Cambio climático

LBNL

Es una pena que Donald Trump no se pase por España estos días. Hasta el primo de Rajoy debe haber aclarado sus dudas estos dias de calor infernal. Es cierto que no se puede determinar completamente que los records de temperatura que año a año vamos batiendo en el conjunto del planeta se deban en exclusiva a la contaminación provocada por la especia humana. Ciertamente, el planeta registra ciclos climáticos de largo alcance autónomos pero, a estas alturas, nadie en su sano juicio niega el efecto acelerador de la contaminación humana. Nadie. Nadie en su sano juicio. Obviamente eso excluye a Trump y a todos sus seguidores ávidos consumidores de teorías conspiranoicas. Pero ni siquiera estoy seguro de que Trump dude del cambio climático. Más bien, pasa del tema porque afrontarlo tiene costes ciertos y, en cambio, no afrontarlo solo tiene costes inciertos que, quizás, la Humanidad pueda resolver posteriormente con tecnologías hoy no desarrolladas.

Sigue leyendo