Apuestas arriesgadas

Senyor_G

En aquellas elecciones, como casi siempre en l’Hospitalet, hacía de apoderado (electoral) de la cuadrilla de ICV-EUiA en mi colegio, que antes era las piscinas y entonces un despacho de la UNED, en lo que había sido una fábrica de la Señora Tecla Sala. Como siempre un apoderado de los nuestros por varios del PSC, no sé cómo debe ser ahora. De aquel día me acuerdo de uno de ellos que luego he ido oyendo y sabiendo, de sobrenombre Felino. Nos tenía simpatía, en alguno de los corrillos que hacíamos me vino a decir algo así como que los vuestros siempre se llevaron los porrazos y luego nosotros los votos. ¿Nosotros? Sí, los comunistas o los del PSUC. Algo así.Luego me explicó experiencias contra el franquismo como trabajador de la SEAT. Era del PT (Partido del Trabajo de España) y de CCOO, se la jugaba bastante por lo que decía. Mi padre me lo confirmó, también militante de CCOO en SEAT entonces y hasta que se jubiló, y no sólo él me lo confirmó. Me explicó que durante aquella época, supongo que estertores del franquismo, la policía o vete a saber quien vinculada a ella, le llamaban a casa y le amenazaban directamente o por medio de su madre. Cuando vinieron las primeras elecciones llegó a hipotecar su piso para ayudar en la financiación de la campaña electoral. Me comentaba que había gente que le decía, con buen criterio creo, algo así como ¿cómo te juegas el piso? Y él por lo visto les respondía algo como que si se había jugado la vida contra el franquismo, ¿cómo no se iba a jugar el piso?

Las cosas en el PT no fueron muy bien. Recuerdo por mi padre, que los del PT de la SEAT llegaron a montar una tienda de juguetes en unos reyes para poder pagar las deudas del partido; creo recordar haber estado, pero me parece difícil. Cada vez soy más consciente de que confundo y mezclo lo explicado y lo vivido de alguna forma, pero recuerdo lo de la “tienda de juguetes de trabajadores de la SEAT”. Mi padre, vinculado al PSUC aunque sin carnet, seguro que intentaría echar alguna mano.

Quizás esas deudas fueron las que lo llevaron al PSC. Hay quien alguna vez me ha apuntado que gentes de la más diversa izquierda acabó acogida en el PSC-PSOE porque les echaron alguna mano en ese sentido y acumulaban cuadros y sectores interesantes, por ejemplo el PSP de Tierno Galván e incluso otros de izquierdas más radicales y duras.

Ahí era mi padre el que me hablaba de la apuesta más grande, la de unos compañeros de taller en la SEAT, los del ERAT (Ejército Revolucionario de Ayuda a los Trabajadores). Alguna vez, en mi época de universidad o incluso del instituto, se veía alguna asamblea de trabajadores de SEAT en la televisión y me decía, ese de la UGT era de los del caso ERAT. -¿Caso ERAT?- Sí, ¿no has oído hablar de ellos? Y me explicaba lo de los atracos a los inicios de la democracia y que cayeron. Y años después volvieron a la SEAT y siendo de la UGT, pero no sé confirmarlo. Al principio casi creía que se lo inventaba, porque no había oído hablar de ellos a nadie más y también por la historia de unos ugetistas que había optado no hacía tanto por la lucha armada. Quizás todo queda en el saco turbio de la transición donde estaban los GRAPO y el caso Scala. Y aunque turbio por la transición y el tiempo, algo de verdad habría en todo eso.

¿Y si a mi padre le hubiese dado la venada de, con un hijo de 2 años, incorporarse a eso grupo? Cuando alguna vez he visto a Aleida Guevara me viene eso a la cabeza, la pérdida de un padre, en cualquier caso por la llamada de la revolución, si se quiere por la Humanidad. Pero no sé si eso se perdona, a lo Gramsci “Cuántas veces me he preguntado si era posible ligarse a una masa cuando no se había querido a nadie, ni siquiera a la propia familia, si era posible amar a una colectividad cuando no se había amado profundamente a criaturas humanas individuales.” Y sí, pero uno no podría dejar de pensar, ¿con todos los padres del mundo porque tiene que ir el mío?

De hijos de, dejamos para otro día a Sergi Pàmies. No sé si en Debate Callejero, siguen mucho a Sergi Pàmies, hijo de la escritora comunista Teresa Pàmies y del secretario general del PSUC, Gregorio López Raimundo. Que por la lucha antifranquista del padre no le pudo ponerle su apellido cuando nació y al que adoro escuchar en la radio o leer, especialmente cuando habla de sus padres y su compromiso y como lo vivía y vive él.

Pero volviendo a lo conocido y cercano, conozco a amigos vinculados más o menos a la izquierda dependiendo del momento de mi época, en AEP y esas cosas. Hace unos años, tenía al padre pendiente de un ERE y tenía que decidir qué le convenía más entre 2 ofertas de la empresa, y el día anterior todavía no se lo había mirado porque tenía una reunión del frente vecinal en el partido. ¿Primero el partido y luego, ya si eso, la propia pensión para otro día? El otro tenía un padre de la SEAT que se había tomado tan en serio las cosas que no acababa de afrontar que la gente se calentaba la boca en general y en las asambleas en particular, que cuando la cosa tenía que ver con ellos eran muy lanzados, pero cuando era por otros ni aparecían. O que cuando era por otros todavía en peores condiciones, gentes sin casas a los que casi se les negaba el agua pública, a él le daba por la bebida, no sabíamos si como forma de ir para adelante o como estética de la derrota. O algo así.

Apuestas arriesgadas en lo personal, no sé sabe bien hacia qué puerto colectivo.

Un pensamiento en “Apuestas arriesgadas

  1. “Morir por las ideas ”

    George Brassens

    Mourir pour des idées,
    l’idée est excellente
    Moi j’ai failli mourir
    de ne l’avoir pas eu
    Car tous ceux qui l’avaient,
    multitude accablante
    En hurlant à la mort
    me sont tombés dessus
    Ils ont su me convaincre
    et ma muse insolente
    Abjurant ses erreurs,
    se rallie à leur foi
    Avec un soupçon
    de réserve toutefois
    Mourrons pour des idées,
    d’accord, mais de mort lente,
    D’accord, mais de mort lente Morir por las ideas,
    la idea es excelente
    yo estuve a punto de morir
    por no haberla tenido,
    pues todos los que la tuvieron,
    multitud aplastante,
    aullando a la muerte
    me cayeron encima.
    Ellos supieron convencerme
    Y, mi musa insolente
    abjurando de sus errores,
    se une a su fe.
    Con una pizca
    de reserva, sin embargo:
    muramos por las ideas,
    de acuerdo, pero de muerte lenta,
    de acuerdo, pero de muerte lenta.

    Jugeant qu’il n’y a pas péril
    en la demeure
    Allons vers l’autre monde
    en flânant(1) en chemin
    Car, à forcer l’allure,
    il arrive qu’on meure
    Pour des idées n’ayant plus cours
    le lendemain
    Or, s’il est une chose amère,
    désolante
    En rendant l’âme à Dieu
    c’est bien de constater
    Qu’on a fait fausse route,
    qu’on s’est trompé d’idée
    Mourrons pour des idées,
    d’accord, mais de mort lente,
    D’accord, mais de mort lente Juzgando que no hay peligro
    en rezagarse
    vayamos al otro mundo
    paseando(1) por el camino;
    porque, al forzar la marcha (apurar el paso),
    se llega a morir
    por ideas que no están en curso
    al día siguiente.
    Y si hay algo amargo ,
    desolador,
    al rendir (devolver) el alma a Dios,
    es comprobar
    que uno fue por un camino errado,
    y se equivocó de idea.
    Muramos por las ideas,
    de acuerdo, pero de muerte lenta,
    de acuerdo, pero de muerte lenta.

    Les Saint Jean Bouche d’Or (2)
    qui prêchent le martyre
    Le plus souvent, d’ailleurs,
    s’attardent ici bas
    Mourir pour des idées,
    c’est le cas de le dire
    C’est leur raison de vivre,
    ils ne s’en privent pas
    Dans presque tous les camps
    on en voit qui supplantent
    Bientôt Mathusalem
    dans la longévité
    J’en conclus qu’ils doivent
    se dire, en aparté
    Mourrons pour des idées,
    d’accord, mais de mort lente,
    D’accord, mais de mort lente Los charlatanes locuaces (2)
    que predican el martirio
    casi siempre, además,
    se demoran aquí abajo.
    Morir por las ideas,
    es cierto hay que decirlo,
    es su razón de vivir (motivación de vida),
    y no se privan en absoluto,
    en casi todos los campos
    los vemos que superan
    fácilmente a Matusalén
    en la longevidad.
    Concluyo que ellos deben
    decirse, por lo bajo:
    Muramos por las ideas,
    de acuerdo, pero de muerte lenta,
    de acuerdo, pero de muerte lenta.

    Des idées réclamant
    le fameux sacrifice
    Les sectes de tout poil
    en offrent des séquelles
    Et la question se pose
    aux victimes novices
    Mourir pour des idées,
    c’est bien beau mais lesquelles ?
    Et comme toutes sont
    entre elles ressemblantes
    Quand il les voit venir,
    avec leur gros drapeau
    Le sage, en hésitant,
    tourne autour du tombeau
    Mourrons pour des idées,
    d’accord, mais de mort lente,
    D’accord, mais de mort lente Ideas reclamando
    el célebre sacrificio
    sectas de todo tipo
    las ofrecen en sarta.
    Y se le plantea la pregunta
    a las víctimas novatas:
    Morir por las ideas,
    está bueno, pero ¿por cuáles?
    Y, como todas
    se parecen entre sí,
    cuando las ve venir
    con su gran bandera,
    el sabio, vacilante,
    da vueltas alrededor de la tumba.
    Muramos por las ideas,
    de acuerdo, pero de muerte lenta,
    de acuerdo, pero de muerte lenta.

    Encore s’il suffisait
    de quelques hécatombes
    Pour qu’enfin tout changeât,
    qu’enfin tout s’arrangeât
    Depuis tant de “grands soirs” (3)
    que tant de têtes tombent
    Au paradis sur terre
    on y serait déjà
    Mais l’âge d’or sans cesse
    est remis aux calendes
    Les dieux ont toujours soif,
    n’en ont jamais assez
    Et c’est la mort, la mort
    toujours recommencée
    Mourrons pour des idées,
    d’accord, mais de mort lente,
    D’accord, mais de mort lente

    Si aún fueran suficientes
    algunas hecatombes
    para que finalmente todo cambiase,
    todo se arreglase,
    Después de tantas “grandes noches” (3)
    en las que caen tantas cabezas
    en el paraíso sobre la Tierra
    ya deberíamos estar.
    Pero la Edad de Oro sin cesar
    se posterga.
    Los dioses siempre tienen sed,
    nunca tienen suficiente,
    y es la muerte, la muerte
    siempre volviendo a empezar
    Muramos por las ideas,
    de acuerdo, pero de muerte lenta,
    de acuerdo, pero de muerte lenta.

    O vous, les boutefeux,
    ô vous les bons apôtres
    Mourez donc les premiers,
    nous vous cédons le pas
    Mais de grâce, morbleu!
    laissez vivre les autres!
    La vie est à peu près
    leur seul luxe ici bas
    Car, enfin, la Camarde
    est assez vigilante
    Elle n’a pas besoin
    qu’on lui tienne la faux
    Plus de danse macabre
    autour des échafauds!
    Mourrons pour des idées,
    d’accord, mais de mort lente,
    D’accord, mais de mort lente

    ::

    Oh, ustedes, los agitadores,
    oh ustedes, los buenos apóstoles,
    mueran entonces, primero,
    nosotros les cedemos el paso;
    pero, por favor, ¡por Dios!
    ¡dejen vivir a los otros!
    La vida es casi
    su único lujo aquí abajo.
    pues, finalmente, la Parca
    es suficientemente vigilante,
    ella no tiene necesidad
    de que le tengan la guadaña.
    ¡Basta de danza macabra
    alrededor de los patíbulos!
    Muramos por las ideas,
    de acuerdo, pero de muerte lenta,
    de acuerdo, pero de muerte lenta.

Deja un comentario