¡Sí-se-pudo!

Mimo Titos

Decíamos ayer (http://www.debatecallejero.com/?p=491) que Barak Obama era la mejor opción para ser elegido candidato en las primarias demócratas que acabaron ayer. Fuera por ingenuidad, voluntarismo o buen juicio, lo cierto es que, para nuestra sorpresa, el tiempo vino a darnos una gran satisfacción. El negro, el joven, el inexperto, el ingenuo, el vacuo, etc, ha acabado por imponerse frente a la experimentada y predecible Hillary, que habría traído a nuestro admirado Clinton de vuelta a la Casa Blanca por la puerta de atrás.

 

Tras un martes lleno de rumores de todo tipo a última hora se filtró que Hillary estaría dispuesta a ir de Vicepresidenta con Obama, concediendo implícitamente la derrota pese a haber pasado los últimos días y semanas apurando el último hálito de esperanza, que seguramente todavía no ha abandonado. Hillary Clinton lo ha intentado todo. Ha invertido dinero de su propia fortuna, ha pleiteado para la inclusión de sus delegados de Florida y Michigan, ha flirteado con la idea de que los “superdelegados” le dieran la nominación por encima de los delegados electos, ha persistido en la carrera más allá de lo razonable e incluso llegó a “soñar” en público con la posibilidad de que asesinaran a su rival antes de la nominación, como ocurrió con Bobby Kennedy.

 

Inteligente y calculadora, en el último momento parece haber maniobrado para tratar de trocar su renuncia a cambio de la nominación como Vicepresidenta. Tendría mucho sentido que Obama aceptara. Hillary tiene muchos puntos fuertes y, en general, cubren los flancos más débiles de Obama. Y aún así, el Obama que a muchos nos atrae rechazaría el pacto e iría a la Convención, si hiciera falta, sin tener garantizado el apoyo mayoritario de los superdelegados: a ver si se atreven a birlarle el triunfo popular.

 

Hillary tiene la experiencia que a Obama le falta, tendría un fuerte tirón electoral entre las mujeres y suscita más apoyo entre los latinos. Además, durante los últimos años ha cultivado su ángulo más conservador, más “halcón” en política exterior, que sería muy útil ante las previsibles acusaciones de debilidad provenientes de McCain. Así que no estará mal si finalmente el bueno de Barak acepta incluirla en su ticket electoral.

 

Pero envidemos más. Barak Obama fue de los pocos con las agallas suficientes para votar en contra de la guerra de Irak desde el principio. Y antes de eso, había pasado varios años viviendo del sueldo de su esposa mientras acumulaba experiencia trabajando para la comunidad en Chicago. Su valor añadido es que no forma parte del “establishment” de Washington, que no tiene nada que ver con la bien calculada y exitosa trayectoria de Hillary Clinton y su marido. No, Obama es un electrón libre, peligroso por lo impredecible pero al mismo tiempo fresco, espontáneo, auténtico, capaz de mantener posturas firmes de izquierda y al mismo tiempo apelar con éxito al bipartidismo transversal para que la lucha partidista sectaria de Washington dé paso a una colaboración constructiva en bien del pueblo norteamericano.

 

Así que, al menos yo, me alegraré si Obama rechaza el pacto con Hillary y escoge con plena libertad a quién complete su ticket, una mujer si es posible, aunque a falta de mejores nombres yo escogería a John Edwards, blanco y sureño, como debe ser un buen Vicepresidente demócrata.

 

Pero en todo caso los “obamistas” no podemos sino darnos con un gran canto en los dientes con su victoria. El chico lo tiene todo. Aparenta ser más joven de lo que en realidad es, a la Kennedy. Es negro, pero no muy oscuro, y encima es tremendamente razonable en lo ideológico, pero con la suficiente firmeza de principios como para desmentir cualquier acusación de “negro bueno” a la Tio Tom. Está a favor del diálogo, pero tanto con los republicanos en política interior como con “los malos” en política exterior, ya vengan de Cuba, Oriente Próximo o, quién sabe, incluso de Irán. Es decir, tiene muy claras sus convicciones democráticas pero pretende predicarlas por las buenas, lo cual cabe seguir tildando de ingenuidad pero, después de Irak, sólo desde la más absoluta ignorancia.

 

Lo mejor de todo es que Obama tendrá que enfrentarse a McCain, que era a nuestros ojos, sin duda el mejor pre candidato republicano. Lo cual no era difícil si recordamos que la competencia la formaban un mormón, un ultra religioso / conservador y un caótico Giuliani en manos de consejeros super neocon en política exterior. No es que McCain sea una paloma tampoco. El hombre, a fin de cuentas, es republicano y tiene que justificar el expediente. De tal manera que, pese a haberse opuesto firmemente a la tortura y haber abogado activamente para reformar la financiación de las campañas políticas, es partidario de seguir indefinidamente en Irak y de bombardear Irán por muchas que sean las dudas sobre la utilidad práctica de tal gesto “testosterónico”.

 

McCain es muy mayor y dudas razonables planean sobre su capacidad de completar el mandato de cuatro años si consigue llegar y ganar la votación definitiva en noviembre, por no hablar de su capacidad de optar a la reelección. Y McCain no deja de ser un republicano, relativamente díscolo pero republicano al fin y al cabo, lo que después de los ocho desgraciados años de administración Bush, es un gran handicap en su contra. Pero en todo caso, McCain es la cara más amable y constructiva del Partido Republicano y por ello abogábamos también, con el mismo grado de voluntarismo, por su nominación, por mucho que su mayor atractivo de cara al votante centrista dificulte la victoria de Obama.

 

“Yes we can” ha sido el lema de Obama hasta la fecha. Si yo fuera su asesor le recomendaría no aceptar a Hillary como Vicepresidenta y cambiar el eslogan a “Yes we could”, versión anglófona del “Sí se pudo” que culmina, cuando hay suerte, los esfuerzos colectivos basados en un “Sí se puede” o el “Yes we can” de Obama.

 

Ahora bien, creo que en todo caso Obama le tiene que estar infinitamente agradecido a Hillary Clinton por haber mantenido la batalla hasta el final. Está la prensa llena de informes sobre el daño político y económico que Hillary ha provocado con su absurdo empeño de seguir en la carrera. Pero, sinceramente, creo que son análisis errados. Sí, McCain ha tenido más tiempo libre y menos necesidad de gastar dinero en anuncios contra sus correligionarios. Pero al mismo tiempo ha tenido una dificultad muchísimo mayor de llegar al gran público que, en cambio, recibía hasta ayer puntual información, gratuita, sobre las primarias demócratas.

 

Suele decirse que más vale que se hable mal de uno a que no se hable. Si ello es cierto, Obama tiene mucho que agradecer a Hillary por mantener la batalla hasta el final: la pugna no sólo ha proporcionado portadas gratis, sino que además ha ayudado a que Obama esté mejor preparado para contrarrestar los ataques más agresivos de los republicanos.

 

Esperemos que la preparación le sirva para comerse a McCain en noviembre: Go Obama go!

28 pensamientos en “¡Sí-se-pudo!

  1. Bien, Titos, gracias por tu artículo.

    Un detalle y una discrepancia/desconfianza de fondo.

    El detalle: dices que Hillary tiene la experiencia que a Obama le falta. No lo creo. Si no me equivoco, el senador tiene más galones en la lucha política y en la administración que la senadora. La condición hilarante de cónyuge ex presidencial no puntúa, o no debería puntuar.

    La discrepancia: Obama no gana. Ojalá vuelva a equivocarme en mis pronósticos pero, sinceramente, no veo a los estadounidenses votando al negro. Mucho habría tenido que cambiar el país para que aquello que, como dices, hace atractivo al candidato (su frescura y su dimensión de outsider o wildcard) no suponga un obstáculo insuperable. Todavía queda mucho para las elecciones, pero habrá que empezar con la porra.

    Abrazos para todos.

  2. Recomendación del día:

    Buen artículo del Profesor Sánchez-Cuenca en El País sobre el Tribunal Constitucional. Propone una mayoría cualificada (o la unanimidad) para que el Tribunal pueda declarar inconstitucional una ley adoptada por el legislativo. Me parece razonable: una vez respetados los aspectos formales de la nomogénesis, el Tribunal sólo debería descalificar las decisiones de quien tiene delegada la soberanía popular (las Cortes) en razón de fallos sustantivos de un calibre tal que pudiesen concitar la cuasi unanimidad de los magistrados. Supongo que una mera reforma de la LOTC bastaría para adoptar un nuevo criterio más satisfactorio que la mayoría pelada que se exige hoy.

  3. ¡Saludos a todos!

    Me uno a la alegría de Mimo Titos y de tantas otras personas que esta noche ven un paso más cerca la proclamación de Obama como presidente de EE.UU.

    En cuanto a la persona que acompañe a Obama desde la candidatura a la vicepresidencia, discrepo con Mimo Titos en que Edwards o Clinton sean apropiados. Si bien es cierto que Clinton tiene tirón electoral -más que Obama- entre mujeres, latinos y trabajadores blancos de clase baja, no lo es menos que es una de los políticos que despiertan mayor rechazo en el país. En este sentido, Hillary es el complemento perfecto para apuntalar el voto de base demócrata, pero también es el principal obstáculo para conseguir el voto transversal, al que Obama es capaz de apelar con éxito en solitario. La aritmética es más compleja que contar quiénes son más: mayor importancia tiene cómo están distribuidos. Los analistas apuntan a que Ohio, Michigan y Pennsylvania se decantarían del lado demócrata si y sólo si Hillary entrara en la candidatura; estos estados serían cruciales, de acuerdo con las proyecciones de voto de las que disponemos. Sin embargo, las estimaciones del impacto que el rechazo hacia Hillary tendría en las posibilidades demócratas no son más halagüeñas, pues apuntan a que se acabaría con las posibilidades de ganar los compromisarios de algunos estados sureños que podrían caer del lado demócrata, tras haber apoyado a los republicanos de forma consistente en el pasado.

    El principal activo de Obama es su imagen como icono de una transformación posible, la de un candidato que viene a aportar una nueva forma de hacer política, con un estilo fresco y la voluntad de romper con el lastre de lo establecido. Un elemento al que no se le ha dado la importancia que merece es el del efecto de incluir a Hillary en la percepción del electorado sobre Obama. Incluir a Hillary en la candidatura podría desmoronar la relación idílica que se ha establecido entre Obama y sus votantes, empujando a muchos de ellos a la abstención.

    Por otra parte, Edwards supone un obstáculo en la medida en que despierta rechazo entre el electorado menos arraigado al partido demócrata, por su imagen de izquierdista radical.

    En mi opinión, el mejor candidato sería Sherron Brown, senador por Ohio. Además de servir de gancho electoral en los estados en los que se dirimirá la contienda, le avalan su oposición a la guerra de Irak desde el comienzo y su elevada popularidad entre el electorado más sensible a las campañas.

  4. Buenos dias Mimo titos….como bien sabes ,soy de los que opino que para bien del partido democrata, “Gilary Clinton” ,a estas alturas de las primarias, fuera reconocida como un valor positivo para el gobierno de E.E.U.U.U.

  5. Y por lo tanto deberia participar en la contienda por la Casa Blanca como vicepresidenta.
    El esfuerzo realizado por darles una esperanza a los democratas de derribar a los republicanos deberia ser recompensado con un acuerdo politico de caracter estatal.
    Lo veo dificil pero seria un gran acierto por parte de esos dos politicos que pretenden cambiar el rumbo de la politica que habia marcado un Bush hijo……

    Por otro lado y por sugerencia de Teoura he leido el articulo de Ignacio Sánchez-Cuenca sobre el Tribunal Constitucional.
    Es increible que a estas alturas nadie haya puesto los puntos sobre las i ,como lo ha hecho ,hoy, nuestro Profesor.
    Siempre me he preguntado, por que se puede emplear una regla como la de la mayoría simple para resolver asuntos tan importantes como los que aborda el Tribunal.
    Creo que este hecho le quita toda imparcialidad a los miembros de un Tribunal como el Constitucional,aunque dicho asi parece como si dijera una butade.
    Le da mas valor politico que juridico a la sentencia ,aunque parezca que digo otra butade.

    Bueno pues de butade en butade y va y El Profesor lo pone sobre el tapete como Dios manda…..jeje.

  6. A mi también me cae más simpático Obama que Hillary, así que no puedo dejar de sentir cierta alegría por la victoria de Obama. Ahora bien, por una vez, y sin que sirva de precedente, creo que estoy de acuerdo con Teoura. Mi impresión es, y se trata sólo de una impresión, de que, a la hora de la verdad, los estadounidenses no votarán mayoritariamente a un negro. Es cierto que están hartos de Bush y su guerra, pero un negro… Es un resultado típico de las primarias: que se elija al favorito de los activistas pero no de los votantes. Los activistas se dejan llevar por el entusiasmo ideológico y no seleccionan al candidato con mayores oportunidades de ganar las elecciones.

    Obama, no obstante, podría ganar si a McCain se le ve como demasiado viejo, o si mete la pata en los debates. No parece un tipo muy inteligente, lo que en sí mismo no es un obstáculo, salvo que su falta de luces le lleve a cometer algún error espectacular en la campaña.

    Ahora empieza la diversión. Recuerden la campaña brutal que la derecha organizó contra Kerry en 2004 a cuenta de su pasado en Vietnam: supongo que aquello no fue nada en comparación con lo que le espera a Obama a partir de este momento. Ya hemos visto algunos adelantos, como el asunto ese de sus amistades con un pastor radical y medio loco. No veo en absoluto a Hillary de número dos, pero uno siempre está abierto a que le sorprendan.

    PD: qué lío lo de la presidenta del TC. Todo esto, claramente, parece una reacción in extremis por la muerte del franquistón de García-Calvo. Me he leído la conversación que transcribe el Pais y me ha dejado una sensación un tanto desasosegante. No entiendo por qué la presidenta le dice a la señora esta que si se decide a poner un recurso de amparo le avise, que ya le echará una mano. Ya sé que no hay nada intrinsecamente censurable en ello, pero no parece adecuado. En fin, que me apunto a la propuesta de mayoría cualificada de la que habla Teoura.

  7. Magnifico articulo el de Ignacio Sánchez-Cuenca, titulado ¿Qué hacer con el Tribunal Constitucional?, publicado hoy en EL PAIS. Desde aqui recomiendo su lectura. Resulta dificil no estar de acuerdo con la tesis que mantiene el articulista, en ocasiones, de DC.

  8. Como no entiendo de política, yo sigo pensando que el mejor es Obama. Es curioso, para mí no es negro, y nunca le llamaría negro. Como mucho mulato. Estas cosas pasan en España, ya lo he visto más veces…

  9. Antesala,
    Estoy de acuerdo con que Obama haría mejor en no escoger a Clinton como compañera de ticket por las razones que expones (básicamente el fuerte rechazo que provoca en una gran parte del electorado) y el tal Brown que mencionas, del que no sé nada, parece tener buenas credenciales por lo que dices.
    Teoura y Cicuta,
    En realidad estáis de acuerdo en más ocasiones de las que parece, y a veces errados, como en esta ocasión. Al menos así lo espero. Si EEUU fuera incapaz de votar a un negro no habría podido tampoco salir elegido como candidato de un partido. Es más, al contrario de lo que dice Cicuta, Obama ha sido elegido porque es el que más apela al público general antes que a la militancia y cuadros del partido, que eran más proclives a Clinton.
    Además, como recuerda Sarah, Obama no es negro negro sino mulato, y lamentablemente eso también cuenta, a su favor.

  10. Relacionado con el candidato Obama, a lo mejor les resulta interesante, como me resultó a mí cuando lo leí, el siguiente párrafo de un artículo de Barbara Probst Solomon, titulado “Ya tenemos a Bush y McCain contra Obama”, y publicado en El País el pasado 25 de mayo:

    “……
    ¿Cómo es posible que Hillary, que en otoño parecía tener garantizada la nominación demócrata, haya terminado perdiendo?

    Si Obama gana en noviembre, estas elecciones estadounidenses de 2008 serán verdaderamente históricas. Y no sólo porque será la primera vez que el país tenga un presidente negro, sino porque será la primera victoria lograda gracias al uso inteligente de Internet. Es verdad que el ex gobernador de Vermont, Howard Dean (que procede de una familia de banqueros), fue el primer aspirante que recaudó grandes sumas de dinero a través de la Red, pero Obama ha perfeccionado el uso de este espacio tecnológico. Ahora la campaña de Hillary Clinton tiene 20 millones de dólares de deuda, los republicanos andan mal de dinero y Obama, surgido de la nada, tiene una provisión de fondos considerable.

    Los Clinton contrataron a Mark Penn, un cotizado especialista en sondeos de Washington, para dirigir la campaña de Hillary. Sin embargo, los encuestadores sólo pueden verificar el pasado conocido, no pueden predecir el futuro. Las encuestas no podrían haber previsto los événements de 1968 ni la evolución de España después de Franco. Ni, ya que estamos, el 11-S.

    No soy profeta, pero, cuando Obama fue elegido para el Senado de Estados Unidos, me puse en contacto con sus oficinas de Chicago porque mi revista, The Reading Room, iba a publicar un número especial sobre Kenia. Su responsable de prensa me envió un ejemplar del libro de memorias de Obama Dreams from my father, y también sugirió que mi nieto Daniel, por aquel entonces estudiante en Northwestern University, entrevistara a Obama para el periódico de la universidad. Me quedé asombrada. Nunca me había encontrado con una oficina de prensa tan dispuesta a complacer a un estudiante. Pero Daniel estaba a punto de irse durante un año a Praga, así que la entrevista no se materializó.

    Eso fue hace cuatro años. Hoy me doy cuenta de que ya estaba en marcha la campaña de Obama para atraer hacia los demócratas el voto de los jóvenes contrarios a la guerra de Irak. Los periodistas que han visitado su cuartel general en Chicago se maravillan ante su utilización de las tecnologías más avanzadas, y los republicanos han empezado a estudiar su brillante estrategia política.

    Obama es, además, uno de los oradores políticos con más magnetismo que yo recuerdo haber visto en mi vida. Y eso es mucho decir. También ha organizado una infraestructura en cada estado que los demócratas llevaban tiempo ignorando, y ha captado así a gran número de nuevos votantes. En los gloriosos años noventa, Bill y Hillary sabían pedir dinero a lo grande, era lo que iba con su estilo de vida; las pequeñas contribuciones por Internet no les interesaban. A ellos les gustaba codearse con las grandes fortunas de las costas Este y Oeste bajo la enseña de un progresismo moderado, y se olvidaron de que existen serios límites legales a las aportaciones de los grandes donantes.
    ………”

  11. Mimo Titos, ya sé que el aparato estaba inicialmente en contra de Obama. Aun así, ¿que porcentaje de la población norteamericana ha votado por Obama en las primarias? ¿El 3%? ¿El 5% quizá? Sí, ha habido más participación que nunca en las primarias, pero dicha participación sigue siendo una muestra muy poco representativa de la sociedad estadounidense. Ojalá gane Obama, pero lo veo crudo.

  12. Cicuta, no sé los porcentajes pero en las primarias ha votado más gente que nunca, y en las definitivas no vota tanta gente en cualquier caso. Lo más relevante no es eso sino que gana a McCain en las encuestas generales de todo el país mientras que Clinton empataba o perdía. Supongo que los que responden a las encuestas son gente normal consciente de su color de piel 🙂

  13. ¿Y por que todo el mundo que habla bien de Obama ,se olvida de que Gilary tiene un programa muchisimo mas social ?

    Claro ,ya entiendo…Gillary es una democrata que despilfarra su dinero….por el poder.

    Esta izquierda ,en DC ,ya no es lo que era…jeje.

  14. He estado mirando en una página muy recomendable, http://www.realclearpolitics.com, la multitud de encuestas sobre McCain, Obama y Clinton. Según los datos de mayo, Obama aventajaría de media a McCain en 1,4 puntos, mientras que Clinton lo haría en 2,2. Una diferencia muy, muy pequeña. En cuanto a actitudes favorables y desfavorables hacia los candidatos, Obama tiene un saldo positivo de 12 puntos porcentuales, mientras que el saldo de Clinton es de 4,6. Como se ve, los dos candidatos democrátas están muy igualados en cuanto a sus oportunidades electorales y parece que las presidenciales estarán muy reñidas.

  15. Pennsylvania Obama +5.8 Clinton +11.7
    Michigan McCain +3.0 McCain +3.0
    Ohio Obama +1.3 Clinton +8.3
    Wisconsin Obama +2.0 McCain +3.4
    Iowa Obama +6.4 McCain +2.7
    Virginia McCain +1.3 McCain +10.4
    Florida McCain +8.3 Clinton +3.0

  16. Muchas gracias Mimo por tu artículo.

    Se me ha escapado el post anterior (15) En él están los datos de los estados realmente competidos. La primera cifra es el promedio de ventaja (con su ganador) en una competición Obama/MaCain, la segunda en caso de competición Clinton/MacCain.
    Como se ve, sólo en Ohaio claramente valdría más tener a Clinton. El margen de Obama es relativamente cómodo cuando gana (aunque sea menor en Penn), gana en estados que no gana Clinton (Iowa y Wisconsin) y acorta la distancia en Virginia.

    Hay razones para la esperanza, aunque la campaña de la derecha será muy sucia, como adiverte Don Cicuta, y muy potente y muy bien financiada.

    Personalmente, no creo que sea bueno perpetuar el hecho de que en los últimos 25 años haya habido siempre un Bush o un Clinton en la Casa Blanca. Pero no me fío de qué podría hacer Clinton si queda fuera. Da miedo ver a algunos de sus seguidores en los actos de partido, generalmente mujeres blancas de edad mediana, gritando NO-bama y pidiendo el voto para MacCain en Noviembre.

  17. Hoy creo que hay que hacer una mencion al tanto politico que ha logrado Rosa Hype en el Congreso por su proyecto de ley de considerar a los amenazados por eta como victimas del terrorismo.
    Creo que vamos por el buen camino en la unidad contra el terrorismo.
    La unanimidad en el Congreso se ha visto empañada porque ERC no ha dado su voto.

    Tambien el PP ha logrado ponerse de acuerdo con los grupos parlamentarios y ha logrado el acuerdo en su proyecto de ley contra la pederastia.

    Algo esta cambiando en la politica en nuestro pais.

    El dialogo comienza a ser el motor de una nueva legislatura en temas de mucha sensibilidad social.

    Por fin ,los contrarios se tocan.

    Espero que pronto se renueven los organos del CGPJ y del TC.

  18. Obama defendera al estado de israel y no dudara en usar las armas ,como ultimo recurso,en contra de que Iran tenga una bomba nuclear.

  19. Perdonadme este inciso en el camino para traeros un post del Blog de Rosa Hype que me tiene la mosca detras de la oreja….jeje.

    ……………………………………………….
    “”[64] sinlibertad | 04.06.08 01:30 pm

    Por cierto, estoy recogiendo firmas para ver si conseguimos nombrar a don Fernando, miembro permanente del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas, representando a su gigantesco ego. Sería de desear que se fuera a Nueva York, a divagar con los representantes de EEUU y Rusia sobre el pensamiento de Nietzsche en la actualidad como solución para evitar el crecimiento del precio del barril. Corremos el peligro de desencadenar una Tercera Guerra Mundial, aunque serían todos los países contra un solo hombre que llegaría a proferir aquello de “porque yo lo valgo”:)).
    ………………………………………………..

    Si Fernando tiene algo que decir que lo diga ahora o enmudezca para siempre (risitas interiorizadas geyper)

  20. Claro esta que sinlibertad se referia a Fernando Savater….jeje…pero ¿a que mola el post sacado de su contexto ¡eh! Fernando?…..

  21. Por cierto ,german escribano :
    No creo que Ignacio Sánchez-Cuenca sea “el articulista ocasional “de DC….creo que es mucho mas que eso.
    Forma parte de los momentos mas gloriosos de este joven blog….jeje.

  22. De los sectores que no parecen padecer la crisis tenemos al relacionado con la asignación forzada de períodos de ocio y relax con vocación de larga permanencia. Bien es verdad que los establecimientos especialmente dedicados a ese fin escasean y aunque se está tratando de ampliar la oferta, sigue siendo una modalidad en el que se estima que la demanda va a seguir superando la oferta, por bastante tiempo aún.
    http://www.elconfidencialdigital.com/Articulo.aspx?IdObjeto=16535

  23. Me parecen estupendos el artículo de Titos en DC y el de ISC en El País, pero ahora no puedo pararme más. Intuitivamente, no comparto el pesimisno de Teoura y Cicuta sobre la imposibilidad de que los usamericanos elijan como presidente a un negro. Ni tampoco la idea de que le irá mucho mejor a Obama sin Clinton. Creo que las posiblidades de un tándem son nuevas respecto de las posibilidades y rechazos de los candidatos por solitario. Habría que ver cómo responde la gente a las propuestas Obama-Edwards, Obama-Clinton, etc. Creo que con esta puede sumar más que restar y que su marido no es ningún tonto y puede echar una mano con su experiencia y contactos al más alto nivel. Como veis, me va el wishful thinking.

  24. Yo tampoco comparto el pesimismo de Teoura y Cicuta sobre las posibilidades de Obama. Yo creo que los norteamericanos de los EE.UU. deben tener muy claro a estas alturas que la guerra de Irak fue un desastre y Obama se opuso a ella desde el principio. Hoy les estuve escuchando a los dos, a él y a Clinton, en su comparecencia ante una asociación israelí y no me cabe duda de que si este hombre llega a ser Presidente, el mundo será distinto. Y mejor.

  25. Os doy una pista de por qué ganará Obama las elecciones…jeje

    Barack Hussein Obama Jr. (* Honolulu, 4 de agosto de 1961) es un político estadounidense nacido en Hawaii. Es hijo de Barack Obama Sr. de Kenia, PhD. en Economía por la Universidad de Harvard, y de Shirley Ana Dunham, Ph.D. en Antropología por la Universidad de Hawaii. Es nieto de Sarah Obama, ama de casa en una pequeña aldea de Kenia.

Deja un comentario