Eta responde a su estilo

Millán Gómez

 

Eta no escucha. En el momento de mayor rechazo y aislamiento social de su historia, se niega a realizar una mínima autocrítica y llegar a la conclusión de que por medio de la violencia sus objetivos políticos son absolutamente inalcanzables. En Euskadi, país al que dice representar, existe hartazgo hacia la violencia y este irá en aumento en la misma proporción que los atentados de eta. La gran mayoría de los vascos desea la paz y este anhelo existe también en sectores anteriormente favorables o cuanto menos permisivos con la violencia de eta.

 

Históricamente, cuando a eta la han golpeado siempre ha respondido del mismo modo: con más violencia. Cuando las Fuerzas de Seguridad detienen a algún etarra, los terroristas siempre han contraatacado con la intención de hacer más sangre. Sólo la eficaz labor de la Policía y cierta fortuna han permitido que la lista de víctimas no haya sido aún mayor. Eta sólo entiende de asesinar. Más allá de esta macabra tarea no se plantean otras opciones y, desgraciadamente, la vía política no es una alternativa que barajen estos cobardes pistoleros.

 

Precisamente, qué casualidad, el mismo día que el Tribunal Supremo respondía a un clamor ciudadano como era la ilegalización del brazo político de eta, la banda terrorista intentaba asesinar en Bilbao a un veterano policía nacional, símbolo de la seguridad  ciudadana y de la lucha contra el terrorismo. Este atentado es el primero en Euskadi tras la detención del peligroso “Complejo Bizkaia” hace escasas fechas.

 

La sentencia del TS fue tomada por unanimidad y da la razón a los que hemos defendido desde siempre que quienes no respetan las reglas del juego democrático y agachan sus cabezas cuando hay que condenar un atentado, no poseen la legitimidad necesaria para hacer política. Es más, aprovechan las jugosas ventajas de formar parte del sistema político español para el propio beneficio económico y social de eta. No son más que simples comparsas de eta sin la autonomía suficiente para plantarse y declarar que ellos son diferentes y que las pistolas no tienen cabida en un país democrático.

 

En otro contexto político como es un proceso de paz, sí tiene sentido la no ilegalización de una de las partes que dialoga porque, en primera instancia, no es coherente deslegitimar a uno de los protagonistas de la negociación. La única solución, a día de hoy, para alcanzar un acuerdo de paz es que eta anuncie, por fin y sin contemplaciones ni engañosas ambigüedades, su decisión de dar carpetazo a la violencia y reconocer que toda la sangre derramada ha sido un soberano error. La política es el único camino para defender tu punto de vista. En ese caso, sí podrían tener cabida medidas de gracia como pueden ser la libertad de los presos sin delitos de sangre, siempre que reconozcan su error.

 

La propia utilización de la violencia refleja, desde un principio, la falsedad de sus planteamientos y el reconocimiento de que sus deseos no responden al sentir mayoritario de la sociedad. Los objetivos políticos de eta carecen del suficiente apoyo social y, de este modo, los terroristas pretenden conseguir por la vía armada lo que no serían capaces de conseguir en las urnas.

 

A pesar de la ilegalización de ANV, sus concejales no perderán sus actas ya que continuarán como ediles independientes. Eso sí, dejarán de recibir subvención municipal alguna, lo que supone un duro golpe a su economía. Esta decisión del TS ha venido acompañada por la ilegalización del PCTV-EHAK, que cuenta con la friolera de nueve diputados en el Parlamento de Gasteiz.

 

En el actual contexto, los demócratas tenemos que seguir aislando socialmente a eta y a sus simpatizantes, además de mostrar nuestra más enérgica repulsa a sus atentados. Los políticos, por su parte, deben repetir hasta la saciedad que el único camino que le queda a eta es el abandono definitivo de las armas. Asimismo, las Fuerzas de Seguridad tienen la obligación de continuar luchando sin descanso para detener a los terroristas y ponerlos a disposición de la Justicia. Por último, el poder judicial debe trabajar para que quienes han asesinado a cientos de inocentes y manchado la imagen de Euskadi y España cumplan su  merecido castigo entre rejas. 

4 pensamientos en “Eta responde a su estilo

  1. ¡Qué poca vergüenza! Lee uno los titulares de algunos periódicos y sólo le sale gritar, entre café y café de esta mañana preotoñal, ¡qué poca vergüenza tiene toda esta tropa! Después de cientos de miles de millones de dólares o de euros de nuestros impuestos, inyectados al sistema-como dicen con sus elegantes metáforas de carroñeros- desde las venas del sufrimiento de mucha gente, aplauden hoy la reacción que los mercados- ¡los mercados!, otra metáfora- han tenido tras el festín de pasta gansa. ¡No te jode! Siempre me ha maravillado la tranquilidad que las víctimas de todas las crisis muestran con esta gentuza. No quiero escribir hoy aquí lo que yo haría con todas y cada una de ellas para no alterar la tranquilidad del sábado y el estómago de los inevitables pusilánimes. Me ha recordado la hipocresía de estos buitres la de esos ricos que organizan fiestas a todo lujo bajo la excusa de recoger fondos para alguna organización del tercer mundo. Hoy en la prensa todavía hay algún sicario que escribe que todo ha sido por nuestro bien ¡Cabrones!
    Y luego dice doña Esperanza Aguirre que se ha terminado el relativismo moral. ¿Qué se ha acabado? Pero si llevan robando siglos gracias a ese relativismo. Lo de esta crisis ha sido su elevación a los altares.
    ::
    Es maravilloso cómo nuestra justicia del XIX pretende luchar contra la realidad del XXI. Un juez decide secuestrar (ya le vale) el vídeo del accidente de Barajas. Para ello manda a tres guardias civiles al diario El País a requisar no sé sabe muy bien qué. El director del periódico, en un gesto de humor surrealista que se agradece, le entrega un cd con el vídeo y el audio de la cinta supuestamente secuestrada. Los guardias civiles se marchan con el deber cumplido mientras decenas de miles de copias siguen colgadas en internet y el resto de medios, con el propio grupo Prisa a la cabeza, dan la noticia del secuestro sobre un fondo donde se reproduce el vídeo supuestamente secuestrado. Ni Gila lo hubiera superado.

  2. ¡¡¡¡Qué susto, la información que nos cuelga porconsiguiente!!!!

Deja un comentario