El discurso del cambio y el discurso del odio

David Rodríguez

El 28% de los españoles se encuentra en riesgo de pobreza, tasa sólo superada en la UE por Bulgaria, Rumanía, Grecia, Lituania, Croacia y Letonia. Según el Banco de España, nuestro país encabeza la diferencia entre las rentas más altas y más bajas. La caída de los salarios reales fue, en los salarios más bajos, del 30% entre 2008 y 2014. Además, el sistema fiscal no es capaz de amortiguar el impacto del desempleo. Por otro lado, las ayudas a la banca se cifran en 64.349 millones de euros durante la crisis. Según la Contabilidad Nacional, la remuneración de asalariados pierde más de 10.000 millones de euros entre 2008 y 2017, mientras que las rentas empresariales ascienden en casi 100.000 millones. Un estudio de la consultora Deloitte afirma que España es el país del mundo en el que más está creciendo el consumo de bienes de lujo. Sigue leyendo

El Cuarto Poder en peligro máximo

Magallanes

Desde hace unos meses Trump lleva pregonando que los periodistas son el gran enemigo del pueblo. El matiz es importante, dice periodistas, no menciona medios de comunicación y, todavía menos, a redes sociales. En una palabra, otorga a Fox News el monopolio de la verdad. Es decir, que supone que los periodistas de Fox News son de una especie diferente, como si fueran ex enemigos del pueblo convertidos en defensores de la verdad que los demás periodistas quieren falsear. No sé si es coincidencia o no, pero desde que Trump intensificó su ataque a los periodistas se han producido ataques al cuarto poder desde todos los regímenes políticos existentes en el globo. Es decir, los gobiernos que detentan el poder del Estado, cualesquiera que sea el fundamento ideológico o religioso de los mismos, en su fuero interno quieren tener domesticados a los restantes poderes, pero sobre todo a los medios de comunicación independientes, es decir, no controlados por el Estado. Sigue leyendo

Ultra-jados: VOX entra en escena

Senyor_J

Las elecciones andaluzas arrojaron no pocas sorpresas y una de ellas fue la fulgurante entrada de Vox en el Parlamento andaluz con 12 escaños. Las señales de que tal cosa podía ocurrir estaban ahí pero nadie las supo ver. Las encuestas de ámbito general y de ámbito andaluz anunciaban que Vox ya estaba en situación de entrar en las instituciones, habíamos asistido a una formidable puesta en escena de dicha organización hace unos meses en Vistalegre y los partidos de derecha habían iniciado un viraje discursivo a posiciones cada vez más extremas, de lo cual era el mejor exponente el principal dirigente del Partido Popular. Si a ese caldo de cultivo le añadimos el largo declive del PSOE en Andalucía; la falta de buenas perspectivas electorales para el espacio más de izquierdas que muestran Podemos y la casi extinta Izquierda Unida, que habían sido perfectamente recogidas en encuestas estatales de todo tipo, y el no menor declive del Partido Popular, la cosa ya cuadraba bastante bien. Sigue leyendo

Huecos: piezas en blanco

Senyor_G

He visto muchas veces a Oteiza hablando de la felicidad de enfrentarse a la página en blanco, no es mi caso aunque tampoco llega al terror que atribuye a Mallarmé. La escritura requiere hábito, como todo lo que tiene que ver con el gusto, pero el hábito de escribir por escribir tampoco tiene gracia sin tiempo que nos ocupe una vida que sustente las reflexiones para tener algo que contar. Sigue leyendo

Caos pre-navideño

LBNL

Me debo estar haciendo mayor porque la realidad empieza a superarme. Los chalecos amarillos siguen revolucionando Francia a tortas sin que nadie sepa muy bien qué quieren al no tener líder ni programa. Los británicos tampoco saben lo que quieren. Ni lo que va a pasar. El Parlamento, en principio, votará contra el acuerdo del Brexit el miércoles. Pero unos para separarse menos de la Unión, y otros para separarse más. Es decir, división total sobre algo trascendental para la nación. No está tampoco claro que pasará en Andalucía donde PP y Ciudadanos – segundo y tercero en las elecciones – tendrán que superar varios obstáculos – incluidas las exigencias imposibles de Vox – antes de poder destronar al PSOE de Andalucía, sin que sea descartable que Susana, que ganó las elecciones, siga en funciones hasta repetir las elecciones junto a las locales, autonómicas y europeas a finales de mayo. Similar incertidumbre sobre la gobernabilidad nacional. En puridad, con solo 84 diputados y sin posibilidades reales de aprobar los presupuestos sin hacer concesiones imposibles a los independentistas, Pedro Sánchez debería convocar elecciones. Pero no hay mayoría en la práctica para derrocarle y seguramente agote la legislatura, entre otras cosas porque, cuando finalmente se convoquen, es muy posible que consiga seguir gobernando pese al estruendo de la Brunete carco-mediática. Por no hablar de los indepes, que parecen finalmente animarse a la insurrección callejera hasta que la represión de Madrid sea insostenible. Si lo dicen en serio, claramente no aprenden. Como tampoco aprende Trump, que mientras anuncia el despido de su jefe de gabinete – el único que ponía algo de orden en la Casa Blanca – insulta públicamente a su ex Secretario de Estado y apoya la prisión para su abogado por sus graves crímenes ¡pese a haberlos cometido para defender sus intereses! Y mientras tanto, Canada detiene a la vicepresidenta de Huawei por orden de Estados Unidos elevando la tensión con China a un nivel peligroso, hasta entonces meramente comercial. Y caen gobiernos en Europa a cuenta del pacto global por la emigración de la ONU. Por dios, que llegue Papa Noel rápido.

Sigue leyendo

Salud Pública y extrema derecha

Lluis Camprubí

En un reciente artículo en la publicación European Journal of Public Health, titulado “Political parties matter: the impact of the populist radical right on Health”, los autores explican el impacto que puede tener la extrema derecha en la salud pública y en las políticas de salud. Un impacto que, como es sabido, puede ser tanto por colaboración institucional con partidos de la derecha democrática, como por la difusión y aceptación e sus ideas por parte de otros. Sigue leyendo