China de moda

LBNL

Reunidos en Bruselas hoy los Ministros de Exteriores de la UE conmemorarán el quinto aniversario de la ilegal anexión rusa de Crimea, seguida por la agresión militar en el Este de Ucrania. Como no hay visos de cambio en Moscú, las sanciones económicas europeas por valor de más del 1% del PIB ruso seguirán en vigor indefinidamente porque es difícil que algún Salvini u Orban de turno se atrevan a ejercer su derecho de veto y exponerse a las graves consecuencias que ello depararía, tanto para sus países como para sus propias carreras políticas. Baste recordar el coste que tuvo para Fraga su decisión de propugnar la abstención en el referéndum de la OTAN. Y sin embargo, el foco geoestratégico ha cambiado hacia China, al menos desde que en diciembre el grupo de los “cinco ojos” (Estados Unidos, Reino Unido, Canada, Australia y Nueva Zelanda) denunciara la magnitud del robo continuado de propiedad intelectual occidental por parte de grupos de hackers oficiales chinos, el denominado APT 10 en particular. Pero los chinos no “roban” más que los japoneses en los años setenta del Siglo XX. El problema es que amenazan la hegemonía occidental, lo cual es legítimo, pero lo hacen saltándose todas las reglas. De ahí que el Consejo Europeo de finales de semana vaya a dar la bienvenida a varias iniciativas que tienen a China en el punto de mira, incluidas la Comunicación de la Comisión de la semana pasada, la inminente Recomendación de la Comisión sobre un enfoque común para la red 5G, las nuevas normas para el control de las inversiones extranjeras directas y la propuesta de la Comisión para antes de fin de año sobre como lidiar con los efectos distorsionadores de las ayudas estatales extranjeras a empresas que pretenden competir en el mercado interior europeo. De ahí el título: China domina la agenda.

Sigue leyendo