Un vistazo a las exportaciones

José D. Roselló

Exportar implica impacto, influencia y riqueza. A un país exportador se le suponen buenas cualidades como especialización, innovación o ese evanescente término, tan usado por especialistas y profanos, de la competitividad. Por tanto, es bastante lógico que una de las cosas que más tendemos a asociar al concepto de país importante, o país poderoso en el mundo, sea su capacidad exportadora.

Sigue leyendo

Nos estamos quitando

José D. Roselló

En “Me estoy quitando”, himno generacional para los nacidos después del 70, Robe Iniesta trataba de convencer, por aires aflamencados, a un partenaire imaginario de que estaba dejando el vicio. Hace unos veinte años de aquello.

La presente coyuntura, cosas de la edad, conversaciones con los amigos etc. me hacían preguntarme el otro día qué pasa con el tabaco: ¿La crisis hace que fumemos más, menos, distinto? ¿Esto de no poder fumar en los bares funciona o no funciona? ¿Cuánto dinero se movía alrededor en impuestos? ¿Somos más o menos sanos ahora que antes? ¿Nos estamos, también, quitando? Una vez más, con un poco de trasteo internetero, se puede dar respuesta a la mayor parte de estas preguntas.

Sigue leyendo

¿Mariano en el país de las maravillas?

Sicilia

Bien es verdad que los programas electorales no suelen ser el paradigma del detalle y la concreción. Decía Clausewitz aquello de que “no hay estrategia que resista el contacto con el enemigo”, y es lógico que los partidos políticos se den un cierto margen a la hora de especificar con exactitud todas y cada una de las medidas que van a tomar a lo largo de la legislatura, hasta que vean lo que hay. Pero hombre, con la que está cayendo, y después de llevar cuatro años responsabilizando punto por punto al gobierno presente de todos y cada uno de los males de la tierra, parece posible haberlo hecho mejor en vísperas electorales.

Y es que leyendo el programa popular y las medidas que se esbozan, podría decirse que un 75% de lo que pone, sobre todo en materia económica es una generosa ración de generalidades y abundamientos de líneas que se llevan aplicando desde hace 30 años, más otro 20% de poner farolillos y manos de pintura, y sólo en un 5% se aparece alguna propuesta con un color más decidido.  Da la impresión de que fuese un programa de transición para una economía que va  más o menos como siempre en lugar de ser un cañonazo para dar la vuelta a la situación.

Sigue leyendo

Imposible el alemán

Sicilia

Decía uno de los personajes de “El florido pensil” que esto era lo que él entendía cuando en un himno de obligatoria ejecución antes de entrar a clase, se decía “impasible el ademán”. A los niños pequeños nos pasan estas cosas, yo, sin ir más lejos, en la canción de Radio Futura “Enamorado de la moda juvenil”, entendía “a la gente con delantal” en lugar de “a la gente joven andar”.

Este tipo de malosentendidos o de perturbaciones del mensaje pueden deberse bien a defectos en el emisor, o bien a que el receptor esté a otras cosas que a él le susciten más interés cuando el emisor emitía. Es, podría decirse uno de los motivos de las distintas lecturas que la visita de Angela Merkel a España suscitó la semana pasada. Hay ocasiones en que los titulares hablan por sí solos: venía la canciller, aunque ella pensase que era una visita diplomática, a “examinar”, a “dar el visto bueno” o a “fiscalizar”, en plan depositaria de las esencias.

Sigue leyendo

La ley Sinde, capas, sayos, ascuas y sardinas

Sicilia

“Hacer de su capa un sayo” es un dicho español de evidente antigüedad, gráfico hasta no poder más, y se usa para aquellas situaciones en las que se usa algo con un propósito para el cual dicho algo no estaba originalmente concebido, más bien en el sentido de “estirarlo” o de querer hacerlo valer para más cosas de las que vale.

“Arrimar el ascua a su sardina”, también dicho pintoresco, se le asemeja algo. En este caso se usa cuando alguien da una versión o una interpretación forzada a ciertos hechos o normas de forma que favorezcan sus intereses, bien puramente crematísticos, bien puramente intelectuales.

Dos veces entre esta semana y la pasada se han visto post en este foro más bien capisayescos y ascuasardineros al respecto del asunto de la Ley Sinde. Aprovechando la actualidad de la antedicha ley, los autores nos relataban sus visiones sobre el negocio de los contenidos digitales, el mundo de Internet, su opinión sobre la reivindicación de los titulares de derechos e incluso sobre de si en el mundo debe o no haber cultura más o menos libre y cómo, de ser así, debería funcionar. Por el tono de las líneas anteriores puede colegirse que lo dicho a continuación no va a ir en la misma dirección.

Sigue leyendo

Semillas de rencor

Sicilia

En la segunda mitad de la década de los 90, John Singleton, director negro americano de cine independiente, describió en la película del mismo título de este artículo, cómo la exclusión o vulnerabilidad social hacía presa fácil a algunas personalidades de ideologías simplistas y extremas, pudiendo transformar a jóvenes aparentemente normales en víctimas y simultáneamente, en instrumentos del odio racial. En los Estados Unidos son más constantes las consideraciones acerca del equilibrio delicado que hay que mantener en una sociedad con gente proveniente de diferentes etnias o culturas. Se les atribuye pues, cierto tiento a la hora de manejar potenciales conflictos.

Sin embargo, la realidad se giró para morder en  la tragedia de Tucson del pasado fin de semana. No es la primera vez que en Estados Unidos experimentan situaciones similares, no es la primera vez que un perturbado armado carga contra una multitud. En los últimos cuatro o cinco años, sin escarbar demasiado en las hemerotecas, puede recordarse la matanza perpetrada por un  soldado médico de origen árabe en Fort Hood, o la masacre causada por un estudiante de origen coreano en la universidad donde estudiaba. Remontándonos algo más en el tiempo, Timothy Mc Veigh voló en Oklahoma un edificio federal en los 90 causando en torno al centenar de víctimas.

Sigue leyendo

Solipsistas, solitarios, solteros, solos

Sicilia 

Dice la Biblia “no es bueno que el hombre esté solo” -de la mujer no dice nada-, dice Lorca algo de “mi soledad sin descanso”, se dice aquello de “al fin solos”, o lo de “yo me entiendo y bailo solo”, o “mejor solo que mal acompañado” -esta frase deja al menos abierta la opción a acompañarse bien-. Se habla de la soledad como opción, como paraíso de libertades y se habla de la soledad como caldo de cultivo ideal para  rumiaciones, manías, depresiones y cosas peores.

El ser humano es social, nuestras identidades se conforman atendiendo al entorno, necesitamos a los demás aunque sea de vez en cuando, algunas veces los sufrimos -véanse atascos de tráfico, fiestas populares masivas o reuniones de vecinos-, y en muchas ocasiones, afortunadamente, también se disfruta de la compañía o de ver gente. ¿Qué tiene esta cosa con tan conspicuo doble filo? A ello desde la teoría y la praxis han dedicado mucho tiempo psicólogos, psiquiatras, sociólogos, médicos, filósofos, literatos, eremitas, fareros y serenos, por citar algunos ejemplos.

Sigue leyendo

Algunos periodistas buenos

Sicilia 

La desaparición de CNN+ es una cuenta más de la sarta de hechos lamentables que han ocurrido este año. Sean las que sean sus causas, desaparece el medio de comunicación más plural, más equilibrado, el que ofrecía una información de mayor calidad, el que la dotaba un tono más profundo y dinámico, dónde se emplazaban las opiniones posiblemente mejor fundadas y en resumen, el mejor producto informativo del panorama televisivo español. Aunque no lo parezca, son calificativos que, analizados fríamente y sin pasión, resulta difícil retirar o discutir,

Desoladora resulta la comparación con sus pares en el segmento, de los que solo aguanta con dignidad el canal 24 horas de RTVE; el resto no merecen ni el comentario.

Sigue leyendo

El libro electrónico que se avecina

Sicilia

A la vista de que mucha gente esta presta a recibir si no lo ha hecho ya, un libro electrónico en estas navidades, bien merece la pena darle una vuelta al asunto.

Hay que reconocer que es un pedazo de invento, la textura visual está muy lograda, parece papel. No retroilumina y no fatiga, se puede cambiar el tamaño y tipo de la letra, los márgenes y el interlineado. Además muchos de ellos tienen uno o dos diccionarios incorporados lo cual facilita leer en otros idiomas sin tener que ir buscando la palabrilla de marras. Otra de las ventajas es poder llevar gran cantidad de libros a la vez, sin que ocupen espacio ni pesen. Idóneo para los que carguen manuales o novelas mamotreto de esas que dislocan los hombros si se empeña mucho uno en llevarlas a todas partes. Además empieza a tener un precio asequible. O sea tiene todas las papeletas de darle un giro a la manera de leer al igual que los reproductores MP3 o los móviles con memoria le dieron un giro a la manera de escuchar música.

Sigue leyendo

El regreso de CIU ¿otra vuelta de tuerca?

Sicilia

Los resultados de las elecciones catalanas celebradas el domingo estaban anticipados desde hace bastante tiempo. Esta vez no hubo sorpresas reseñables ni durante la campaña ni durante el escrutinio. Las encuestas, así como la sensación de los más conocedores de la realidad política catalana, pronosticaron lo que sucedió, sangría de votos para los miembros del tripartito y ascenso de Convergencia y Unió.

Sigue leyendo