¿Es éste el fin de Cifuentes?

Carlos Hidalgo

Ayer, Ignacio Aguado compareció para decir que Ciudadanos exige la dimisión de Cristina Cifuentes, porque no les convenció la comisión de investigación propuesta por el PP. Bueno, veremos a ver qué capacidad tienen para forzar a Cifuentes si de primeras se resisten con uñas y dientes a plantearse una moción de censura en la Asamblea de Madrid.

Cristina Cifuentes, que se presentó a sí misma como la renovación y el aire limpio tras la época de Esperanza Aguirre, aparece ahora como un personaje acorralado, cuyas versiones cambian cada vez que se le pregunta y cuyo comportamiento es cada vez más histriónico.

Ayer todo el mundo daba por acabada a Cifuentes tras comunicar Ciudadanos esta decisión pero, ¿y si Cifuentes se niega a irse? El PP nacional, viendo la que se le viene encima y perdida la confianza en el equipo de Cifuentes, está tratando de renegociar lo de la comisión de investigación, para que la sangre no llegue al río. Y estoy convencido de que Ciudadanos tampoco pondrá muchos problemas a estas decisiones, dado que están más concentrados en poner la pose correcta que en hacer algún gesto real.

Pero, repito ¿y si Cifuentes no se quiere ir? ¿Y si el PP de Madrid se atrinchera y provoca una crisis con Génova? A ver, es harto improbable que esto suceda. El PP suele ser disciplinado y correoso. Si no ha saltado por los aires en la Comunidad Valenciana -aunque está muy magullado y con un presidente de Diputación como cargo más alto-, es muy difícil que lo haga donde está el meollo de todas las cosas y en lo que posiblemente sea uno de sus últimos grandes bastiones: Madrid.

Aunque… bueno, ahí está el PSOE-M para demostrar que puedes estrellarte y nunca terminar de saltar en pedazos. La federación socialista madrileña lleva haciéndolo unos 35 años.

Sería curioso ver si los males del PSOE-M se contagian al PP de Madrid, pero vuelvo a insistir en que es muy poco probable. Como terminó pasando con Esperanza Aguirre, hay muchos cargos de segunda fila que sólo esperan a ser activados desde Génova para cortar los liderazgos de raíz. Y si a Cifuentes tienen que ser algunos de sus consejeros quienes la saquen en volandas de su despacho, seguramente sea así.

Pero aquí viene la otra papeleta, que es el empeño de Génova por no desenchufar a Cifuentes del coma. Y esto es porque no hay repuesto aceptable a la vista. Esperanza Aguirre y la orgía corrupta que la rodeó ha quemado a todos los cuadros y recambios populares en la Comunidad de Madrid.

La verdad es que el panorama es tan desolador que la única alternativa a Cifuentes que se me ocurre no está en su partido.

La alternativa a Cifuentes es Gabilondo. A ver si en Ciudadanos se dan cuenta.

5 pensamientos en “¿Es éste el fin de Cifuentes?

  1. Ciudadanos deberá algún día tomar decisiones y liderar cambios , no solo actuar de mamporrero. ¿ Por qué no asume responsabilidades de gobierno y propone un programa para una coalición ?
    No tengo claro el final de Cifuentes y sí que Gabilondo sería un desastre vigilado por todos. ¿ Por qué se habrá metido en este lío? Ganar por fallos del rival , sin arte, sin habilidad es ofrecer una esfera de influencia a Podemos y ya sabemos a dónde nos lleva. Falta menos de un año para las próximas elecciones. Ciudadanos debería saber jugar mejor sus cartas. Se le termina su papel de justiciero.

  2. Sentir vergüenza ajena escuchando al presidente de la conferencia de rectores.

  3. Acabo de ver la rueda de prensa del presidente de la CRUE. Yo no siento vergüenza ajena, como Polonio. Siento vergüenza propia, vergüenza universitaria.

Deja un comentario