¿Es racional el voto?

Lobisón 

Los estudios sobre comportamiento electoral permiten con suerte comprender qué lógica ha sido determinante en unas elecciones (pasadas), pero, pese a las pretensiones de algunos especialistas y bastantes aficionados, a lo más que pueden aspirar es a modificar la estrategia comunicativa y electoral de los partidos para las elecciones futuras, sin garantizar que se pueda ‘manipular’ a los electores en el sentido deseado.

 

Conviene recordar al respecto la asombrosa franqueza con la que Gabriel Elorriaga, que en aquel momento dirigía la comunicación del PP, se expresó (en una entrevista en el Financial Times) sobre la estrategia electoral de este partido para las elecciones de 2008. Se trataba de desmovilizar a los potenciales votantes socialistas, contando con que los electores de derecha siempre votan. Como se sabe, esta estrategia no funcionó del todo.

Sigue leyendo

¿He oído gripe?

Aitor Riveiro

El pasado viernes, todas las alarmas saltaron en las redacciones de los medios de comunicación de medio mundo: un brote de una rara mutación de la gripe porcina se estaba propagando desde México a todo Norteamérica. El país azteca reconocía un par de decenas de muertes, mientras EE UU y Canadá comenzaban a informar de la detección de una serie de casos en personas que presentaban los síntomas tras regresar de un viaje por el vecino del sur.

Desde entonces, la enésima crisis sanitaria que afecta al mundo globalizado del siglo XXI no ha hecho más que copar más y más espacio en televisiones, radios, periódicos y páginas ‘web’ de todo el mundo.

Valgan un par de datos: según la consultora especializada en medir audiencias en Internet Nielsen, desde el pasado día 23 hasta ayer, 28, los españoles hemos lanzado más de 200.000 consultas en buscadores (Google, Yahoo, etc.) relacionadas directamente con la gripe porcina; el número de entradas o ‘post’ que la blogosfera española ha escrito desde ese viernes hasta ayer, martes, supera los 1.600.
Sigue leyendo

DePRISA

Padre de familia

 

Deprisa se desliza hacia el abismo el mayor grupo de comunicación de nuestro país, lo cual no debe ser motivo de alegría por mucha que sea la antipatía que algunos de nosotros podamos tenerle a Juan Luís Cebrián, responsable de la debacle financiera en la que se encuentra sumida PRISA a fuerza de despropósitos.

 

Seguro que muchos de ustedes escuchan la SER, como la generalidad de los españoles: prácticamente todos los programas de esta emisora doblan en audiencia a la siguiente en el ranking. Por no hablar del sinfín de emisoras de gran audiencia en Latinoamérica y EEUU controladas a través de Unión Radio. Qué decir de El País, buque insignia de la prensa de la democracia y primer diario internacional en español en términos de credibilidad e influencia. Como también muchos de ustedes habrán estudiado con libros de texto Santillana – como servidora – o se los comprarán a sus hijos cada septiembre. De la misma manera que muchos serán abonados de Canal Satélite y el que más y el que menos habrá algún día consumido Cuatro, bien versión ursulina con Sor Iñaki, bien opción despelote con Pablo Motos.

 

 

Sigue leyendo

Las tres patas del bienestar

 

Ricardo Parellada 

A finales del siglo XVIII, el marqués de Condorcet, el último ilustrado, culminó su presentación histórica de los progresos del espíritu humano con una reflexión sobre sus progresos futuros. Condorcet cifraba estos progresos futuros en la lucha contra diversas formas de desigualdad: la desigualdad entre las naciones, las desigualdades económicas en el seno de una sociedad, las desigualdades en el acceso al crédito y la desigualdad de instrucción.

 

Respecto de las desigualdades entre las naciones, este pensador ofrecía ideas críticas y anticolonialistas, como se puede apreciar en el siguiente pasaje, aunque acompañadas por un sentimiento ignominioso de superioridad hacia los pueblos colonizados:

  Sigue leyendo

Mirando a Europa (y dos)

Millán Gómez 

Las elecciones europeas ya están a la vuelta de la esquina. Hace unos días analicé la situación de los dos principales partidos políticos de este país pero también me gustaría reflexionar sobre las posibilidades del resto del arco parlamentario. La campaña europea comenzará en apenas unos días. De hecho, el Debate sobre el Estado de la Nación se celebrará los días 12 y 13 de mayo, lo que supondrá un auténtico debate de cara a las europeas. Esta situación vendrá especialmente fomentada por parte del PP que va a utilizar las elecciones como si de una moción de censura oficiosa se tratase.

Sigue leyendo

La reforma laboral del siglo XXI

Sicilia

Una tradición que se observa en diferentes culturas, principal aunque no exclusivamente en las mediterráneas, consiste en festejar la llegada del buen tiempo con la quema colectiva y en la calle, de enseres inservibles, ropa vieja y otras cosas de las que nos queramos deshacer. No es poco habitual que estas tradiciones, en su origen principalmente útiles, hayan derivado con el paso de los años en actos de cortes más festivos, muy aptos para el “bebercio” y el devaneo. 

Parece ser que contagiados de la útil tradición de quemar los trastos viejos en primavera, un grupo de expertos en economía patrios, dicho sea de paso y para variar, con el calificativo de “experto suficientemente acreditado”, se han decidido a presentar un manifiesto en el que reúnen sus ideas para una reforma laboral.

Sigue leyendo

Una agenda para el gobierno

Ignacio Urquizu*

William Riker (1920-1993) es uno de los científicos políticos más importantes del siglo XX. Tal es el desconocimiento sobre él en España, que un relevante politólogo español fue capaz de publicar un libro usando el mismo título de una de sus principales obras y ganar un premio al mejor ensayo. De todos sus trabajos me gustaría resaltar uno: The art of political manipulation (1986) -New Haven: Yale University Press-. En él nos presenta un tipo de manipulación política: la estrategia “herestética”. ¿En qué consiste? Dadas las preferencias de los individuos, muchas veces los políticos pueden “manipular” la agenda para, sin cambiar las opiniones de la ciudadanía, poder desarrollar estrategias ganadoras y lograr el apoyo de la mayoría de la opinión pública. Si Riker está en lo cierto, lo que debe hacer un buen comunicador es hablar de temas en los que se sienta con el respaldo mayoritario de los ciudadanos.

Por ello, si sabemos que en España la mayoría de los votantes se sitúan en el espacio de centro-izquierda, la estrategia que debería seguir el Partido Socialista es situarse constantemente en el eje de competición ideológico y llevar todos los debates a la dicotomía izquierda-derecha. En cambio, el Partido Popular sabe que su estrategia de lucha antiterrorista goza de un gran respaldo.

Por ello, su agenda siempre debería estar llena de referencias a la lucha contra ETA. En definitiva, siguiendo a Riker, lo que deberían hacer los dos grandes partidos es introducir en la agenda temas en los que se sientan fuertes para, sin cambiar la opinión de los españoles, alcanzar el apoyo mayoritario.

Desde que la crisis ha mostrado toda su crudeza, la economía ha sido la protagonista de la agenda. El Partido Popular –y algunas voces de instituciones económicas- ha optado por el catastrofismo y focalizar esta crisis en problemas domésticos. Por un lado, lo que persiguen los dirigentes conservadores no es convencer, sino desmovilizar. Es decir, el principal objetivo de los anuncios apocalípticos es lograr que se quede en casa el máximo número de votantes, entendiendo que una menor participación favorecerá sus intereses electorales. Por otro, en la medida que el debate sobre la crisis se centra en la economía española, el Gobierno socialista aparece como el responsable de todos los males.

Sigue leyendo

La corrupción era esto

Aitor Riveiro

Hace ya algún tiempo hablé en este mismo blog de la situación de un periodista al que habían despedido por criticar, primero, y denunciar, después, los tejemanejes que se estaban produciendo alrededor del aeropuerto de Ciudad Real, el primero de capital cien por cien privado que se ha construido en España.

Ayer nos desayunamos con otra gran noticia. ¿Para los ciudadanos de Ciudad Real y Castilla-La Mancha? No, para los promotores de la infraestructura, que pueden ver cómo los 300 millones que invirtieron en su construcción se convierten, por mor de unas jugosas recalificaciones, en 3.000 millones de la noche a la mañana.

Cuenta el diario El Mundo que el Gobierno regional del PSOE está apunto de aprobar una modificación en la Ley de Ordenación del Territorio y de la Actividad Urbanística (Lotau) de la Comunidad que permitirá a la sociedad que gestiona el aeropuerto trocear y revender los territorios adyacentes al mismo como suelo industrial, cuando ellos lo compraron en su día como suelo rústico.
Sigue leyendo

Garbeo por Tierra Santa

Padre de familia

 

Cuando lean estas líneas, estaré dándome una vuelta por Israel, tras los pasos del Ministro Moratinos y del Enviado Especial del Presidente Obama, George Mitchell, para tratar de valorar in situ, de primera mano, la situación tras la reciente formación del Gobierno liderado por Netanyahu con Lieberman como Ministro de Asuntos Exteriores.

 

La ortodoxia indica que las perspectivas para la paz en la región no pueden ser peores. Netanyahu no llego a ganar las elecciones (se quedó a un escaño del Kadima de Livni) pero la derecha sí lo hizo cosechando una amplia mayoría entre el Likud, la derecha extrema rusófila y los partidos ultraortodoxos, que todos juntos forman el nuevo Gobierno. La entrada en el mismo de Ehud Barak y su cada vez más escuálido Partido Laborista no es tampoco un signo esperanzador. Fue Barak quien, como Primer Ministro, no supo aprovechar la mejor oportunidad de alcanzar la paz con los palestinos y sirios en los últimos años noventa y fue también él, como Ministro de Defensa, quién lideró la reciente ofensiva israelí en Gaza.

 

Sigue leyendo

Todos los miedos, el miedo

Lope Agirre

“El miedo es libre”, nos lo recuerdan o lo recordamos nosotros, en ciertos momentos en los que es necesario tomar una decisión. Vivimos en una sociedad caracterizada por el temor y la incertidumbre. El miedo nos rodea. Una vez cayó el muro de Berlín. Luego cayeron otros muros: pro también se construyeron muchos más, y el más importante es el del miedo. Está en todas partes, aunque no se vea.

 

Decía el escritor Isaac Rosa autor de El país del miedo, cuya lectura recomiendo, que “vamos creciendo en miedos. Son acumulativos. Nos estamos convirtiendo en una sociedad gobernada por ellos. Está presente en muchas formas: miedo al terrorismo, a la delincuencia, a los pederastas; y otros relacionados con la sanidad, la alimentación, la crianza, los viajes. Vivimos en una sociedad asustada”.

Sigue leyendo