Después de la crispación

Lobisón

La desautorización de Esperanza Aguirre en el escándalo del espionaje en Madrid ha mostrado que la batalla interna del PP no cesa, pese a los esfuerzos de Rajoy por evitar los enfrentamientos. En ese sentido se interpretó la designación de Jaime Mayor Oreja como cabeza de lista del PP para las elecciones europeas. Pero también como un intento de  frenar la posible pérdida de voto hacia UPyD: según una encuesta un 10% de los votantes del PP se estaría planteando votar a Rosa Díez.

 

El problema surge a la hora de interpretar esa deriva de un número significativo de votantes del PP. Teniendo en cuenta que la ‘rendición’ ante ETA ha dejado de ser una cuestión viva en el debate político, y que UPyD se presenta como un partido laico y progresista, cabría pensar que los votantes tentados de votar a Rosa Díez son votantes centristas en busca de una opción moderada tras el final de la crispación.

 

Cabe sospechar sin embargo, oyendo a la COPE, que las cosas no van por ahí, y que si Mariano Rajoy ha recurrido a Mayor Oreja no es porque tema que se le vayan con Rosa Díez los moderados, sino la derecha del PP, puesto que los dos candidatos compiten precisamente por el electorado que echa de menos la retórica antisocialista de la traición a los muertos y la rendición ante ETA. A Rajoy le preocupa la posibilidad de que se le vaya o se le desmovilice su derecha, y por ello ha recurrido a un candidato fuertemente identificado con la retórica de la crispación.

 

Esto resulta llamativo por varias razones. La primera es que solemos creer que a los votantes de derecha no hay nada que los desmovilice. Puede que sea la peculiar naturaleza de las elecciones europeas como elecciones de segundo orden lo que inquieta a Rajoy: la derecha del PP podría pasarle factura por su nuevo ‘centrismo’ por el simple procedimiento de quedarse en casa, y sin renunciar por ello a ninguna parcela real de poder. O votando a Rosa Díez, como una parte de la derecha votó a Ruiz Mateos en las elecciones europeas de 1989.

 

La segunda razón de que sorprenda la elección de Rajoy es que es claramente opuesta a su anunciada estrategia de ganarse al elector de centro. Ciertamente, si el resultado fuera malo, Rajoy podría intentar utilizarlo —si le dan tiempo— para distanciarse aún más de los aznaristas, culpando a Mayor de la derrota. Pero la explicación fundamental puede ser otra: a lo largo de este año electoral a Rajoy no le preocupa tanto ampliar su base electoral hacia el centro como evitar un resultado desastroso que sirva a sus enemigos para reclamar de nuevo su cabeza.

 

Salvando las notables diferencias personales, Mayor podría cumplir para Rajoy la misma función que Sarah Palin para McCain: movilizar a su electorado más derechista. Tras un par de semanas de pánico, cuando pareció que Palin podía dar aliento renovado a la campaña de McCain, ahora tendemos a pensar que su elección para la candidatura a la vicepresidencia fue un error. Pero no es seguro que fuera así.

 

Finalmente el tándem McCain-Palin obtuvo el 46% del voto. Teniendo en cuenta la que estaba cayendo no es un mal resultado, y desde luego es un resultado que no se explica sin el voto de la derecha cristiana y de los electores republicanos más conservadores. Al designar a Palin es cierto que McCain renunció a competir por el centro con Obama, pero logró movilizar a los votantes de derecha. No es nada evidente que le hubiera ido mejor en otro caso.

 

El problema es que la campaña había dejado de girar en torno a Irak, la ‘guerra contra el terrorismo’ y todas las cuestiones en que McCain se sentía fuerte, y se había volcado sobre cuestiones económicas y sociales de las que el candidato republicano no sabía una palabra y ante las que se limitaba repetir el mantra republicano de la bajada de impuestos. Fue el desastre económico, y no sólo la estrategia de campaña de Obama, lo que reveló las grandes debilidades de McCain y le dejó sin oportunidades reales de ganarse al centro.

 

Tanto en Estados Unidos como en España, lo que sucedió y está sucediendo es que una derecha movilizada según una estrategia de crispación ha perdido capacidad para competir por el electorado de centro. Si se opta por una polarización extrema del electorado, dando sólo razones para no votar al competidor, se puede ganar (Bush en el 2004) o perder (Rajoy en 2008), pero no es tan fácil cambiar después de estrategia y tratar de ganar voto en el centro sin correr el riesgo de una desmovilización de los sectores más radicales del propio electorado.

 

Leyendo el último libro de José María Maravall (La Confrontación Política) se puede ver cómo la crispación española es una variante de una estrategia electoral neoconservadora, direccional en vez de posicional, que busca crear una mayoría en contra de alguien (ZP) o de algo (los ‘liberales’ en Estados Unidos), en vez de ofrecer un programa que pueda atraer a una mayoría. No se busca ser creíble desde posiciones centristas, sino disuadir o espantar a los electores centristas para que se abstengan o voten el mal menor (cualquier cosa menos ZP).

La cuestión es saber qué pasa después. De Bush se está diciendo que no sólo ha llevado a la ruina a su país, sino también al partido republicano. Tiene cierta justicia histórica que Rajoy, que por convicción o por oportunismo encabezó la estrategia de calumnias y odio que no le dio la victoria en 2008, se enfrente ahora a la tarea imposible (a corto plazo) de construir un partido conservador creíble en el centro, bajo la vigilancia, la agitación y la hostilidad de la derecha ultramontana que él mismo alentó, y contra sus propios barones y baronesas.

69 pensamientos en “Después de la crispación

  1. 40

    “La causa es por un querella criminal. No es ninguna “causa del juez Andreu”. No me cabe ninguna duda. Se trataba, claro está, de una elipsis. Ya sabe, como cuando se habla con toda naturalidad del “auto de Garzón”.

    “Lo que el juez Andreu hace es cumplir con la ley y admitir a trámite una querella. Ya se verá en qué queda todo después de la instrucción. Como con cualquier querella, por cierto.”

    Ya. Me parece bastante evidente – o eso creía yo al menos, hasta hoy-, que la admisión a trámite de ese tipo de querellas, es algo que va más allá de “aplicar la ley” y es un uso que se ha ido extendiendo en la Audiencia Nacional a partir de un momento dado, y tiene que ver con la particular concepción de los magistrados de la AN sobre su función universal (de ahí lo del “largo y ancho mundo” que le parece tan desafortunado, aunque no bien sé por qué) asunto además, “teorizado” por ellos (o al menos por Garzón). Por eso, es ante la española Audiencia Nacional -y no ante tribunales de otros países, con similar leyes procesales que el nuestro-, donde tienden a concentrarse determinados esfuerzos querellantes y/o justicieros. Por eso el hecho es noticia incluso fuera de nuestras fronteras. Como lo fue el episodio con Pinochet y algunos otros intentos similares más.

    Deduzco que Usted comparte ese criterio de persecución universal de los delitos por parte de nuestra Audiencia Nacional, incluso si no guardan relación alguna con ciudadanos españoles. O sea que no comparte el mío. Lo respeto, pero ¿a santo de qué, para discutirmelo, me invoca a la COPE? No sé si es su caso, pero como yo no sigo esa emisora (mi dosis de autoflagelo la completo con los articulistas de ABC) no puedo saber si coincido o no con el criterio que tengan al respecto en semjante emisora. Por ejemplo, en la polémica sobre el episodio de “Garzón contra Pinochet” sí recuerdo que coincidí, por ejemplo, con Felipe González y tampoco entonces se me ocurrió consultar a la Cope (y conste que tampoco me preocuparía coincidir con ellos).

    Sí que le reconozco que relacionar estas iniciativas fastuosas de algunos jueces y magistrados -encantados de haberse conocido-, con la mala marcha y el descrédito de nuestra justicia es un recurso nada original. Es más, me reconocerá que seguramente son muchísimos más que los oyentes de la COPE los que piensan lo mismo que yo cada vez que asisten, atónitos, a estos justicieros “lujos asiáticos”.

  2. El eurodiputado del PP insulta al presidente en la televisión pública de Aguirre
    Luis Herrero: “Los españoles tienen todo el derecho del mundo para mandar a Zapatero a cagar”

    Reto desde estas paginas de encuentro y debate democratico ,al Sr D. Luis Herrero a que me lo diga aqui a la cara…le lanzo el guante…¿le he dado?…jeje.

  3. ¡Es increible! La derechona española es que no aprende:

    Todos los intentos de desprestigiar al presidente del Gobierno,les lleva a la indigencia politica.
    No ven,no oyen…pero se les va la lengua que da gusto.

    Espero que el Tribunal Constitucional con sus sentencias los hunda en la miseria.

    ¡Esto pasa de castaño oscuro!.

    Aunque no me producen ninguna inquietud…porque siguen ,derrota tras derrota “hasta la debacle final”….jeje.

    Aqui les dejo un video para que reflexionen

    http://www.youtube.com/watch?v=Q5sOyotk5zU

  4. Es decir, que era una “elipsis”. Vaya por Dios. Una semana pidiendo rigor a las informaciones sobre el bombardeo en Gaza para terminar en manos de las elipsis. Qué cosas pasan en esta vida.

    Pero ¿Me puede explicar hasta dónde llega la elipsis en su post? Es por mera curiosidad intelectual. Le recuerdo su [34]:

    “No, la causa del juez Andreu es contra el sentido común (y el del ridículo). Que en pleno marasmo judicial, con huelga en ciernes, uno de nuestros más mediáticos Tribunales decida dedicarse, con tanto empeño, a impartir justicia a lo largo y ancho de este mundo – ¿será que España se les queda pequeña?-, es, como mínimo, de risa”. Respecto a la causa en sí, es de agradecer que el Gobierno de Israel no se dedique al mismo juego porque no sé en qué quedaría todo si se le ocurriera presentar en España querellas por crímenes de guerra contra todos los miembros del gobireno y dirigentes de Hamás. El espectáculo (con la Audiencia habiltando más y más juzgados especiales) sería fascinante”.

    Igual todo el post es una elipsis y yo no me he enterado.

    También le recuerdo que en el tema Pinochet, junto a España, habían pedido la extradición Bélgica, Francia y Suiza, si no recuerdo mal (escribo de memoria). No sólo era cosa de la AN y de Garzón, además de ser temas distintos en su origen jurídico.

    El juez documenta perfectamente en el auto las razones jurídicas por las que se cree competente en el tema. Pero le recuerdo que está simplemente admitiendo a trámite y la fiscalía intervendrá ahora y calificará. Nada más. Simplemente está cumpliendo con la ley en la admisión de una querella, aunque usted vea que va “más allá de la ley”: ¿en qué? ¿Por tratarse de Israel en este caso o siempre? ¿Dejamos de actuar sobre delitos que se conocen en otros países? Esperemos que Francia no tome nota de su teoría en el caso de ETA.

    Su insistencia sobre la comparación que hago con la COPE, que he escrito sólo para resaltar que ese post [34] me sorprendía en usted, persona a la que tengo en mejor estima y rigor, me hace pensar que igual estaba equivocado y ese [34], como el [51], reflejan perfectamente su pensamiento. Ahí le admito que lleva razón: nadie mejor que usted para conocer de sus elipsis.

    Y sí, yo estoy por aplicar justicia allí donde se pueda y lo permitan las leyes. Las razones jurídicas están perfectamente explicadas en el auto. El resto me parecen juicios de intenciones sobre el juez sin mayores fundamentos: ¿por tratarse de Israel?

  5. Pratxanda (43) discute el carácter de UPyD, y dice que sí es un partido centrista. En algunas de sus definiciones puede, pero la cuestión es saber qué tipo de electores del PP se están pensando votar a UPyD en las europeas, y mi sospecha es que son los que añoran el discurso catastrofista de la ruptura de España. No sería la primera vez que me equivocara, por cierto.

    A casi todos: muchas gracias por la cortesía de citar el artículo del día, aunque sea para hablar luego de otra cosa. Siempre reconforta.

  6. Lobison 55…en las elecciones europeas sabremos cuantos españoles sueñan con que su libertad sea defendida en Europa por…por cieto ,¿alguien de ustedes sabe quien es el cabeza de chor…uy perdon…el cabeza de lista para las europeas de los Hypedianos?…..gracias.

  7. #55

    Yo me equivoco más

    Ya digo que UPyD arrastra al votante más nacionalista del PP y de la extrema derecha. O al que no le importa el laicismo y las bodas gays. El partido es de centroderecha pero tan nacionalista como los ultras en estos temas. Los votantes… de todo un poco

    Tambien puede recoger el voto de gente del PP que no está a gusto con su discurso proconferencia espicopal, etc.

  8. Te lo juro, Lobisón, después de leer tu comentario, me sentí aludido por tu último párrafo y me puse a comentar tu artículo. Escribí una cosa larguísima y me ocurrió algo digno de principiante: se borró cuando pulsé enviar. ¡Qué furia, por Dios! Me siento incapaz de repetirlo ahora, que me voy a ver las noticias. Veré luego.

  9. Mi querida Ceferina:

    Hoy a pesar de mis risas y salidas de tono,apreciada amiga,estoy triste…mas bien diria que melancolico ,con cierta morriña.
    Le escribo estas letras para que le pida a Mr Aguien que se ponga en contacto con mi añorado Verlitas.
    No sabe usted,lo mucho que hecho de menos sus cronicas de sociedad ,de sus rios de tinta vertidas`por su salvaje y magica pluma.
    ¿quien mejor que el ,mi Verlitas querido,puede hacernos un resumen detallado de lo que estamos viviendo estos primeros dias de 2009?.

    Apreciada Ceferina ,interceda por mi,para que su claridad espiritual ,ilumine a Mr Alguien….para que remueva ,cielo mar y tierra ,para que tengamos un articulo de Verlitas.

    Si no lo consigue,no se preocupe,estoy seguro que si me escribe unas lineas ,con su pluma clara,me devolvera la serenidad que hoy es solo melancolia y morriña.
    Por eso dele esta cancion a Mr Alguien para que se la haga llegar a Verlitas.

    Con todo mi aprecio y respeto ,a su marido ,tambien se la dedico a usted y por extension a todos los que comparten mi amistad civica.

    Esta tarde vi llover,
    vi gente correr
    y no estabas tú.

    La otra noche vi brillar
    un lucero azul
    y no estabas tú.

    La otra tarde vi
    que un ave enamorada
    daba besos a su amor ilusionada
    y no estabas tú.

    El otoño vi llegar,
    al mar oí cantar
    y no estabas tú.

    Yo no sé cuanto me quieres,
    si me extrañas
    o me engañas,
    solo sé que vi llover,
    vi gente correr
    y no estabas tú.

    ¡Hoy tengo ganas de ti!…pero esa es otra cancion….jeje.

    Pep.

  10. 54 Polonio

    Acabo de ver a Iñaki Gabilondo haciendo comentarios -nada elípticos, por cierto, así que no le habrá costado entenderlos si los ha escuchado-, sobre la iniciativa del juez Andreu, sin disimular su estupor y, encima, atreviéndose a contrastarla con la lamentable imagen y escaso rendimiento de la justicia española. Ya decía yo que debíamos ser multitud.

    Me pide que le explique hasta donde llega la elipsis. Francamente, no me parece que un humilde y breve comentario (34) sea merecedor de tanto esfuerzo pedagógico.

    Invoca Vd. ahora el caso de Pinochet y Garzón para, acto seguido, preguntar, maliciosamente, si mi objeción a la actuación del juez Andreu es porque se refiere a Israel. ¡Pero si he sido yo quien ha sacado a colación aquel episodio para mostrarle que también en ese caso, tan sonado, estuve en contra del afán justiciero del magistrado! Aún entiendo menos su deseo de que “Francia no tome nota de (mi) teoría en el caso de ETA”. No consigo ver relación alguna entre el asunto del que estabamos discutiendo y el de la persecución a ETA en Francia y la colaboración de jueces y policías franceses con la lucha antiterrorista española.

  11. Muy brevemente, ando muy mal de tiempo, para decir, arrimando el ascua -llámeme usted a la sazón Hortera Don Polonio- a la sardina del norte, que la designación de Mayor Oreja a las listas al Parlamento europeo no va a favorecer en absoluto ni la credibilidad ni los movimientos que, para intentar centrarse, realiza, a su particular modo, Antoñito Basagoiti en Euskadi… ni creo que favorezca mucho a Nuñez Feijóo en Galicia … aunque también tengo la mala costumbre de acertar poco en mis vaticinios.

  12. 63 Barañain

    No me haga trampas, Barañain. Gabilondo se ha referido a la incidencia del auto del juez en la política exterior española en Israel: ¿en qué post suyo ha tratado este tema? ¿En el [34] o en cuál? No era ese el tema que estábamos tratando. Esa es otra cuestión que nada tiene que ver con los que venimos comentando y que usted ha dejado escrito en sus elipsis [34] de forma tan concreta, aunque yo tambien discrepo de Gabilondo en lo que ha dicho hoy en Cuatro (pero para otro momento esta cuestión)

    El caso Pinochet lo ha sacado usted, no yo, y para argumentar la casualidad que supone que las causas se inicien en España (por el protagonismo de los jueces de la AN), cuando en ese caso en concreto, curiosamente, han participado más paises.

    Como sus argumentos se mueven sólo en el terreno del juicio de intenciones sobre el juez, sin que sepamos, hasta el momento, en qué ha actuado mal, según usted, poco más puedo decir. Cuando crea que comete alguna ilegalidad me lo comunica y seguimos. Mientras, esperemos a lo que diga Gabilondo mañana: igual hay más suerte esta vez y coincide con nuestro debate.

    Mañana más.

  13. Sin entrar en tecnicismos, a muchos lo de Pinochet nos pareció al principio una quijotada de la peor especie, aliñada con el tufillo de afán de protagonismo que acompaña muchas de las actuaciones de Garzón; sin embargo, los avatares del caso nos llenaron de alegría, y el que ese canalla pasase algún tiempo perseguido por su terrible pasado nos reconcilió con la iniciativa. El ambiente que se generó a ráiz de ella alimentó la puesta en marcha del TPJI, y luego hemos visto con satisfacción cómo algunos (pocos) de los mayores criminales del mundo tenían que responder de sus fechorías ante la justicia.

    Del mismo modo, intuitivamente parece un tanto extravagante que los tribunales españoles actúen ante una matanza presuntamente perpetrada por israelíes en 2002. Sin embargo, ante la desprotección total de las víctimas y cuando la alternativa real es la impunidad absoluta, la simple llamada de atención sobre aquella tragedia, reciente pero olvidada, puede ser útil. Algunos parecen operar desde la creencia de que las vidas de los palestinos son más o menos prescindibles.
    ____

    Pratxi (58): ¿no estaba Obiols muy malito?

  14. 65

    Resumiendo: “De donde vienes, manzanas traigo”.

    Para no perder el hilo, me limito a recordar que lo único que he señalado sobre la decisión del juez ha sido, primero (post 34) que:

    “la causa del juez Andreu es contra el sentido común (y el del ridículo). Que en pleno marasmo judicial, con huelga en ciernes, uno de nuestros más mediáticos Tribunales decida dedicarse, con tanto empeño, a impartir justicia a lo largo y ancho de este mundo – ¿será que España se les queda pequeña?-, es, como mínimo, de risa.”

    Al manifestar Vd. (40) que no entendía qué tenía que ver la decisión del juez con la situación de la justicia española, y considerar desafortunada mi refercnia crítica al afán de “justicia universal” de algunos magistrados españoles le he contestado en mi post 51, concluyendolo así:

    “Sí que le reconozco que relacionar estas iniciativas fastuosas de algunos jueces y magistrados -encantados de haberse conocido-, con la mala marcha y el descrédito de nuestra justicia es un recurso nada original. Es más, me reconocerá que seguramente son muchísimos más que los oyentes de la COPE los que piensan lo mismo que yo cada vez que asisten, atónitos, a estos justicieros “lujos asiáticos”.

    Más tarde, he empezado mi post 63 diciendo exactamente:

    “Acabo de ver a Iñaki Gabilondo haciendo comentarios -nada elípticos, por cierto, así que no le habrá costado entenderlos si los ha escuchado-, sobre la iniciativa del juez Andreu, sin disimular su estupor y, encima, atreviéndose a contrastarla con la lamentable imagen y escaso rendimiento de la justicia española. Ya decía yo que debíamos ser multitud.”

    Ahora, me viene Usted con que “hago trampas” porque Gabilondo habla de otra cosa y no de lo que yo decía en mis posts. Refuta algo que yo no he dicho. Lo que he escrito es que su opinión crítica hacia la iniciativa del juez Andreu -aunque sea por otras razones distintas de las mías, que de eso no he opinado-, la ha fundamentado Gabilondo, además, en el contraste que tenía con la situación de la justicia en nuestro país. Eso, y no otra cosa, es lo que yo he dicho en el post 63. Y esto es lo que ha dicho Gabilondo (las mayúsculas son mías):

    “El “qué” y el “cuándo” siempre a la greña. Es muy difícil hacerles coincidir. Y las cosas sólo salen bien cuando el “qué” y el “cuándo” coinciden. A nuestro juicio esto no se da en la decisión del juez Fernando Abreu, de la Audiencia Nacional, que ha decidido investigar al Gobierno israelí por un bombardeo sobre Gaza en el año 2.002. Es evidente que esa acción, y muchísimas otras, merecerían esclarecimiento judicial. Y la actuación de Putin en Chechenia, y la del Gobierno chino en el Tíbet, etcétera. Es cierto además que en España existe una sensibilidad especial hacia el drama palestino -y en este programa lo hemos puesto de manifiesto a menudo-. Pero, hoy, esta iniciativa irrumpe como un elefante en una cacharrería tanto en el tablero internacional como en el nacional. En el internacional, porque, tras la elección de Obama, se están produciendo movimientos que probablemente resulten fallidos pero que intentan reenfocar la situación. Y España acaba de quedar invalidada para cualquier inflexión de su política internacional. Ahora mismo, en las portadas de “Jerusalem Post” y de “Haaretz”, se ataca con la máxima dureza a lo que se define como intrusión española. No dicen judicial. Intrusión política. El juez Abreu ha definido por su cuenta, de forma rotunda, sin margen para el menor matiz, nuestra política exterior en el escenario más delicado del mundo. El Gobierno ha quedado atado de pies y manos. MIRANDO HACIA DENTRO, TAMPOCO PARECE EL MOMENTO MAS OPORTUNO. CON UNA HUELGA DE JUECES CONVOCADA PARA PROTESTAR POR LA FALTA DE MEDIOS Y LA FALTA DE TIEMPO PARA TRAMITAR DECENAS DE MILES DE EXPEDIENTES ATRASAADOS EN NUESTRO PAIS. Y poco después de que se diera portazo a la posibilidad de investigar los crímenes del franquismo.” (Iñaki Gabilondo en Cuatro 29/01/08)

    “Cuando crea que comete alguna ilegalidad me lo comunica y seguimos”. En ningún momento he hablado de “ilegalidad” alguna. Estamos en una discusión política, creo.

  15. ##66 ni idea de su estado de salud, pero leí que repetía como europarlamentaerio en algun diario electrónico. Póngalo en duda y mirameos de informarnos mejor.

    #67 No es en la AN donde se acumula el mayor número de expedientes atrasados. Creo.

  16. Me agota el tema cuando se trata de lo accesorio, Barañain. Para usted el último duro, que decían en la bolsa. Efectivamente las 38 palabras últimas de Gabilondo demuestran que yo he mentido al afirmar que el comentario del vasco era sobre el auto y la política exterior española en Israel, aunque en este tema sólo haya empleado 201, de un total de 239 que suman el comentario en Cuatro. Pero para usted el premio gordo. Enhorabuena, Barañain. Le felicito.

    Mientras, lamentablemente, seguirá pendiente lo fundamental, que es de donde venimos tras su elipsis [34]: qué tiene que ver una posible huelga de jueces para admitir o no una querella. O por qué el juez hace el ridículo y va contra el sentido común por admitir esa querella, cuando además usted no da ni un argumento que acredite tal afirmación. O de dónde saca que al juez se le queda pequeña España y se dedica a una justicia universal por no se sabe muy bien qué intereses ocultos. Por no hablar de ese Israel dedicado a poner querellas en la AN contra Hamas que la colapsaría su funcionamieno. Ese es su post [34] al que yo contesté. A esa elipsis que sigue pendiente.

    Pero igual Gabilondo sí lo contesta esta noche y salimos de dudas.

    Y sí, claro que se trata de legalidades e ilegalidades. Lo es cuando hablamos de posibles crímenes cometidos por autoridades militares, lo es cuando se pone en libertad a De Juana o cuando se juzga a un narcotraficante. Fuera de la legalidad democrática sólo existe impunidad para lo criminales por masacrar niños en nombre de… ¿la política? Es la legalidad lo que nos permite perseguir crímenes contra la humanidad o terroristas. Y mucho más cuando es un estado democrático, como Israel, en su lucha, según afirman insistentemente, contra el terrorismo. Es la legalidad la que impide que valga todo en nombre de esa lucha.

    Pero el juez, hasta el momento, lo único que ha hecho es cumplir con la legalidad. Todavía no he leído ni un argumento que acredite lo contrario. El resto son juicios de intenciones sin más o solicitarle que prevarique en nombre de la política exterior española, americana o de una posible huelga de funcionarios. Argumentos todos de enorme talla jurídica y convicción. ¿Siempre o sólo cuando se trata de Israel?

    Siga usted, si quiere. Yo aquí lo dejo.

Deja un comentario