, ya somos mas respetables.

    Efectivamente creo que estamos en una situacion donde el prejuicio anti keynesiano a machamartillo, contra toda evidencia, contra todo dato, se une al viejo adagio transversal del “lo mio, pa mi”, malos vientos pintan para los caudales de ayuda.

  7. Historias para no dormir, asín, en plan resumido:

    Me he encontrado con una vecina, una señora mayorcilla, volvía a casa nerviosa y los ojos hinchados, hemos empezado a hablar de animalitos y poco a poco se ha ido relajando y ya me ha contado que venía de visitar a unos y a otros, amigos y amigas, para ver si le podían dejar dinero, ya que el domingo le vence la 4ª mensualidad de la hipoteca sin pagar y aún le faltan 140€. Trabaja para una empresa que la envía a unas oficinas de la Administración Central (limpieza?) y llevan 4 meses sin pagarles las nóminas. Y ella cree que a partir de la 4º mensualidad sin pagar al banco entrará en la lista de subastas, pero si paga ésta última tendrá 90 días más para ver qué hacer (para sobrevivir….) por lo que también ha hablado con los Indignados y éstos le han dado un número de teléfono para que les llame cuando lo necesite.

    El caso es que le he dicho que el lunes venga a buscarme y vamos juntas al banco……….

    La sensación de que te quiten tu casa ya es terrible sin que te toque, me pongo en el lugar de esta mujer y ……

    Los desahucios deberían ser lo último de lo último de lo último.

  8. Cuando Alemania pasaba por una recesión en los primeros años del euro y el BCE bajó los tipos de interés, los germanos, holandeses y finlandeses no hablaban de ese sur y oeste (Irlanda) despilfarradores ni de mañana, mañana. Los jubilados holandeses, flamencos y alemanes se encontraron con que podían adquirir propiedades en las costas mediterráneas sin tener que cambiar de moneda e incluso sus estancias en sus nuevas propiedades les salían más baratas al no tener que cambiar de moneda. El mito de la hormiga y la cigarra o de protestantes y católicos resurge cuando los políticos de dichos países, al contagiarse Europa de la grave depresión que estamos atravesando, no quieren perder votos al hacerse patente que para salvar al euro hay que aportar dinero a un ente financiero que pueda prestar dinero a los países deficitarios. Hay reminiscencias de cuando Lutero revolucionó al pueblo alemán que estaba pagando bulas para financiar los templos y palacios que Roma construía rellenándolos con maravillosas esculturas, frescos, cuadros y fuentes. El estilo Berlusconi y el engaño griego pudieron volver a resucitar en alemanes, holandeses y finlandeses la idea de que los países mediterráneos son derrochadores a costa de ellos y que son sus políticos los que les incitan a ello. Pero actualmente lo que está claro es que la crisis del sur-oeste europeo ha bajado mucho la cotización del euro, permitiendo a los “luteranos y calvinistas” exportar, a buen precio, bienes de consumo duradero y hasta plantas enteras industriales a los países emergentes . Incluso están importando capital humano de los países mediterráneos. Mario Dragui opina en público lo que le permite decir Alemania y esta última solo le permite hacer frases salvadoras cuando la amenaza de ruptura del euro es grave. Solo así puede presentarse ante sus electores como sacrificio inevitable de sus ahorros .
    Es curioso que del otro lado del charco tengamos dos candidatos presidenciales que encarnan las dos posturas europeas. Romney, mormón, condena todo lo que sea gasto en seguridad social y beneficios sociales. Para él, no hay que subir los impuestos a los ricos, a los que llama creadores de empleo. Obama, por el contrario, señala que los que con su iniciativa privada crearon una empresa, no lo hicieron en solitario. El Estado les dio una infraestructura de obras públicas y una seguridad jurídica que deben pagarse con impuestos.

  9. Donde digo banco es Caja España. Y donde digo hipoteca es 457€/mes…..

Deja un comentario