Esperanzas coreanas

LBNL

La cumbre inter-coreana del viernes salió bien, como preveíamos la semana pasada. Pero por supuesto queda mucho por delante para que podamos llegar a la desnuclearización de la península coreana, objetivo compartido por los Presidentes Kim Jong-Un de Corea del Norte y Mun Jae In de Corea del Sur y de la comunidad internacional en su conjunto. De todas formas, la cosa pinta bien, al menos mucho mejor de lo que ha pintado en mucho tiempo. Recordemos que el pasado mes de agosto estábamos contemplando la posibilidad de un misilazo nuclear contra Guam o Alaska o un ataque preventivo norteamericano contra Pyonyang, que implicaría la muerte inmediata de varias decenas de miles de surcoreanos a manos de la artillería del norte. Ahora en cambio Kim ha suspendido las pruebas nucleares y de misiles balísticos (los que sirven para dispararlas contra el enemigo), se muestra dispuesto a inutilizar su principal centro de pruebas nucleares en mayo, declara estar disponible para reunirse con el Primer Ministro japonés y prepara su próxima cumbre con el President Trump para dentro de un mes. Por su parte Trump declara que el fin de la guerra de Corea es factible. Ojalá.

Sigue leyendo